Coaching empresarial para las pymes

Negocios mejoran resultados gracias a programa de acompañamiento y asesoría.

Walmart de México y Centroamérica reconoció a las pequeñas y medianas empresas (pymes) que destacaron en el programa Adopta una Pyme. En esta segunda edición se premió a diez pymes en la categoría de Consumos y Abarrotes, las cuales obtuvieron un crecimiento de doble dígito.
El programa contó con la participación de 48 empresas que también formaron parte del proyecto “Una mano para crecer”. “Adopta una Pyme involucra a asociados —colaboradores— de Walmart que acompañan y asesoran en temas financieros logísticos, mercadológicos y administrativos a los emprendedores para crecer y potenciar su producto”, expresó Mayarí Prado, coordinadora de Asuntos Corporativos para Walmart México y Centroamérica.
La asesoría se efectúa durante todo el año y el objetivo es lograr un crecimiento significativo en las ventas de sus productos. Los asociados involucrados en la asesoría pertenecen al área comercial y cuentan con la experiencia y conocimiento del manejo de los productos dentro de las tiendas.
El trabajo del asociado es voluntario y forma parte de su compromiso con la empresa para impactar de forma positiva en la comunidad.
Paso a paso
Entre los premiados destacó la empresa SAM, dirigida por Issa Argueta, quien dijo que se logró reafirmar la identidad como pequeña empresa, obtener un espacio dentro de la agenda corporativa de Walmart y contar con el apoyo para lanzar nuevos productos hacia otros canales.
SAM fabrica especias y condimentos como consomé de pollo, sazón completa, empanizado, empanizado libre de gluten y con fórmula nacional, para ser distribuidos en Walmart a escala nacional. La empresa contó con un crecimiento de 230% en el último año y planea exportar su producto hacia Costa Rica.
Argueta indicó que otro de los beneficios es que el programa involucra dentro de su cadena de valor a mujeres agricultoras guatemaltecas para apoyar el desarrollo en el occidente del país.
Paciencia y confianza
Mario De León, gerente de Chiltepico, también fue reconocido por su emprendimiento de la salsa picante del mismo nombre. “Una Mano para Crecer me ayudó a entender un sistema y lograr que nuestro producto sea beneficiado, reconocido y esté en un lugar para darlo a conocer”, expresa De León. “
Ser emprendedor significa ser un todólogo. Toca ser autodidacta y contar con paciencia y confianza. El programa te enseña el modelo de negocio de Walmart y explota todas nuestras capacidades”, comentó De León.