Coronavirus: Cuatro meses de precariedad marcan al hospital temporal del Parque de la Industria

Este jueves 23 de julio vencen 477 contratos laborales de médicos, enfermeras y demás personal que presta sus servicios en el hospital temporal Parque de la Industria, sin embargo, las dudas rondan sobre cuántos trabajadores no renovarán contrato por la carencia de insumos y el atraso en los pagos.

La falta de equipo de protección, pago de salarios y contratos son algunas quejas que han expuesto el personal médico del hospital temporal del Parque de la Industria. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)
La falta de equipo de protección, pago de salarios y contratos son algunas quejas que han expuesto el personal médico del hospital temporal del Parque de la Industria. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

El pasado 23 de marzo comenzó a trabajar, oficialmente, el personal del hospital temporal de Parque de la Industria quienes acordaron con las autoridades de gobierno un primer contrato de cuatro meses. El hospital de campaña fue presentado como el más grande de Guatemala para poder hacer frente a la pandemia que tocó las puertas del país el 13 de marzo cuando el presidente oficializó el primer caso de covid – 19.

Pero las luces de su inauguración rápidamente se fueron opacando a consecuencia de problemas que han ido acompañando su funcionamiento en estos primeros meses, donde resalta la falta de equipo de protección para el personal sanitario, pocos medicamentos para atender a los pacientes, alimentos en malas condiciones, no contar con un seguro de vida y algo tan básico al momento de trabajar como recibir de manera puntual su salario.

Lo anterior ha hecho, que en más de una ocasión, el personal del hospital de campaña se viera en la necesidad de denunciar las carencias que siguen sin ser resueltas, ahora que prácticamente ya finalizó el acuerdo de trabajo que algunos médicos ni siquiera firmaron por lo complejo de los trámites burocráticos y hay quienes ni han visto una moneda por sus meses de servicio.

Según los datos que maneja el área de comunicación social del hospital temporal de 477 trabajadores activos, 467 ya entregaron su papelería para buscar una renovación del contrato, los restantes aún tienen hasta el viernes para entregar los documentos, según ellos solo cuatro médicos dijeron abiertamente que no iban a continuar la relación laboral por diferentes causas.

Aunque la cifra de profesionales de la salud que dejarían el hospital podría ser mayor. De los 477 trabajadores activos únicamente 55 son médicos, de estos 10 ya se retiraron y otros 10 ya dejaron ver sus intenciones de no continuar con la relación laboral según declaró uno de los médicos, que prefirió no ser citado. Así mismo añadió que en un turno donde trabajaban 12 médicos ya solamente cinco se hacen cargo de la jornada laboral y que de cuatro pediatras que comenzaron en el hospital ya solo hay uno.

Sin equipo y sin salarios

Dos médicos del hospital temporal decidieron hablar una vez más bajo la condición de anonimato, ya que temen represalias administrativas a futuro, en caso deseen optar a nuevos puestos de empleo en alguno de los hospitales o centros de salud del país.

Uno de ellos afirmó que la falta de equipo de protección es un problema serio, pero lamenta que el haberse jugado la vida en extensas jornadas de trabajo no signifique nada para las autoridades de gobierno porque no ha recibido su salario.

“En mi caso salí positivo de covid y eso es lo que me preocupa, no solo arriesgar la vida, salir positivo y sin salario creo que es completamente injusto, nosotros somos terapeutas respiratorios, éramos 26 en todo el Parque de la Industria, pero durante el tiempo se fueron disminuyendo, a la fecha somos 12 los que no vamos a renovar contratos, nos dicen que se nos va a pagar pero que hay que tener paciencia y así nos traen”, refirió el médico, que por tener síntomas leves permanece en su domicilio bajo los protocolos de seguridad.

Trabajadores y doctores del hospital provisional del parque de la industria informaron que aun no les han pagado sus salarios desde que empezaron a trabajar en el lugar combatiendo el coronavirus. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

El 11 de julio falleció por coronavirus el doctor Óscar Hernández, quien prestó su servicio en el Parque de la Industria, él renunció días antes de su muerte por todos los problemas administrativos, pero la falta de equipo de protección aún es recurrente y pone en riesgo a sus colegas.

“En el área de intensivo gracias a Dios se cuenta con el equipo pero donde no hay es en el área de leves y moderados, solo están dando una bata, la mascarilla y el zapatón, es lo único que están dando, incluso las áreas de leves y moderados ya no están consideradas como leves sino moderados porque la mayoría de pacientes está llegando en estado crítico, incluso en ese espacio hay un área de shock donde se asisten intubaciones y ahí si se genera el aerosol y hay una gran carga viral y estar ahí sin el equipo completo es peligroso”, recordó el médico.

Favoritismos a pacientes

La falta de pago y no contar con el equipo de protección es algo que molesta al personal sanitario del hospital del parque de la industria, pero no son los únicos problemas que ocurren en ese centro asistencial. El segundo doctor que decidió hablar asegura que deben de dar prioridad a pacientes que son recomendados por autoridades de gobierno, lo que les hace descuidar a los otros pacientes del hospital.

Incluso la desatención no ocurre únicamente con los pacientes, ni siquiera el personal que trabaja en el Parque de la Industria puede tener acceso a pruebas o servicio ante un caso de riesgo, como relató el profesional.

“Me entere que se negaron a practicarles pruebas de covid a una psicóloga cuyo padre murió por covid y se tuvo que hacer la prueba afuera, hay casos de médicos que tampoco les han querido hacer pruebas porque dicen que no hay, sin embargo si se atienden recomendados del gobierno, eso nos sucede muy frecuente, llegan por ser recomendados del presidente, del ministro, de diputados, quitan pruebas, dejamos de atender pacientes por atenderlos a ellos porque si no están reclamando, ha venido personal del congreso, novias de diputados, de todo una cantidad de personas que como médicos nos asquean”, señaló.

Salud desconoce intenciones de médicos

Al ser consultadas autoridades del ministerio de Salud afirmaron que no conocen que médicos del Parque de la Industria deseen finalizar la relación laboral por las condiciones precarias que han manifestado.

“Estamos resolviendo todos los problemas administrativos, creíamos que todo estaba ya resuelto pero muchos de los contratos se han quedado todavía parados porque los interesados no han llenado los requisitos para resolverlos (…) nadie ha manifestado su interés en ya no seguir”, manifestó la viceministra administrativa de salud, la doctora Nancy Pezzarossi.

Por su parte la directora del hospital de campaña, Dania Hernández, respondió  por medio de un mensaje a los posibles favoritismos denunciados por médicos diciendo que, “el hospital temporal Parque de la  Industria pertenece a la red nacional de salud, por lo que está abierto a la población en general, algunos pacientes se presentan como referidos de “x” o “y” persona, sin embargo la instrucción que tienen es atender a todos por igual con calidad y calidez sin distinción alguna”, pero cuando se le repreguntó si estos pacientes decían ser referidos por los funcionarios que citaron los médicos ya no fue posible obtener su respuesta.

Hospital provisional del Parque de la Industria, lugar a donde llevan a los enfermos de covid 19. (Foto Prensa Libre: Erick Avila)

Un reflejó de los hospitales nacionales

Quizás uno de los hospitales que ha sido punto de referencia durante la crisis del coronavirus es el temporal del Parque de la Industria, pero la falta de equipo de protección afecta a todos los médicos, incluso a aquellos que trabajan en hospitales privados, según reveló una encuesta del Instituto de Problemas Nacionales de la Universidad de San Carlos (Ipnusac).

En total fueron analizadas 712 encuestas, de ellas el 61.5% de trabajadores de salud son del departamento de Guatemala y el resto se ubican en el interior de la república. El 60% trabaja en el sector público y su exposición ante el covid es medio y alto, mientras que el otro 40%  forma parte de la red hospitalaria privada y su nivel de riesgo ante el virus es baja y media, según el documento.

El 50% de los participantes dijo disponer de insumos y equipo de protección, pero del total que no cuentan con equipo, el 70% forma parte de los hospitales públicos cuyo riesgo de exposición es alto y el 30% restante pertenecen a hospitales privados. Del total de los consultados solo al 13% se les entregó todo su equipo de protección, el resto de profesionales ha tenido que comprarlo con sus propios recursos.

El 17 de julio el Colegio de Médicos y Cirujanos de Guatemala (Comdegua) exigió en un comunicado que se priorice el cuidado al personal de salud que esta vulnerable por la falta de equipo, también el Colegio de Profesionales de Enfermería pidió garantías para su gremio al ser el más expuesto, ya que por su servicio profesional no pueden mantener distancia con pacientes de covid que en ocasiones necesitan ayuda para ir al sanitario y darse una ducha.

“Siguen ellas comprando sus mascarilla, las que tienen mayores posibilidades tratan de comprar equipo mucho más efectivo para protegerse porque no se les está dando a pesar de que están en la primera línea de trabajo, el trato es bastante grosero en centros y puestos de salud porque quieren que las enfermeras hagan visitas domiciliares, hisopados, tratamientos, consultas y evadiendo muchos sus propias responsabilidades cayendo en personal de enfermería que no tienen batas, ni mascarillas, ni caretas, sin lentes y sin guantes”, refirió Otilia Argueta, Presidenta del Colegio de Enfermería.