Así será el regreso a la escuela para los niños luego de la erupción del Volcán de Fuego

Las clases de 15 mil 115 niños de Escuintla y Sacatepéquez fueron interrumpidas de manera abrupta por la erupción del Volcán de Fuego del pasado 3 de junio, según los registros del Ministerio de Educación (Mineduc).

Niños afectados por la erupción recibirán ayuda psicosocial antes de que se puedan incorporarse a sus estudios. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Niños afectados por la erupción recibirán ayuda psicosocial antes de que se puedan incorporarse a sus estudios. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

El 9 de julio se reanudarán las clases para los niños que se encuentran en albergues debido a que fueron afectados por la erupción del Volcán de Fuego, para ello se utilizarán 20 carpas con capacidad para 40 alumnos cada uno, afirmó este lunes el ministro de Educación Óscar Hugo López.

El ciclo lectivo se normalizará también para los niños cuyos centros educativos funcionan como albergues, aunque el ministro explicó que algunos de ellos ya recibían clases en centros privados que ofrecieron ayuda por la tragedia.

López explicó que los niños afectados por la tragedia se dividen en tres grupos.


Un total de 668 menores se encuentran en este momento en albergues, y son aquellos cuyas viviendas y escuelas fueron destruidas y en algunos casos sufrieron la pérdida de amigos y seres queridos.

A esos menores se les atenderá en carpas donadas por la comunidad internacional, que además aportó mochilas, valijas didácticas y kits de limpieza.

“Se colocarán entre 25 y 30 carpas. El plan es que se ubiquen donde se construirán las residencias, pero se analiza si se puede hacer en lugares cercanos a los albergues”, señaló el funcionario.

Lea además: Familias tendrán subsidio, pero hasta que estén en un lugar fijo

Explicó que esto será un plan de atención transicional, mientras se construyen escuelas.

“Con estos niños se trabajará con una atención psicosocial antes de empezar el currículo. No podemos entrar de lleno con las materias, pues los niños pasan por una pérdida de territorio y familia”, señaló el ministro.

Escuelas servirán de albergues para las familias hasta que se habiliten módulos temporales en otras instalaciones. (Foto Prensa Libre: Esbin García)

Comunidades

El otro grupo lo componen alrededor de dos mil 337 niños, quienes viven en 10 comunidades de alto riesgo y cuyos padres no quieren salir de ahí.

Para atender a esos niños, el Mineduc adquirió 25 módulos educativos en un evento de adquisición por el cual erogó Q4.3 millones.

Por si no lo vio: Cómo hacer de San Miguel Los Lotes un lugar con oportunidades

“Debido a que no queremos exponer a maestros y alumnos, se ubicarán en un lugar con menos riesgo en caso de que ocurra una emergencia en horario escolar”, señaló López.


El último grupo son los 12 mil 110 niños que en este momento no pueden ir a sus escuelas porque están siendo utilizadas para atender a las víctimas de la tragedia.

“Mientras se construyen los albergues de transición, muchos colegios han ofrecido sus instalaciones sin costo para que los niños vayan a estudiar”, precisó el ministro.

López explicó que se había contemplado pagar alquileres, pero los colegios han ofrecido su ayuda.

Alguien que escuche

Psicólogos acudieron por sus propios medios a los albergues pocos días después de la erupción para poder estar conlos afectados, principalmente con niños, madres y ancianos para escucharlos y ayudarlos a que tengan una mejor respuesta a la situación a través de la psique, es decir los procesos conscientes e inconscientes propios de la mente.

Estos grupos de profesionales se han organizado a partir de otras tragedias que enlutaron Guatemala, como el incendio en Hogar Seguro y el deslizamiento en El Cambray.

Contenido relacionado

> Sobrevivientes se aferran a la esperanza de encontrar aunque sea huesos de sus familiares
> ¿Por qué los niños son tres veces víctimas de la erupción?
> Catedrático de la Usac muere en una piscina del campus central