Giammattei da detalles sobre cómo funcionaría el semáforo de reapertura del país por la crisis del coronavirus

Las alertas medirán los casos de coronavirus por cada cien mil habitantes.

Guatemala mantiene medidas de prevención para reducir los contagios por coronavirus. (Foto Prensa Libre: Esbin García)
Guatemala mantiene medidas de prevención para reducir los contagios por coronavirus. (Foto Prensa Libre: Esbin García)

El presidente Alejandro Giammattei visitó este miércoles 8 de julio el Aeropuerto Mundo Maya en Petén, donde participó en la entrega de una motobomba donada y habló respecto de la reapertura gradual del país por la crisis del coronavirus.

El mandatario indicó que el domingo en cadena nacional se anunciará lo que será durante 15 días, es decir, el sistema de alertas; sin embargo, amplió algunos detalles de cómo funcionarán para la reapertura.

Se explicará cuáles son los parámetros para una alerta verde, amarilla, naranja y la roja.

“El domingo vamos a anunciar lo que va a ser durante 15 días que nos vayamos acostumbrando al sistema de alertas. Vamos a arrancar anunciándolo el próximo, cuando vamos a arrancar diciendo cuáles son los parámetros para una alerta verde, una amarilla, una roja o una anaranjada… una naranja, perdón, que sería la tercera en la escala, y una roja”, precisó el presidente.

Cada alerta medirá los casos activos por cada cien mil habitantes y delimitará lo que es posible hacer y no hacer.

Giammattei explicó que dependen de cómo amanezcan las alertas en cada municipio así será el monitoreo para atacar los focos de infección por municipio.

“El municipio que mejor se porte, que menos contaminación tenga, el premio va ser que van a tener cada día más apertura esos municipios. No tenemos que cerrar todo el país a no ser que fuera estrictamente necesario”, manifestó.

Las alertas serán de lo local hasta lo nacional, para mantener el control y se publicarán las alertas municipio por municipio, para que nos acostumbremos al sistema.

Luego del estado de Calamidad se continuará con las normativas de las alertas.

Resaltó que los programas sociales continúan en apoyo a los afectados por la pandemia y se prioriza a municipios que tienen problemas con la desnutrición.

El ciclo escolar

Respecto de la reapertura del ciclo escolar, Giammattei dijo que es algo que analizan y que tienen varios estudios que se han hecho en otros países que han reabierto las escuelas y “más se han tardado en abrirlas que volverlas que tener a cerrar”.

Añadió que los niños tienen más resistencia al virus, pero lo esparcen más, según un estudio de la Universidad de Granada.

“Reiniciar el ciclo escolar en cuanto veamos que la curva vaya bajando y se sostenga, para tener la certeza y con las alertas poder decir en este municipio no hay problemas, arranquemos porque los casos son pequeños”, expresó.

Afirmó que trabajan en los protocolos para la reapertura de la industria, del comercio y la construcción, entre otros.

También las alertas servirán para ir adelantando en ciertos municipios el regreso a clases.

Certificarán los vuelos

El presidente indicó que hablarán con las líneas aéreas para certificar los vuelos y que no haya problemas con los aires acondicionados por el tema de los contagios.

Al ser consultado sobre la reapertura de los aeropuertos, indicó que las personas que venga a Guatemala traigan una prueba de covid-19 con el procedimiento de PCR, para descartar que estén infectados.

También un común acuerdo con Centroamérica porque hay un país que sus ciudadanos tienen impedimentos para ingresar a Europa.

Se espera que en las próximas seis u ocho semanas los protocolos estén establecidos.

“Nuestro sistema inmunológico no reconoce ese virus -covid-19-. Solo tenemos dos caminos, o nos da o nos salvamos que nos dé”, manifestó  Giammattei.

Alertas contemplan la hotelería

En el sistema de alertas está contemplada la hotelería, y con casos mínimos en un municipio la alerta es moderada -naranja-, por lo que los hoteles estarán abiertos, aunque los huéspedes deben comer en sus habitaciones.

Los restaurantes tendrán porcentaje de autorización de personas, de acuerdo a la cantidad de metros cuadrados. Los meseros deben usar caretas y guantes.

Afirmó que también han hablado con la Asociación Nacional de Municipalidades para tratar que los alcaldes disminuyan el pago del Impuesto Único Sobre Inmuebles a los hoteles por la pandemia.

Erwin Calgua, coordinador del Centro de Investigaciones Biomédicas de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad de San Carlos (Usac), respecto de lo indicado por Giammattei de la reapertura, dijo que lo anunciado toma por sorpresa a algunos sectores que están fuera de ese entorno gubernamental y más en el área académica.

Calgua dijo que se pregunta ¿Cuáles son los elementos que no están claros, que están siendo evaluados para crear dicho semáforo?

Añadió que en base a las indagaciones sobre el modelo que se ha aplicado en otros países, entiende que “tiene que estar basado sobre el porcentaje de ocupación de camas en terapia intensiva y de casos positivos”.

Dijo que lo curioso es que no nos explican cuáles son esos términos y que Calgua como epidemiólogo necesita saberlos,  y si uno de estos son los casos positivos y no lo tenemos claro “cómo podemos hablar acerca de un semáforo”.

Guatemala ya supera los mil muertos por coronavirus. (Foto Prensa Libre: Byron García)

Señala falta de información

Indicó que se desconoce si habrá un sitio para ver el semáforo de acuerdo con los indicadores.

“Es demasiado arriesgado poder hablar de retornar  en un momento dado y utilizar esto sin tener claro estos parámetros”, manifestó.

Al consultarle de retomar el ciclo escolar, Calgua respondió que no es el momento para hacerlo, y que se debe trabajar la reactivación de la economía y del sector educativo, como en el caso de la Usac que aún no hay fecha de retorno para las clases presenciales, pero se analiza la situación.

Dijo que si un sector en la capital tiene posibilidades para hacerlo -el retono-, analiza críticamente la situación, ahora se pregunta bajo qué directrices hablan de regresar de retorno a la educación en lugares recónditos.

Señaló que no se ha llegado a un sistema de detección, por lo que la Usac trabaja en una solución que permita el retorno durante las etapas de covid-19.

Riesgo para los niños

Dijo que hacer el retorno ahorita es riesgo para los niños, porque el virus es complejo y puede mutar.

Argumentó que se debe explicar bien qué significa una alerta roja y una naranja; además, tener claro que los indicadores son importantes.

No está claro el plan

“La gran debilidad de la respuesta del gobierno en relación a este tema ha sido la planificación, es carente, nadie sabe cuál es el plan, desde el día número uno para esta época no tenemos claro cuál es el plan y la estrategia”, señaló.

Al preguntarle si realmente es el momento adecuado para aplicar estas medidas en el país, Calgua respondió que no es el más apropiado, y que es el momento para planificarlo, aunque hay retardo. Tampoco sabemos en qué punto real estamos, pues se anunció que habíamos llegado al pico de la pandemia y epidemiológicamente se sabía que no.

Además se desconoce otros indicadores como el tema de las pruebas para detectar el coronavirus que son claves para el retorno a la normalidad. También, la población debe mantener las medidas de prevención.

José Ortiz, encargado del Observatorio Pandemia Sars-Cov-2/ Covid-19 para Guatemala, señaló que Guatemala es un mal imitador de intervenciones de otro países, y que este semáforo que se propone no tiene ningún nivel de evidencia y que es una copia de lo que se hace en México.

Según Ortiz, desde el inicio se tenía que aislar a los pacientes infecciosos en un centro de cuarentena, pues ahora seguimos en ascenso y si en un par de semanas esto disminuye veremos que la curva baja y lleva su curso natural con o sin intervenciones.

Una médico evalúa a un hombre con síntomas de coronavirus en el área de emergencias del Hospital San Juan de Dios. (Foto Prensa Libre: EFE)

Procesos de aislamiento son importantes

Añadió que se ha visto una elevación sostenida de los casos en las últimas semanas “En resumen, los semáforos epidemiológicos sirven cuando los procesos de aislamiento de los casos infecciosos funcionan, de lo contrario el semáforo nunca va a pasar a verde”, argumentó.

Al preguntarle si el semáforo funcionaría en los departamentos con más casos, Ortiz respondió que no cree que funcionen de buena manera, pues se expresa erróneamente que el covid-19 es a escala rural, cuando la enfermedad es del área urbana, como la capital.

Dijo que el distanciamiento en el área rural se cumple y no como las concentraciones en el área urbana, “los semáforos epidemiológicos no funcionan y están fuera de la realidad del país” y esas intervenciones deberían ser en las áreas urbanas.

“Se debe reevaluar esa medida y ver en realidad qué ocurre con la epidemia a nivel departamental y municipal, para abrir centros de cuarentena. Jamás hemos escuchado a un ministro  o un viceministro hablar sobre el comportamiento de los casos a nivel de zona a detalle”, señaló.

Dijo que el sistema de Salud no abatió la mortalidad y es irresponsable decir que habrá demasiadas muertes.

Señaló que las pruebas rápidas tienen una sensibilidad pobre y la metodología que utilizó la  Coprecovid y Salud no cumple con los estándares para validarla.

Culminó al decir que se deben abrir intensivos con suficiente oxígeno y personal debidamente contratado y es una amenaza que ingresen pacientes con covid-19 a todos los servicios de los hospitales.