Preocupa lluvia arriba de lo normal en 82 municipios en segunda parte del invierno

Covial asegura que sí tiene recursos para atender emergencias de carreteras y que su presupuesto no está sobregirado.

Publicado el
Foto de archivo. Covial atiende una emergencia en la ruta a Sololá. Esta dependencia del Ministerio de Comunicaciones es la encargada de responder ante estos imprevistos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Foto de archivo. Covial atiende una emergencia en la ruta a Sololá. Esta dependencia del Ministerio de Comunicaciones es la encargada de responder ante estos imprevistos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

La segunda parte de la época lluviosa traerá precipitaciones arriba de lo normal en 82 municipios ubicados principalmente en el sur, occidente, noroccidente del país, la Franja Transversal del Norte, así como en una pequeña parte de Jutiapa y Chiquimula, según información del Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insvivumeh).

La institución elaboró un informe a partir del Foro del Clima de América Central, según el cual, aunque al inicio del trimestre de agosto a octubre se esperan condiciones “neutras” de los fenómenos de El Niño y La Niña —sequía y exceso de lluvias, respectivamente—, “hay una fuerte posibilidad” de que se desarrolle un nuevo episodio de La Niña en octubre.

De acuerdo con el Insivumeh, “si bien hay certeza de que la temporada 2021 de ciclones tropicales del Atlántico Norte será menos intensa que la del 2020, hay acuerdo entre los servicios meteorológicos de que será una temporada —de lluvias— arriba de lo normal”.

Detalló que para el resto de la temporada ciclónica se puede esperar la influencia de al menos dos sistemas tropicales en el país. En ese sentido, el acumulado trimestral de lluvia en regiones de Retalhuleu, Malacatán, San Marcos, así como en Cobán, Alta Verapaz, e Ixcán, Quiché, podrían alcanzar los mil 800 milímetros.

Asimismo, la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) mantiene el monitoreo de 25 ríos considerados “cuencas mayores”, de los cuales 12 recorren el sur del país y desembocan en el Pacífico, dos en el Atlántico y 10 en el Golfo de México, ya que de registrarse grandes cantidades de lluvias podrían causar inundaciones súbitas.

Por la saturación de los suelos las lluvias también podrían causar derrumbes o deslizamientos que pueden poner en riesgo la vida de miles de personas que viven en lugares no aptos, a orillas de los barrancos o en donde las casas han sido construidas a la par de grandes taludes de montañas.

“Lo que más preocupa es lo frágil o vulnerable que somos como país”, respondió el portavoz de la Conred, David de León, al ser consultado acerca de cuál es la principal preocupación de la época de lluvias.

Contratistas de Covial trabajan en la reparación de una ruta. (Foto: Covial)

Carreteras

Dentro de las recomendaciones que hace el Insivumeh en su proyección meteorológica de agosto, septiembre y octubre, llama a las autoridades encargadas de velar por la infraestructura vial del país a tomar en cuenta que un exceso de lluvias podría generar lahares, derrumbes, crecidas repentinas de ríos e inundaciones que podrían dañar carreteras y puentes.

En ese sentido, la semana pasada diputados opositores externaron su preocupación porque, al parecer, la Unidad Ejecutora de Conservación Vial (Covial), dependencia encargada de atender emergencias en las rutas del país, está por quedarse sin presupuesto, cuando lo más fuerte del inverno está por comenzar.

Lea también Calificadoras creen que Guatemala no ha resuelto problemas de corrupción y débil institucionalidad

Hasta julio pasado, Covial ya había ejecutado el 61% de los Q1 mil 727 millones con los que cuenta, y ya tiene comprometidos Q1 mil 76 millones. Además, según Guatecompras tiene 63 concursos que están por adjudicarse, para el mantenimiento rutinario de la red vial, atención de emergencias y por la supervisión de esos proyectos.

Las lluvias de las últimas horas ha ocasionado problemas en varios puntos del país, sobre todo en el nororiente y norte. (Foto: Conred)

Por estas razones, los legisladores señalaron que el presupuesto de la entidad estaba sobregirado.

Sin embargo, autoridades de Covial rechazaron tal extremo y aseguraron que y añadieron que la institución no se ha quedado sin recursos para atender eventuales emergencias que surjan en la época lluviosa.

Rolando Santizo, subdirector administrativo y financiero de Covial, explicó que toda la red vial del país tiene contratos para su mantenimiento, porque es el mandato legal de la dependencia, y cuando ocurre un imprevisto es la empresa que tiene a cargo el mantenimiento de la carretera la que debe atender el problema.

Lea también: Qué es el quetzal digital, el proyecto que podría cambiar los pagos sin efectivo en Guatemala

Mientras que Ronald Acij, subdirector técnico de la institución, indicó que una emergencia no necesariamente implica que Covial tenga que erogar más recursos, puesto que se revisan los contratos firmados con la empresa en esa ruta o en otras y “se readecúan los trabajos”, es decir, se analiza qué tramo puede dejar de darle mantenimiento para que atienda la urgencia.

Cuando sí se deben buscar recursos, añadió, es cuando el contratista ya ha cumplido con todo lo que especificaba su contrato de mantenimiento y ya no hay más de donde jalar modificar.

Incidentes por lluvias años   
Conred da cuenta de que en la segunda parte del inverno ocurren más emergencias
Primera parteSegunda parteTotal
2018195242437
2019114274388
202059439304,524
Suma9034,446
Carreteras dañadas en época lluviosa
Primera parteSegunda parteTotal
20187543118
201944105149
20201409601,100
Suma2591,108

No hay sobregiro

Santizo aseguró que el presupuesto de Covial no está sobregirado puesto que el sistema de contabilidad del estado “no lo permite” y cada gasto debe estar respaldado con un certificado de disponibilidad presupuestaria.

Esto, a pesar de que el propio Sicoin dice que aparte de los Q1 mil 72 millones ejecutados, ya hay comprometidos Q1 mil 76 millones más. Sin embargo, Santizo, aseguró que de los recursos comprometidos probablemente no todos se van a ejecutar, precisamente porque no lo permiten los sistemas contables.

Lea también: Estas son seis leyes que le interesan a Estados Unidos y que el Congreso debe priorizar

Expuso que un contrato que se firma en 2021, no necesariamente se pagará en su totalidad en este año, sino que se hacen programaciones de pago, y de acuerdo con los análisis del departamento técnico, se puede asignar un pago del 10, 20 o 30 por ciento del valor del contrato, el resto quedará para pagarse el año siguiente, lo que comúnmente se le llama deuda de arrastre. Esta también se alimenta cuando el Ministerio de Finanzas no traslada la totalidad de recursos.

Santizo indicó que lo mismo ocurre con los concursos pendientes de adjudicarse en Guatecompras ya que los procesos que se empiezan en junio, por ejemplo, posiblemente empiecen a trabajarse hasta seis meses después.

Lea también: ¿Por qué nos debe importar que no haya más embarazos en niñas y adolescentes?

Agregó que cuando se produce una emergencia muy grande, como una tormenta u otro fenómeno natural, se plantea la necesidad de atenderla a través de un estado de Calamidad.

Covial tiene un presupuesto de Q1 mil 727 millones, incluidos Q40 millones que se le han transferido este año. (Foto: Covial)