Volcán de Fuego | “Le pedimos a Dios que nos ayude”, dicen afectados

Habitantes de las comunidades que rodean el Volcán de Fuego ya fueron alertadas del peligro por una posible erupción, pero no pueden evacuar todavía porque no tienen a donde ir.

El Volcán de Fuego realizó una violenta erupción el 3 de junio del 2018 (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
El Volcán de Fuego realizó una violenta erupción el 3 de junio del 2018 (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Este 31 de marzo, el Instituto Nacional de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh), alerto de una probable erupción del Volcán de Fuego en las próximas horas o días.

Debido al peligro, la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) pidió a sus delegados, a los gobernadores departamentales y a los alcaldes municipales que se informe a la población sobre el riesgo.

Sin embargo, los habitantes de los alrededores del Volcán de Fuego solo pueden esperar y “encomendarse a Dios”, para que no ocurra una tragedia como la que pasó el 3 de junio del año pasado.

Lorenzo Morales, presidente del Consejo Comunitario de Desarrollo de la comunidad Morelia, asegura que están acostumbrados a los retumbo y fumarolas del volcán y que saben del peligro, pues desde la semana pasada un representante de la Conred avisó sobre el incremento de la actividad.

“Pero ¿a dónde nos vamos? No tenemos a donde irnos. Le pedimos a Dios que nos ayude”, comentó Morales a Prensa Libre.

Lea también: Insivumeh no descarta relación entre enjambre sísmico y actividad del Volcán de Fuego

El líder comunitario señala que por momentos la comunidad, que no resultó tan afectada como Los Lotes durante la erupción del 2018, se cubre con ceniza y arena fina.

El aviso del peligro fue dado la semana pasada gracias al registro de los instrumentos utilizados por el Insivumeh.

“Estamos acostumbrados a las fumarolas y los retumbos, pero estamos atentos a lo que nos digan las autoridades para tener precaución”, afirmó Morales.

En la comunidad El Rodeo, también en las faldas del volcán, tampoco se ha comenzado alguna evacuación, pero los integrantes de la Coordinadora Local para la Reducción de Desastres (Colred) están en constante comunicación con los delegados de la Conred para alertar a los vecinos, afirmó Edwin Calito.

Lea también: Secuelas de la erupción del Volcán de Fuego ponen en riesgo poblados e infraestructura de la Costa Sur

El integrante de la Colred dijo que las medidas de prevención se comenzaron a tomar desde hace dos días, cuando comenzó el incremento de la actividad del coloso y recordó que cuentan con parlantes para dar cualquier tipo de aviso a los vecinos.

“Estamos atento y nos dividimos por sectores para tener una comunicación más directa con los vecinos. Hasta el momento, no hay nada que diga que estamos en peligro, la actividad es algo normal”, señala Calito.

El brigadista destacó que las personas comienzan a alertarse cuando en redes sociales o por otros medios reciben información que no es correcta, por lo que pidió atender solo la información proporcionada por las autoridades.

Por su parte, el exalcalde auxiliar de la comunidad Panimaché 1, Daniel Misa, afirma que para la población, la actividad del volcán se trata de una situación normal pues de forma constante son afectados por la ceniza, que daña los cultivos y las láminas de las casas.

Sin embargo, Misa señala que están pendientes de cualquier información para reaccionar oportunamente.

Contenido relacionado

Las dudas que rodean a tres proyectos en la RN 14, adjudicados por excepción

Cómo se previene en los poblados la amenaza de millones de toneladas de material del Volcán de Fuego

Así es como pobladores de Escuintla se preparan ante una erupción del Volcán de Fuego

0