César Montes: “Si hubiera sido yo, me como a los soldados fritos”

Julio César Macias López, más conocido como el exlíder guerrillero César Montes, ya está en la torre de Tribunales en la capital de Guatemala donde será presentado ante un juez.

César Montes al ingresar a la torre de tribunales en la capital guatemalteca, donde espera ser escuchado por juez. (Foto Prensa Libre: Erick Ávila)
César Montes al ingresar a la torre de tribunales en la capital guatemalteca, donde espera ser escuchado por juez. (Foto Prensa Libre: Erick Ávila)

Mientras espera ser escuchado por un juez, se declaró un perseguido político y aseguró que no tiene responsabilidad en el asesinato de tres soldados ocurrido el 3 de septiembre de 2019 en Semuy 2, El Estor, Izabal, crimen del que es señalado por el Ministerio Público.

“Con mi experiencia militar, si yo hubiera estado allí, ninguno de los nueve soldados sale vivo”, aseguró.

Macías López es señalado de asesinato, asesinato en grado de tentativa y asociación ilícita de personas armadas. Los hechos ocurrieron cuando un grupo de nueve soldados fue retenido por pobladores. Tres perdieron la vida, tres resultaron heridos y otros tres lograron escapar. El MP asegura que uno de los sobrevivientes afirmó que la orden del asesinato la dio directamente César Montes.

En su defensa, Macías López declaró: “Nueve soldados de esos bisoños, que son puros patojitos, me los hubiera comido fritos, en ayunas. No fui yo, no tuve nada que ver”.

Macías López fue detenido en México y entregado este sábado a las autoridades guatemaltecas en la frontera, desde donde fue trasladado por la Fuerza Aérea a la ciudad de Guatemala.