Erwin Sperisen: Siempre he dicho que no he matado a nadie ni tampoco he dado la orden

La defensa del exjefe de la PNC de Guatemala Erwin Sperisen, que está siendo juzgado de nuevo por su presunta participación en la ejecución extrajudicial de diez presos entre 2005 y 2006, pidió hoy su absolución, mientras la fiscalía exigió cadena perpetua o, al menos, 15 años de cárcel.

Erwin Sperisen (derecha) enfrenta un nuevo juicio en Suiza por la muerte de varios reos en la cárcel Pavón, durante un operativo policial efectuado en el 2015. (Foto HemerotecaPL)
Erwin Sperisen (derecha) enfrenta un nuevo juicio en Suiza por la muerte de varios reos en la cárcel Pavón, durante un operativo policial efectuado en el 2015. (Foto HemerotecaPL)

“Siempre he dicho que no he matado a nadie ni tampoco he dado la orden” para ello, dijo hoy Sperisen en el alegato final del tercer proceso que se abrió el lunes en Ginebra en su contra, en el que pidió además la dimisión del fiscal, Yves Bertossa, según recoge la agencia suiza ATS.


El juicio tiene lugar en la Cámara Penal de Apelaciones y Revisión del Tribunal de Justicia del cantón de Ginebra después de que el Tribunal Federal anulara el año pasado la cadena perpetua que le fue impuesta por una corte de Ginebra a Sperisen, de 47 años, por la ejecución de los reos.

El exjefe de la Policía Nacional Civil (PNC) de Guatemala, que tiene doble nacionalidad helvética y guatemalteca, fue procesado en 2014 en primera instancia por un tribunal de Ginebra y, en segunda instancia, al año siguiente.

En el primer juicio se le condenó a cadena perpetua por la ejecución sumaria de siete reos en la prisión de Pavón en 2006, cuando las fuerzas de seguridad estaban retomando en una operación especial el control del centro penitenciario, que había quedado totalmente en manos de los presos.


Sperisen fue absuelto, no obstante, por falta de pruebas del asesinato de otros tres presos que se habían escapado del centro penitenciario “El Infiernito” en 2005.

Sin embargo, en segunda instancia, el tribunal declaró al exjefe policial culpable también de esas ejecuciones.

Antes del alegato final de Sperisen su defensa, formada por Florian Baier y Girogio Campà, pidió la absolución de su cliente y dijo que, ante la decisión del Tribunal Federal del año pasado de anular la cadena perpetua, ésa era el único veredicto posible.

El fiscal Yves Bertossa reclamó cadena perpetua por la ejecución de los siete reos en la prisión de Pavón y, si Sperisen solo fuera condenado por asistir a ella, debe ser sentenciado a 15 años de cárcel, argumentó.

Lea más | Esto dijo el expresidente Óscar Berger sobre la justicia suiza al defender a Erwin Sperisen

La Cámara Penal de Apelaciones y Revisión del Tribunal de Justicia del cantón de Ginebra se pronunciará el 27 de abril.

Sperisen huyó en 2007 a Suiza, donde se instaló durante cinco años en Ginebra hasta que fue detenido.

Ha pasado cinco años en prisión preventiva antes de ser puesto en libertad en otoño pasado por orden del Tribunal Federal.

Contenido relacionado

>Los nuevos detalles del caso de financiamiento ilícito en FCN-Nación
>Investigaciones contra extorsionistas llevan a un coronel y un comisario
>¿En qué gastaba Q500 mil al mes Roxana Baldetti?