Los regalos de cumpleaños para el exbinomio del PP que llevan a Sinibaldi al banquillo de acusados

Alejandro Sinibaldi está señalado en cinco procesos pero es por uno, La Coperacha, que enfrentará la primera audiencia de primera declaración el próximo lunes. En resumen, enfrentará la justicia por los lujosos regalos hechos a Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti.

Alejandro Sinibaldi es nominado candidato presidencial del Partido Patriota. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Alejandro Sinibaldi es nominado candidato presidencial del Partido Patriota. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Alejandro Sinibaldi volvió de Florencia, Italia a Guatemala para encarar cinco casos de alto impacto en su contra, luego de que pasó cuatro años y tres meses prófugo de la justicia. Uno de los eventos del caso Cooptación del Estado, conocido como La Cooperacha, es el que debe encarar primero y la audiencia de primera declaración que estaba programada para hoy fue suspendida, por lo que será realizada el próximo lunes.

Según las investigaciones del Ministerio Público (MP), el exfuncionario está señalado de realizar aportes dinerarios de aparente origen ilegal para adquirir lujosos regalos y así celebrar los cumpleaños del expresidente, Otto Pérez Molina y de la exvicepresidenta, Roxana Baldetti. Exbinomio presidencial del extinto Partido Patriota (PP), que está en prisión sindicado por otros casos de supuesta corrupción.

Tanto Sinibaldi como Héctor Mauricio López Bonilla, exjefe de Gobernación; Héctor Manuel López Ambrosio, Ulises Noe Anzueto Girón, ambos exministros de Defensa; Juan de Dios Rodríguez, expresidente de la Junta Directiva del Seguro Social y Erick Archila, exministro de Energía y Minas, están señalados de participar en las “coperachas” para comprar los costosos obsequios.

Entre 2012 y 2014, según las investigaciones del MP y de la extinta Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), los exfuncionarios regalaron con generosidad al expresidente una lancha lujosa valuada en Q2 millones, una casa en la playa de Taxisco, Santa Rosa por US$1 millón y un helicóptero Bell 470GX modelo 213 por US$3.5 millones. Un regalo por cada uno de sus cumpleaños bajo el criterio de Baldetti, ya que, era ella quien elegía que se le regalaría.

En total de estos y otros obsequios para Pérez Molina fue de Q33 millones, según la valuación que realizaron las autoridades. Mientras que Baldetti recibió aportes por US$500 mil para la compra de una propiedad en un complejo de la Isla de Roatán, Honduras.

El mayor problema para los exfuncionarios no fueron los obsequios que le dieron a los exmandatarios, sino cómo lo obtuvieron para regalar los bienes. En el caso de Sinibaldi, Archila y Rodríguez sus declaraciones de probidad indican que tiene la capacidad financiera, pero a las autoridades les llamó la atención que para cubrir el valor de sus aportes lo hicieron en efectivo, en cajas o bolsas y en las instalaciones de las instituciones donde laboraban, lo que les hace sospechar que usaron este método para ocultar las transacciones.

El delito de lavado de dinero es el que tiene en común todos los acusados en este caso. Juan Francisco Sandoval, jefe de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI), explicó que Sinibaldi está sindicado en Cooperacha, que es un evento del caso Cooptación y al parecer este es una de las sindicaciones más pequeñas que tiene hasta ahora.

Hasta la fecha, todos los altos mandos del gobierno del PP sindicados están ligados a proceso, a excepción de Archila, quien se encuentra prófugo y está en proceso de solicitud de una visa de trabajo en Estados Unidos.

Sandoval explicó que la mayoría están en prisión porque enfrentan otros casos de corrupción, o cumplen condena como Baldetti y López Bonilla, pero la situación de Anzueto Girón es distinta porque tiene arresto domiciliario por razones humanitarias, ya que, padece de una enfermedad degenerativa.

Evaluación médica

El pasado lunes después que se entregó Sinibaldi y se le dio a conocer su motivo de detención en el Juzgado B de Mayor Riesgo a cargo del juez Miguel Ángel Gálvez también se ordenó que el Instituto Nacional de Ciencias Forenses de Guatemala (Inacif) le realizara una evaluación médica.

Con respecto a esta situación, el fiscal explicó que no conocía con exactitud los motivos de la petición al ente forense. Pero Abraham Girón, abogado del exministro, informó que la evaluación médica fue realizada y por ahora su cliente no padece de ninguna enfermedad grave.

El día de su entrega el exministro vino al país con cabestrillo, pero según Girón su defendido solo tiene algunas enfermedades que ya padecía desde hace tiempo atrás, aunque no precisó cuáles son.

Para hoy estaba programada que iniciara la audiencia de primera declaración en la fase del caso Cooptación, pero la defensa de Sinibaldi pidió más tiempo para conocer el expediente, el juez Gálvez accedió y se realizará el próximo lunes.

No obstante, Girón indicó que no formularon ninguna solicitud “propiamente”, aunque señaló que hasta el pasado martes tuvieron acceso a la copia del expediente. “No me notificaron el motivo, pero nosotros no tenemos ninguna objeción con eso (la reprogramación de la audiencia)”, afirmó el abogado.