Matanza en México: Fiscalía de México identifica a dos víctimas guatemaltecas

El gobierno guatemalteco se hará cargo de la repatriación de las víctimas de la masacre en Tamaulipas.

Las autoridades mexicanas encontraron 19 cuerpos carbonizados en dos vehículos en Tamaulipas. (Foto Prensa Libre: Tomada de @FuriaNegra7)
Las autoridades mexicanas encontraron 19 cuerpos carbonizados en dos vehículos en Tamaulipas. (Foto Prensa Libre: Tomada de @FuriaNegra7)

Hasta el momento la Fiscalía General de Justicia de Tamaulipas, México, ha identificado a cuatro víctimas, dos de ellos de nacionalidad guatemalteca, entre los 19 cuerpos calcinados que fueron hallados por las autoridades en Santa Anita, Camargo.

Entre las investigaciones que han efectuado destaca que, en dos vehículos encontrados los cadáveres, en uno de ellos hallaron 19 restos humanos. Los automotores son una camioneta Toyota, modelo Sequoia 2008 con placas de circulación de Nuevo León, así como también un picop Chevrolet Silverado cabina y media. Los análisis de balística reconstructiva les permitieron establecer que el vehículo Sequoia no tenía impactos de bala, mientras que el picop tenía 113.

Además, localizaron tres armas largas de calibre 223 mm, una del 7.62*39 mm, y 11 casquillos, de los cuales nueve corresponden al calibre 223 mm y dos al otro calibre. La Fiscalía reportó por medio de un comunicado que, los restos humanos encontrados, de forma preliminar y a reserva del resultado antropológico, determinó que 16 corresponden a hombres, uno a mujer y dos aún no se precisa por el alto grado de calcinación.

La Fiscalía continúa con la investigación y la identificación de los demás cuerpos con ayuda de antropólogos, odontólogos, médicos forenses, genetistas, dactiloscopistas y criminalistas. Asimismo, trabaja en la obtención de archivos de identificación y perfiles genéticos que permitan la plena identidad de las víctimas con la colaboración del Consulado de Guatemala.

El pasado 25 de enero el gobierno efectuó la toma de muestras de ADN de personas guatemaltecas que sospechan que sus familiares fueron asesinados en la matanza en Tamaulipas para que México pueda determinar si están entre las víctimas.

El Estado guatemalteco se hará cargo de la repatriación y del acompañamiento para que México aplique justicia por la muerte de los connacionales.