“Pido perdón público por los daños que causé, sé que lo que sucedió es algo irreparable”: Jabes Meda

El Tribunal Séptimo Unipersonal Penal concedió la última palabra a Jabes Meda previo a deliberar y emitir una sentencia por la muerte de una estudiante y las lesiones causadas a otros menores, cuando los habría atropellado en abril de 2017 durante una manifestación estudiantil en la Calzada San Juan.

El juicio de Jabes Meda ha tenido una profunda discusión penal y difusión mediática. El 26 de abril de 2017 Medas atropelló a estudiantes de la Escuela de Comercio 2, quienes efectuaban una manifestación para exigir el cambio de director del establecimiento en la Calzada San Juan, zona 7.

El Ministerio Público (MP) acusa a Meda por los delitos de homicidio, homicidio en grado de tentativa y lesiones graves. Además, aducen que el joven se encontraba “consciente” cuando atropelló a los estudiantes.

El juez del tribunal concedió la última palabra a Meda, quien en tres minutos pidió “perdón” y “misericordia”. Aunque Meda insistió en que el MP no logró demostrar al tribunal que quiso “hacer daño a alguien”.

Con nerviosismo, Meda dijo: “Quiero decirle honorable juzgador que jamás existió intención en mi corazón de querer causarle el daño a nadie. Yo sé que lo que sucedió es algo irreparable, pero puedo entender y comprender que jamás fue mi intención de que salieran lesionados -los estudiantes-, mucho menos la hoy fallecida Brenda. Aprovecho este medio; pido perdón público por los daños que causé, aun así, no siendo mi intención”.

Meda en su última declaración previo a que se dicte sentencia, apeló a la espiritualidad y mencionó: “doy gracias a Dios por la oportunidad de nuevamente dirigirme hacia ustedes. En este momento llamo a Dios por testigo quien me ha dado la vida de 28 años y le digo de corazón, de lo cual hoy se me está acusando; jamás existió en mi corazón la intención de querer causar daño y mucho menos lesiones a las personas que fueron afectadas”.

El joven acusado imploró: “Le suplico que usted pueda tener misericordia y conceder mi libertad, para estar nuevamente con mi familia, porque lo que hoy estoy viviendo no se lo deseo a nadie”.

Además, Meda remarcó ante las críticas que ha recibido que “desde afuera es muy fácil juzgar y decir qué fue lo que sucedió y todos conducimos un vehículo” e insistió en que no planificó atropellar a los estudiantes.

La fiscalía pidió 30 años de cárcel por la muerte de la estudiante Brenda Domínguez, 20 años por las lesiones a otra adolescente y 40 años más por lesiones a otros cuatro estudiantes -10 años por cada uno-.

Meda dijo con anterioridad que ese día, cuando los estudiantes bloqueaban el paso en la Calzada San Juan, iba a su trabajo en un centro de llamadas, al que llegaría tarde si no pasaba pronto ese tramo.

Sin embargo, luego de atropellar a las estudiantes, Meda se dio a la fuga. Después de los hechos, también se involucró a la Interpol para intentar ubicarlo.

Contenido relacionado:

Por estos posibles delitos la Feci presenta solicitud de retiro de antejuicio contra dos jueces y un diputado

“No mandaba, no podía meterme al Triángulo Ixil”: Mendoza García, jefe de Operaciones del Ejército en el gobierno de Ríos Montt

CC ordena a Cámara Civil un nuevo fallo por demanda de Guatemala contra APM Terminales Quetzal