Elcías Hernández, el guatemalteco que sobrevivió a una masacre en EE. UU. ahora es citado por el FBI

Guatemalteco víctima de un ataque armado en Georgia recuerda los momentos de terror que vivió al clamar por su vida.

Elcías Hernández Ortiz, tiene 30 años y es mecánico de automóviles en Atlanta, Estados Unidos. (Foto Prensa Libre: Univisión)
Elcías Hernández Ortiz, tiene 30 años y es mecánico de automóviles en Atlanta, Estados Unidos. (Foto Prensa Libre: Univisión)

“El atacante vino hacia mí y fue cuando le dije que no me disparara, cuando me quedé viendo hacia arriba disparó, y por eso la bala me pegó aquí -en la frente-. Si no me quedo viendo hacia arriba otra historia estuvieran contando”, relató a la cadena CNN Elcías Hernández, el guatemalteco que sobrevivió a una matanza en un salón de masajes en Georgia, EE. UU., y quien fue citado por el Buró Federal de Investigaciones (FBI, en inglés).

Hernández estuvo 20 días en el hospital, dos de ellos en coma, pues fue baleado en la cabeza y de forma milagros se convirtió en el único sobreviviente de esa masacre.

En la entrevista recuerda que ya herido logró alerta a su esposa de lo que había sucedido y luego despertó en la sala de un hospital, y a los tres o cuatro días tomo consciencia de lo que le había tocado vivir, “a los tres o cuatro días me di cuenta de lo que había pasado y me sentí afortunado de por lo menos seguir con vida”.

También lea: Vicepresidenta de EE. UU., Kamala Harris, vendrá en junio a Guatemala por situación migratoria
Agregó que, como consecuencia de la herida, pues la bala entró en la frente y se desplazó por los pulmones y el estómago, deberá someterse a varias cirugías faciales y terapias porque la voz le cambio.

Y aunque el guatemalteco aún no se recupera al cien por cien, ahora debe enfrentarse a otra presión, pues en dos semanas comparecerá ante detectives del Buró Federal de Investigación (FBI, en inglés), quien tratan de establecer si este caso es un crimen de odio.

“Yo creo que si fue un crimen de odio porque todos tenemos un mal día, pero no vamos a levantarnos de esa manera en querer atacar a multitudes”, señaló.

También lea: México reforzará plan contra la migración irregular e instalará refugios para menores de edad
“Deben de tener un poco más de restricción a la hora de vender un arma, porque este muchacho acaba de comprar una”, dijo Hernández en torno a la ola de ataques armados en EE. UU.

Estados Unidos vive una “epidemia” de violencia con armas de fuego, como la ha descrito el presidente Joe Biden, tras los tiroteos del último mes, los últimos el domingo último con seis fallecidos, sin una solución clara a la vista, debido a la ajustada mayoría demócrata en el Senado.

Según cifras de Gun Violence Archive (GVA), un proyecto sin ánimo de lucro que sigue la violencia con armas de fuego en el país norteamericano, en lo que va de 2021 se han registrado 150 tiroteos masivos, que los define como aquellos en los que al menos cuatro personas mueren o resultan heridas por disparos de balas, exceptuando al autor del ataque.

También lea: Estados Unidos insiste en que combate de la corrupción en Centroamérica es esencial para frenar migración
Durante todo el 2020, hubo un total de 610 incidentes de ese tipo en EE. UU., frente a los 417 de 2019, de acuerdo con esa fuente.

Tan solo en el último mes ha habido 45 “tiroteos masivos” desde el pasado 16 de marzo, indicó la cadena de televisión CNN.