Alegatos, gritos y desorden: los videos de lo que se vivió en el Congreso durante la discusión del estado de Calamidad

Diputados de oposición difieren con integrantes de la Junta Directiva del Congreso por el estado de Calamidad decretado por el Ejecutivo.

Publicado el
El diputado Orlando Blanco, de la Bancada UNE, le arrebata el documento que incluye el decreto del estado de Calamidad a parlamentario Jorge García. (Foto Prensa Libre: Élmer Vargas)
El diputado Orlando Blanco, de la Bancada UNE, le arrebata el documento que incluye el decreto del estado de Calamidad a parlamentario Jorge García. (Foto Prensa Libre: Élmer Vargas)

Momentos de tensión se vivieron este miércoles 18 de agosto en el Congreso de la República durante la discusión del estado de Calamidad, decretado por el Ejecutivo como una medida contra el coronavirus y que debe ser aprobado por el Legislativo.

Durante la discusión, en la que por momentos no hubo cuórum, hubo alegatos, gritos y desorden, incluso, los diputados de la UNE, Samanta Figueroa y Orlando Blanco, arrebataron un micrófono y el documento que contiene el decreto del estado de Calamidad al parlamentario Jorge García.

Ante la falta cuórum para que el decreto fuera aprobado de urgencia nacional, se determinó que se aprobaría en tres debates, por lo que el pleno está convocado para el jueves 19 de agosto para la discusión del segundo debate.

En tanto, la diputada de la UNE, Karina Paz, aseguró en su cuenta de Twitter que Rodríguez se apresuró a cerrar la sesión sin que hubiera cuórum en el hemiciclo, por lo que, a su criterio, la lectura del primer debate no ha concluido, por lo que no es posible entrar a conocer su segundo debate.

Los diputados de la UNE argumentan que la aprobación del estado de Calamidad es ilegal, primero porque se convocó a destiempo y segundo porque lo consideran una acción tardía por parte del Gobierno para atender la emergencia sanitaria.

“Esto es una dictadura”, gritaban algunos diputados mientras interrumpían la lectura del decreto del estado de Calamidad.

Se informó que la inconformidad de los parlamentarios de la UNE se debió a que la Junta Directiva, presidida por Allan Rodríguez, se negó a darles la palabra para que mostraran su  descontento con el decreto en mención.

Pasadas las 18.20 horas, en el hemiciclo solo había 79 diputados, por lo que no fue posible continuar con la discusión y la sesión fue suspendida y reprogramada para el jueves 19 de agosto a las 10 de la mañana.

También lea: La realidad de las 3 mil camas y el millón de vacunas semanales que Giammattei prometió
 

En tanto, el presidente del Legislativo, Allan Rodríguez, señaló que el decreto fue aprobado por el Ejecutivo y trasladado al Congreso el fin de semana, pero debido al feriado del lunes lo recibieron hasta el martes y se convocó al pleno.

“Lo que hay es variedad o diversos criterios; sin embargo, está fundamentado en ley, sobre todo que está fundamentado por la Corte de Constitucionalidad”, refirió Rodríguez.

El Gobierno de Guatemala puso en vigor el sábado recién pasado un estado de Calamidad que se extenderá por 30 días, debido al aumento de casos y muertes por el coronavirus.

La decisión, anunciada el viernes por la noche por el presidente Alejandro Giammattei, fue publicada ese sábado en el diario oficial mediante el Decreto Gubernativo 6-2021.

También lea: Presupuesto 2022: Primera llamada a la fiscalización ciudadana
 

“El estado de calamidad pública se decreta como medida extraordinaria para mitigar los efectos provocados por el peligro público de contagio”, detalló el documento.

De acuerdo a la ley guatemalteca, el estado de calamidad establece la posibilidad de limitar la libre locomoción de la población, impedir concentraciones de personas y suspender reuniones, entre otras medidas.

El Gobierno ya había establecido en julio un estado de prevención en julio con el mismo fin de evitar la expansión de la pandemia.

El presidente guatemalteco también impuso el viernes, en cadena nacional, un toque de queda de 10 de la noche a 4 de la mañana para detener la propagación del coronavirus.