¿Cómo entender la visita de Alejandro Giammattei a Ucrania?

Es el primer presidente de Latinoamérica que viajó a dar su respaldó a Ucrania para rechazar la invasión rusa.

Publicado el
Alejandro Giammattei se reunión con Volodomir Zelenski en Kiev. (Foto Prensa Libre: Gobierno de Guatemala)
Alejandro Giammattei se reunión con Volodomir Zelenski en Kiev. (Foto Prensa Libre: Gobierno de Guatemala)

Tres expertos en política exterior y geopolítica, y actuales docentes universitarios, analizaron el fondo político que existe tras la visita del presidente Alejandro Giammattei a Ucrania.

El mandatario brindó públicamente su respaldo a la nación que enfrenta desde hace meses un ataque e invasión de tropas rusas, ordenadas por su presidente Vladimir Putin.

Los tres expertos coinciden que aunque Guatemala es una nación soberana, donde la ley respalda la visita internacional, la verdadera razón tras este viaje puede obedecer a intereses particulares y no a un auténtico deseo por la paz mundial.

“Es un ajedrez geopolítico”

Para Roberto Wagner, internacionalista y docente universitario, Alejandro Giammattei mandó un mensaje directamente al gobierno de los Estados Unidos con su sorpresivo y polémico viaje a Ucrania.

“Es un mensaje muy directo a Estados Unidos. Para mi es transmitir que Guatemala sigue siendo un socio que comparte los valores occidentales que Estados Unidos lidera en el mundo, esto viene en un contexto particular con la publicación de otra lista Engel, es algo que ha generado tensiones entre Estados Unidos y Guatemala”, explicó.

Hacer este viaje en un momento donde Estados Unidos ha ido perdiendo apoyo en Latinoamérica deja bien posicionado a Guatemala, principalmente a Giammattei, quien logra colocarse una etiqueta de “prestigio”.

“Para mí el viaje no es tanto lo que se habló de la relación bilateral Ucrania – Guatemala que es muy pequeña, pero es un gesto importante para decirle a Estados Unidos que ellos no les darán la espalda, a pesar de la Lista Engel y de las tenciones”, señaló Wagner.

El hecho que Guatemala este apoyando directamente las mismas causas que Estados Unidos, aun cuando esta nación ha tachado al gobierno de Giammattei de perjudicar la lucha con la corrupción, puede tener también una segunda intención.

“Creo que parte del mensaje es ‘ya no saquen estas listas’, quítenle la prioridad a la lucha contra la corrupción en Guatemala porque estamos siendo los últimos grandes socios que les quedan en la región, por ahí va el mensaje, esto es un ajedrez geopolítico”, comentó.

A demás de generar una buena imagen a nivel internacional, la administración de Giammattei consigue, o pretende también, alejarse de los grandes escándalos por aparente corrupción que estaban alrededor de su relación con Rusia.

“Rusia valora mucho también la relación con Guatemala, vemos mucha diplomacia y no es lo que la gente cree que Rusia va a cortar todas las relaciones con Guatemala; además con esto el Gobierno de Giammattei se aleja del escándalo de las vacunas y de las mineras rusas”, precisó.

Lea también: Conflicto Rusia-Ucrania: Giammattei visita la devastada Bucha y rinde homenaje a los caídos

“Nos estamos cerrando las puertas”

Para Alexander Sandoval, internacionalista, docente universitario y analista político, la decisión de Giammattei de viajar a Ucrania no fue de lo más prudente.

“Es riesgoso y preocupante lo que hizo el señor presidente. Ante una situación como la que estamos viviendo deberíamos de mantener una postura neutral, son problemas que no nos atañen a nosotros y debe de resolverlo Rusia y Ucrania”, explicó en un primer momento.

Él mantiene dudas del fondo que realmente motivó el viaje a Ucrania, “si el señor presidente anda diciendo que el viaje es por la paz y que va a respetar, ¿por qué no propicia también la paz entre Israel y Palestina, entre Taiwán y la República Popular de China?”.

Sandoval observa que realmente más que existir un auténtico mensaje de paz, existen intereses para que la administración de Giammattei mantenga una buena imagen a nivel internacional.

“Este viaje, esta postura le puede sumar más a Guatemala con la cooperación Europea, con los Estados Unidos y todas aquellas naciones a favor de Ucrania, pero si Guatemala toma una postura como México, que ni a favor y en contra nosotros estaríamos re bien”, refirió.

Por fortuna para Guatemala, Rusia parece estar manejando el viaje de Giammattei de manera sensata, escenario contrario la decisión de Giammattei pondría en serios aprietos a la nación.

“Acá hay que ver que es política exterior desde los intereses del Estado, si fuéramos fatalistas imagínese que Rusia le mande un misil a Guatemala. ¿Cree que todos los guatemaltecos votamos a favor que nos ataquen?, no creo que Rusia haga eso pero nos estamos cerrando las puertas con otros países”, comentó Sandoval.

Pero si existirá una repercusión por la decisión presidencial de mostrarse a favor de una de las dos naciones en Guerra, y seguramente se verá cuando Guatemala necesite de apoyo extranjero.

“Rusia pertenece en el consejo de seguridad permanente de la ONU, lo más probable es que Guatemala a futuro tenga un veto de parte de Rusia, ya tuvimos uno por China en 1997, imagínese uno en la actualidad por Rusia cuando Guatemala necesite algo de las Naciones Unidas”, culminó.

Le podría interesar: Embajada de Rusia en Guatemala rechaza la declaración conjunta de los presidentes Giammattei y Zelenski y la califica como “retórica antirrusa”

“No nos suma ni nos resta”

Jorge Ortega, coronel en situación de retiro y docente universitario experto en geopolítica, considera que inicialmente no existirá una consecuencia grave para Guatemala por la visita de Giammattei a Ucrania, aunque no deja de mencionar que la situación es delicada.

“Hay una invitación según las fuentes abiertas para visitar dicho país y dar a conocer el apoyo que puedan brindar el resto de naciones en la defensa e independencia de Ucrania, en ese sentido las relaciones internacionales – bilaterales lo permiten. El momento es un poco crítico, existe una tensión y nuestro presidente es el primer mandatario de Latinoamérica en visitar suelo ucraniano”, comentó.

La primera reacción rusa, con comunicados cuestionando el actuar del presidente guatemalteco era algo de esperarse, refirió Ortega al seguir evaluando la situación.

“Ya hay una reacción de la embajada de Rusia en Guatemala donde manifiesta que les extraña la visita, ante todo manejar un mensaje que va en contra de las relaciones bilaterales Guatemala – Rusia”, explicó.

Aunque por ahora el rechazo solo se mantiene en documentos, cabe la posibilidad que a futuro el panorama entre Rusia y Guatemala cambie, considera el experto.

“Podrían haber algunas otras manifestaciones de carácter económico, o cancelación de algún intercambio de apoyo técnico, pero creo que no estamos dentro de la preocupación de Rusia”.

El apoyo que Guatemala dio a Ucrania es principalmente simbólico, nuestra nación no es determinante en el futuro de la guerra entre Rusia y Ucrania, considera el coronel retirado.

“No nos suma ni nos resta en este momento, pero podría en el futuro tener algún tipo de reacción de esta naturaleza, por ejemplo que se restringa algún tipo de apoyo que pudiera dar Rusia a nuestro país”, refirió.

Quizá la verdadera consecuencia, posiblemente en materia de apoyo o comercial se vea hasta que termine la guerra, “al finalizar esta guerra, no importa quien gané, cuando termine o cómo termine…el mundo va a cambiar totalmente; sus relaciones, la geografía, el tipo de comercio que vamos a tener, los ejes de poder, habrá una nueva geopolítica”.

Lea: Rusia envía segundo mensaje a Giammattei y alude a Estados Unidos, quien felicitó a mandatario guatemalteco por visita a Ucrania