EE. UU. demanda a países lucha anticorrupción y transparencia para tenerlo “de su lado”

Durante seminario de cámaras empresariales de EE. UU. y América Latina, funcionario estadounidense reitera postura del gobierno de Biden.

Hugo F. Rodríguez  subsecretario adjunto de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado de Estados Unidos. (Foto Prensa Libre: EFE)
Hugo F. Rodríguez subsecretario adjunto de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado de Estados Unidos. (Foto Prensa Libre: EFE)

El subsecretario adjunto interino para Asuntos del Hemisferio Occidental de EE. UU., Hugo Rodríguez, reafirmó este jueves 4 de febrero que el Gobierno del presidente Joe Biden está comprometido a luchar contra las causas estructurales de la pobreza en los países del Triángulo Norte de Centroamérica.

No obstante, advirtió que “los gobiernos de —de la región— deben tener una agenda anticorrupción comprometida, con procesos transparentes e instituciones que respondan y sean activas, así van a tener a EE. UU. de su lado”.

“El Gobierno de Biden quiere fortalecer las instituciones, mejorar el estado de derecho, la seguridad, disminuir la impunidad y la corrupción”, lo cual hará posible “llevar vidas dignas” para los ciudadanos de estos países, remarcó.

Rodríguez participó en un seminario organizado por distintas cámaras empresariales de EE. UU. y otros países. Todos coincidieron en que las sociedades más transparentes y menos corruptas mejoran el entorno de la economía lo que hace posible atraer más inversiones y en consecuencia, más empleos.

El subsecretario indicó que EE. UU. está dispuesto a invertir hasta US$4 mil millones para atacar las causas estructurales de la migración en Centroamérica y reiteró que el enfoque será combatir la corrupción y aumentar la seguridad lo cual, considera, disminuirá la desesperanza que esto ha generado en las poblaciones de estos países.

Empresas

Durante la actividad, el funcionario del Departamento de Estado aprovechó para hacer un llamado al sector empresarial que “puede y debe ser un participante clave” en la recuperación económica, mediante soluciones innovadoras, aumento de la digitalización y la atracción de más inversiones que harán florecer las medianas y pequeñas empresas.

Rodríguez saludó la intención de las cámaras empresariales de querer enfocarse este año en Centroamérica a la vez recordó que “la corrupción trae incertidumbre, ineficiencias y no permite hacer negocios a las empresas”.

Destacó que estos países tienen ventajas competitivas, como la democracia y la posibilidad promover el comercio con EE. UU. “pero hay muchos episodios de corrupción que mitigan estas ventajas”.

“En muchos casos la corrupción no se castiga y son como grandes incendios forestales que se expanden rápidamente”, por lo cual, la idea es crear un suelo fértil para atraer más inversiones.

“Hay que extraer de raíz la corrupción en áreas claves como el presupuesto y las compras y las empresas deben exigir procesos de transparencia adecuados”, remarcó Rodríguez.

El funcionario expuso que el gobierno de EE. UU. está en disposición de alentar al sector privado estadounidense para que invierta en estos países si “vemos que nuestros pares toman acciones concretas en pro del estado de Derecho”.

Aseveró que EE. UU. quiere que “nuestras empresas combatan las reglas de corrupción que se expanden en muchas” de estas, y que, en tal sentido, están llamadas a “ser el ejemplo de esos altos estándares —de transparencia— que los gobiernos también deben promover”.

Estado de derecho es “crucial”

El seminario fue organizado por la Cámara de Comercio de EE. UU., la Asociación de Cámaras de Comercio Americanas en América Latina y el Caribe (AACCLA), y la Coalición por el Estado de Derecho en Mercados Globales.

Todas las asociaciones coincidieron en que el estado de derecho es esencial para mantener un clima adecuado de negocios y promover el incremento de inversiones.

Kendra Gaither, directora ejecutiva de la Coalición, precisó que el estado de derecho es un factor “crucial” para un ambiente de negocios ya que cuando este es fuerte “las empresas pueden trabajar en todo su esplendor”.

“Los mercados deben sentir confianza en las instituciones públicas, debe haber un buen ejercicio de la ley”, indicó.

Gaither agregó que para garantizarse buenas inversiones y tomar buenas decisiones las empresas ven cinco factores que tienen relación con el entorno de los mercados. Estos son: transparencia, predictibilidad, estabilidad, responsabilidad y la viabilidad de desarrollar procesos correctos.

Si estos factores funcionan adecuadamente “los negocios crecen junto con la economía y se crean más empleos”, precisó Gaither. “Así es como la prosperidad se alcanza”.

Dijo que la prioridad para 2021 es “asociarnos con los gobiernos y organizaciones internacionales” para desarrollar planes de acción en apoyo a fortalecer el estado de derecho en los países.

Considera que, mediante esa asociación del sector público con el privado se pueden identificar herramientas prácticas que contribuyan a aumentar la transparencia “en cuatro áreas claves que son: impuestos, compras públicas, aduanas y tecnología”.

En el seminario también se abordaron aspectos importantes para hacer a un país más competitivo como el manejo de aduanas. En ese sentido, se expuso que en los países de Centroamérica se requiere mayor transparencia, reglas claras, cumplimiento de la ley, y un proceso de automatización que permita reducir al mínimo el uso de papeles y formularios.

También que exista una predictibilidad que ayude a conocer con antelación los cambios en los procesos aduaneros.

Tecnología

La tecnología también es de suma importante para hacer al país más eficiente, señalaron los panelistas no solo en cuanto al manejo de aduanas, sino en cuanto a las compras públicas, para que sean más abiertas y transparentes.

Al respecto, la secretaria Nacional de Ciencia y Tecnología de Guatemala, Ana Chan, indicó que dentro de los ejes de acción de la estrategia digital del Gobierno están el impulso del gobierno electrónico que pretende hacer más eficiente la función pública y los servicios que se prestan a la población, lo cual contribuye al fortalecimiento del estado de Derecho.

Por su parte, el embajador de EE. UU. en Guatemala, William Pop, coincidió en que un estado de derecho fuerte y la lucha contra la corrupción es “fundamental” para crear condiciones propicias para incrementar la inversión.