Seguridad de Édgar Barquín agrede a periodista de Prensa Libre

Mardoqueo Ajqui Zepeda, de 43 años, guardia de seguridad del vicepresidenciable del partido Libertad Democrática Renovada (Líder) Édgar Barquín, agredió anoche al periodista de este medio Edwin Pitán durante la vigilia que esa organización llevó a cabo frente a la Corte Suprema de Justicia.

Un reportero de publinews capto el momento de la agresión al periodista de este diaroi (Foto Prensa Libre: Publinews)
Un reportero de publinews capto el momento de la agresión al periodista de este diaroi (Foto Prensa Libre: Publinews)

El político evitó dar declaraciones al terminar la actividad, fue custodiado por varios guardias de seguridad quienes apresuradamente lo condujeron a su vehículo para retirarse del lugar.

En el momento en que Barquín ingresó al automóvil el periodista Edwin Pitán buscó entrevistarlo, sin embargo, Ajqui Zepeda reaccionó violentamente y golpeó en el rostro al reportero.

Luego de agredir al periodista el guardia tomó por el cuello a Pitán y dio varios pasos hacia atrás del vehículo para alejarlo. En la trifulca un reportero del TV Azteca también fue agredido, el resultado fue la destrucción de su cámara de video.

Barquín participó ayer en la vigilia organizada por el partido Líder, donde un grupo de personas junto a diputados y candidatos a alcaldes de la zona metropolitana protestaron contra la “judicialización de la política”.

Luego de dar un discurso donde pidió la no intervención de entes internacionales en el país y realizar una oración Barquín se retiró del lugar.

Rechazan ataque

Ileana Alamilla, directora de Centro de Reportes Informativos sobre Guatemala (Cerigua), aseguró que “habría que recordarles a todas las personas, no solo a los políticos o funcionarios que intenten coartar la libertad de prensa, que este es un derecho fundamental, humano y garantizado en la constitución y convenios internacionales”.

 “El hecho que sucedió ayer nos debe llamar a cerrar filas por parte de la prensa nacional, para prevenir cualquier acto que pueda lesionar la seguridad de la vida de los periodistas”, opinó Alamilla, quien agregó que las autoridades deben estar vigilantes para garantizar este derecho fundamental.

Agregó que cuando algún político intenta coartar el derecho de libre emisión del pensamiento a los periodistas “lo que hace es perjudicar a la sociedad y la imagen que transmite es de violadores de la legislación”.

La periodista destacó que este año se ha visto un visto un incremento desmedido de agresiones en contra de la prensa. Y que durante las campañas electorales hay más tensión y mayor tentación de agredir, intimidar o arremeter en contra de los comunicadores.

Hilda Morales, procuradora adjunta de la Procuraduría de los Derechos Humanos, opinó que “se ve en la reacción de estas personas que indudablemente tenían instrucciones de evitar el acercamiento de los periodistas, lo cual va en contra de la libre emisión del pensamiento y sobre todo en contra de la integridad física de los reporteros”.

“Se debe informar a la ciudanía que existe un derecho a informar y derecho a ser informado y que los periodistas se encuentran cumpliendo con su trabajo”, declaró la procuradora adjunta.

Morales indicó que en el caso de las manifestaciones quienes resulten como líderes, en el caso concreto de los políticos, deben de ser claros y existir una coordinación y preparación de cómo se van desarrollar los acontecimientos.

“Indudablemente podría haber un ataque, lo digo como un supuesto, la seguridad cumple su función pero no quiere decir que la reacción sea de agresión hacia ninguna persona o periodista”, afirmó la procuradora adjunta.