Con nuevos autobuses urbanos

Un día como hoy, 18 de junio de 1960, la empresa Eureka, la más grande de la capital, compra 50 nuevas unidades marcas International y Ford. El costo de la compra fue de Q1 millón.

El objetivo era brindar mejor servicio al público. Esto llevó a sacar de circulación más o menos la misma cantidad de unidades que tenían más de 10 años de uso.

Empresa Eureka

La nota indicaba que los socios que fundaron la empresa, hacía aproximadamente quince años, crearon en la capital un servicio suficientemente capaz de prestar facilidades al guatemalteco de la ciudad, para que se pudiera transportar con la mayor comodidad posible.

En ese entonces no se contaba con un medio barato para trasladarse al centro de la ciudad.

Fuente de trabajo

La empresa creció gracias a la visión de los empresarios, quienes arriesgaron su capital para empezar operaciones en la capital.

La empresa se convertiría no solamente en un servicio público ejemplar, sino también en una importante fuente de trabajo para numerosas familias guatemaltecas.

En la actualidad, cuenta con 163 vehículos y 20 unidades de reserva.

Contratan pilotos

Eureka procedió a la contratación y selección de los nuevos conductores, quienes debían ser responsables, puntuales y educados con los pasajeros, pues dijeron que no solo se trataba de conseguir buenos pilotos sino que también mantuvieran una actitud de consideración, respeto y atención al público.

Mecánicos para los buses

Para mantener en buen estado los autobuses adquiridos, la firma formó un equipo de mecánicos altamente calificados, para atender emergencias y reparar en corto tiempo las unidades. Parte del control de calidad consistía, entonces, en la limpieza constante de las unidades.

Capacidad

Cada una de las 50 unidades tenía capacidad para 41 pasajeros cómodamente sentados y nueve de pie.

Eureka hizo este esfuerzo para que la población tuviera la certeza de que este era el servicio de transporte más grande y eficiente de la capital.