Recuerdos de la Primero de Julio

Durante su gobierno, del 1 de julio de 1966 al 1 de julio de 1970, Julio César Méndez Montenegro impulsó varios proyectos habitacionales, lo cual trajo desarrollo para el país y los guatemaltecos de escasos recursos pudieron adquirir una vivienda formal construida con materiales de alta calidad.

Vista aérea de la colonia Primero de Julio. (Foto: Hemeroteca PL)
Vista aérea de la colonia Primero de Julio. (Foto: Hemeroteca PL)

Estas viviendas contaban, además, con servicios básicos y pozos de agua, para un mejor desarrollo; además, las familias favorecidas pudieron adquirirlas con facilidades de pago y a largo plazo, ya que las cuotas no llegaban a los Q20 mensuales.

El 22 de diciembre de 1966

Méndez Montenegro llegó a la colonia bautizada como Primero de Julio, donde se construyeron 1,700 casas, mediante un préstamo que su gobierno hizo al Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Además, el Gobierno crea el Instituto Nacional de la Vivienda (INVI). El ministro de Comunicaciones en funciones informó que el total de viviendas a construir sería de 3,600 y que se concluiría a fines del 1967.

La obra fue ejecutada por varias compañías de la construcción netamente guatemaltecas, lo cual también generó trabajo para las personas de la construcción guatemalteca.

Las adjudicaciones las hicieron los ejecutivos del INVI, quienes les solicitaron a las familias beneficiadas que debían adjuntar toda la papelería necesaria de los integrantes del núcleo familiar, así como los ingresos económicos del padre de familia, quien debía devengar un salario no menor de Q100.

El costo de la cuota de cada casa era de Q16.35 al mes, y la entrega de las llaves se hacía por medio de sorteo, ya que una tómbola tenía los números de las viviendas y qué familias ocuparían cada sector.

2 de julio de 1969

Al conmemorarse el tercer año de gobierno de Méndez Montenegro, se hizo la primera entrega de las casas del primer proyecto de dicha colonia. El mandatario entregó ese día las últimas 268 casas, con lo cual finalizó la primera etapa de construcción. Luego, se colocó la primera piedra en el área donde se construyó el Centro de Salud de la colonia, en aquel entonces una de las más grandes de Centroamérica.

Entre los detalles de la década de 1970 destacan los partidos de futbol en el campo denominado “La Isla”. Dichos encuentros regularmente terminaban en riñas.

Vista aérea de la colonia Primero de Julio en 1968. (Foto: Hemeroteca PL)
El 21 de febrero de 1989

Carolina de Peralta, gobernadora departamental durante el gobierno de Vinicio Cerezo Arévalo, visitó la colonia para corroborar un hundimiento que dañó 150 viviendas.

Según se comprobó, la causa fue el rompimiento de tuberías de drenajes por el terremoto de 1976.

Personajes de la colonia

Las personalidades que han sobresalido en la Primero de Julio se forjaron en las escuelas Darío González y Francisco Marroquín, Primero de Julio e Instituto Experimental Simón Bolívar. Entre éstos se puede mencionar a Rogelio Flores, portero de Municipal en la década de los setenta; Mauricio López Bonilla, ex ministro de Gobernación, y Roxana Baldetti, ex vicepresidenta.

El proyecto fue construido a 16 kilómetros en el noroeste de la capital en la zona 19, aunque actualmente forma parte de la zona 5 del municipio de Mixco.

Casa donde habitó Roxana Baldetti, ex vicepresidenta de Guatemala y hoy procesada por varios delitos. (Foto: Hemeroteca PL)
Escuela y correo

La colonia Primero de Julio cuenta con un edificio escolar de veinte aulas, con capacidad para dos mil alumnos en dos jornadas. Dicha escuela lleva el nombre del profesor Darío González y ocupa un área de 2,463 metros cuadrados; su costo total fue de Q56 mil.

Dentro de las obras inauguradas se incluyó el servicio de correos y telégrafos. Como dato curioso, a petición de los telegrafistas dicho servicio llevaba la clave JCMM, siglas de los nombres y apellidos del presidente Julio César Méndez Montenegro.

En la actualidad, la colonia está formada por 4,969 casas.

Suceso

Uno de los hechos que conmovió a la colonia Primero de Julio ocurrió el 22 de julio de 1976, cuando la enfermera Clara Luz Lorenzano de Escalante dio muerte a sus hijos Josué Estuardo de 12 años; Wanda Brisela, 11; Gerardo samuel, 9, y Jaime, 8, a quienes durmió con éter y luego degolló. Ella intentó luego quitarse la vida.