Texas comienza el despliegue de la Guardia Nacional en la frontera con México por orden de Trump

El estado de Texas, EE. UU. anunció este viernes por la tarde el despliegue “inmediato” de 250 efectivos de la Guardia Nacional en la frontera con México en cumplimiento de la orden dictada por el presidente, Donald Trump.

Efectivos de la Patrulla Fronteriza de EE. UU. detiene a inmigrantes indocumentados centroamericanos. (Foto Prensa Libre:AFP).
Efectivos de la Patrulla Fronteriza de EE. UU. detiene a inmigrantes indocumentados centroamericanos. (Foto Prensa Libre:AFP).

El despliegue de estos 250 militares se completará en las próximas 72 horas, anunció en Departamento Militar de Texas.


“Esta misma mañana se le ha comunicado a los soldados que avisaran a sus familias y en sus trabajos y se incorporen antes del principio de la semana que viene”, dijo la portavoz del departamento, la general Tracy Norras, durante la rueda de prensa.

Norras no quiso revelar el costo del operativo, ni la duración del mismo.
Estos 250 efectivos se suman al centenar de guardias nacionales que aún se mantienen en la frontera del despliegue que ordenó el anterior gobernador texano y actual secretario de Energía de los Estados Unidos, Rick Perry, en 2014.

Aunque la orden de militarizar la frontera la dio esta semana Trump, la decisión final estaba en manos del gobernador de Texas, Greg Abbott, que fue quien dio su consentimiento al operativo.

Otra nueva orden

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, firmó este viernes una orden para avanzar en la terminación de “catch and release” (atrapar y liberar), una práctica que consiste en dejar en libertad a los inmigrantesdetenidos tras cruzar la frontera.

“El presidente ha firmado un memorando presidencial que da pasos importantes para terminar 'catch and release', la peligrosa práctica con la que indocumentados que han violado nuestra leyes migratorias son puestos en libertad en EE.UU. poco después de su detención”, dijo en un comunicado la Casa Blanca.
Para Trump, prosigue el comunicado, “la seguridad de los estadounidenses es su máxima prioridad”.
El “catch and release” permite a los agentes fronterizos liberar a los inmigrantes que atrapan con la idea de que, si no suponen un peligro para la seguridad de EE.UU., pueden permanecer en libertad mientras esperan a un juicio migratorio que examine su deportación.
Trump criticó recientemente que “los agentes de la Patrulla Fronteriza no pueden hacer su trabajo adecuadamente en la frontera debido a las ridículas leyes liberales demócratas como 'catch and release'”.

UN Efectivo de la Patrulla Fronteriza de EE.UU. vigila a un grupo de inmigrantes indocumentados centroaméricanos en McAllen, Texas. (AFP)

Pese a estas críticas, el Gobierno de Trump, que lleva más de un año en la Casa Blanca, ha seguido implementando esta política hasta el día de hoy.

Desplegará en frontera de Arizona 150 soldados de la Guardia Nacional

El gobernador de Arizona, Doug Ducey, anunció el envío a partir de la próxima semana de 150 soldados de la Guardia Nacional a la frontera con México, que serán parte del contingente de entre dos mil y cuatro mil miembros de este cuerpo que el presidente Donald Trump quiere desplegar en la zona.

“Estaos trabajando muy de cerca con la Guardia Nacional de Arizona, el Departamento de Defensa y el Departamento de Seguridad Nacional en el envió de aproximadamente 150 soldados de la Guardia Nacional a la frontera la próxima semana”, informó Ducey en un mensaje en Twitter.

Agentes fronterizos de EE. UU. capturan a inmigrantes y contrabandistas indocumentados en el Valle del Río Grande de Texas. (Foto Prensa Libre:AFP).

Arizona se convierte así en uno de los primeros estados en informar pasos concretos sobre el despliegue militar, tras el anuncio de Trump del pasado jueves de enviar “entre 2 mil y 4 mil” soldados de la Guardia Nacional como medida ante al aumento de aprehensiones de indocumentados en la frontera en febrero y marzo de este año.

Según el Pentágono, el trabajo de la Guardia Nacional incluirá a la aviación, ingenieros, vigilancia, comunicaciones, mantenimiento de vehículos y apoyo logístico, al tiempo que asistirá a los agentes de la Patrulla Fronteriza en sus labores.
La Casa Blanca todavía está negociando con los gobernadores de los estados fronterizos para concretar los términos del despliegue, aunque la iniciativa cuenta con el beneplácito no solo de Ducey, sino de los gobernadores de Texas, Greg Abbott, y Nuevo México, Susana Martínez, todos ellos republicanos.

En esa línea, el fiscal general de Estados Unidos, Jeff Sessions, anunció “tolerancia cero” con la entrada de inmigrantes de forma ilegal por la frontera sur con México.
Por su parte, varios alcaldes, congresistas y organizaciones defensoras de los inmigrantes han rechazado la propuesta por implicar un alto costo monetario y ningún beneficio para enfrentar el problema migratorio.

Según informó el Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU., el número de detenciones de inmigrantes en la frontera con México subió más de un 200 por ciento durante el mes de marzo con respecto al mismo mes del año anterior. 

Contenidos relacionados:

>Los otros momentos en la historia en los que Estados Unidos militarizó su frontera con México

>Trump afloja la presión a México y prepara el envío de militares a frontera