EE. UU. pedirá en la Asamblea de la OEA suspender a Venezuela

El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, pedirá este lunes a los países participantes en la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) que se celebrará en Washington entre el 3 y el 5 de junio que aprovechen la ocasión para suspender a Venezuela del organismo.

Publicado el
Donald Trump (i) saluda a los medios junto al vicepresidente Mike Pence (d) mientras se dirige hacia el jardín sur de la Casa Blanca.(Foto Prensa Libre:EFE).
Donald Trump (i) saluda a los medios junto al vicepresidente Mike Pence (d) mientras se dirige hacia el jardín sur de la Casa Blanca.(Foto Prensa Libre:EFE).

Pence hará este llamado durante una recepción que el número dos del Departamento de Estado, John Sullivan, convocó en la Casa Blanca para integrantes de las delegaciones que participan de la Asamblea, según informó a Efe un funcionario de la Casa Blanca.


En la recepción, Mike Pence “hará personalmente un llamado a los países afines del continente americano a votar el martes para suspender a Venezuela de la OEA durante su 48 Asamblea General”, especificó el funcionario.
Para que Venezuela sea suspendida de la OEA se necesita que 24 de los 35 países miembros (dos tercios) voten a favor de la medida.

En la práctica, la suspensión de un Estado de la OEA implica que el país deja de participar en todas las actividades del ente, así como en los programas del organismo, como los de anticorrupción, seguridad y promoción de derechos.
La asamblea anual es el órgano supremo de la Organización de Estados Americanos (OEA) y en ella se decide la acción y la política del organismo, se determina la estructura y las funciones de sus órganos y se somete a consideración cualquier asunto de especial importancia en el continente.
La OEA aprobó en mayo incluir “la situación de Venezuela” en el temario oficial de su Asamblea General, aunque todavía no es definitivo porque debe aprobarse en su primera plenaria.
Un grupo de detenidos por "delitos políticos" llegan a la cancillería venezolana para recibir los beneficios de liberación.(EFE).

En abril del 2017, Venezuela solicitó formalmente su salida de la OEA, pero aún no se ha hecho efectiva ya que el proceso tarda dos años en completarse.

El Gobierno de Nicolás Maduro acusó tanto a los países que le presionan en la OEA como al secretario general, Luis Almagro, de alentar, con sus críticas, la violencia en las marchas antigubernamentales que se sucedieron hace un año en el país caribeño. 

El Gobierno de Nicolás Maduro acusó tanto a los países que le presionan en la OEA como al secretario general, Luis Almagro, de alentar, con sus críticas, la violencia en las marchas antigubernamentales que se sucedieron hace un año en el país caribeño. 

Venezuela hace equilibrios entre la suspensión y la condena 

El Gobierno de Nicolás Maduro, se enfrenta durante la próxima 48 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA) a la posibilidad de ser suspendido del organismo y condenado por la mayoría de los países del continente mediante una resolución.
Venezuela, que salió sin un rasguño de la última Asamblea, se enfrenta esta vez a un escenario más complicado.
Fuentes diplomáticas indicaron  que representantes del Grupo de Lima, que agrupa a 14 países de América, están manteniendo reuniones para consensuar el “tono” de una resolución que presentarán en la Asamblea General, el foro político más importante de la OEA que se celebrará en Washington el 4 y el 5 de junio.

Nicolás Maduro captado durante una declaración televisada  en Caracas, Venezuela.(EFE).

La aprobación de una resolución sobre Venezuela serviría para establecer el criterio de legalidad y legitimidad del continente americano con respecto al Gobierno de Maduro, y, dependiendo de su alcance, podría llevar a cambios en las relaciones diplomáticas, imposición de sanciones y restricción de visados.

El texto, que aún está siendo negociado, busca rechazar las elecciones celebradas el 20 de mayo, en las que Nicolás Maduro fue reelegido como presidente y el grueso de la oposición llamó a la abstención, que llegó casi al 54 %, el índice más alto en presidenciales venezolanas de las últimas dos décadas.

Contenido relacionado:

>Venezuela comienza a sentir los costos de la reelección de Maduro
>Guatemala entre los 14 países que desconocen elecciones en Venezuela