EE.UU. prevé hasta nueve huracanes en temporada 2018 en el Atlántico

La temporada de huracanes en el Atlántico, que comienza oficialmente el 1 de junio, podría tener una actividad “cerca” o “por encima” del promedio, con entre 5 y 9 huracanes, de los cuales entre 1 y 4 serían de categoría mayor, anunció hoy la Administración Nacional de Océanos y Atmósfera de EE.UU. (NOAA).

Los meteorólogos estadounidenses anunciaron este jueves que la temporada 2018 verá entre cinco y nueve huracanes, un poco menos que en 2017.(Foto Prensa Libre:AFP).
Los meteorólogos estadounidenses anunciaron este jueves que la temporada 2018 verá entre cinco y nueve huracanes, un poco menos que en 2017.(Foto Prensa Libre:AFP).

Las previsiones de la agencia estadounidenses de cara a la temporada ciclónica en la cuenca atlántica, que afecta durante seis meses a EE. UU., el Caribe y México, apuntan además a la formación de 10 a 16 tormentas tropicales y un 75 por ciento de posibilidades de que sea “cerca o más activa de lo normal”.

El pronóstico refleja la “posibilidad de un fenómeno de “El Niño” débil desarrollándose, junto con temperaturas promedio en la superficie del Atlántico y el Caribe“, señaló la Asociación Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA).

En su esperado anuncio anual de predicciones de huracanes, la NOAA detalló que habrá 10 a 16 tormentas con nombre, de las cuales 5 a 9 podrían volverse huracanes.
De ellos, sólo entre uno y cuatro podrían superar la categoría 3 (con vientos de más de 180 km/hora), en una escala de máximo 5.
Esto significa que hay un 75 por ciento de probabilidades de que la temporada de huracanes del Atlántico 2018 -que va del 1 de junio hasta el 30 de noviembre- sea igual o más activa que el promedio.

Varios barcos quedaron dañados luego del paso del huracán Harvey en Rockport, Texas.(AFP).

Una temporada promedio produce 12 tormentas con nombre, es decir con vientos que superan los 62 km/hora, de las cuales seis pueden convertirse en un huracán, cosa que ocurre al superar los 119 km/hora.

“Es hora de empezar a prepararse”, dijo Gerry Bell, líder del equipo de pronósticos del Centro de Predicción Climática de la NOAA.

“No podemos predecir cuántas tormentas tocarán tierra”, añadió, “pero decenas de millones de personas deben empezar a preocuparse por el inicio de la nueva temporada”.
El año pasado, la NOAA había predicho una temporada “más activa que el promedio”. En efecto, hubo 17 tormentas suficientemente fuertes para merecer un nombre –10 de ellas, huracanes.
La primera tormenta de este año se llamará Alberto. Las autoridades meteorológicas eliminaron Harvey, Irma y María de su lista de nombres disponibles, debido al nivel de destrucción que estos tres monstruosos huracanes, que alcanzaron categorías 4 y 5, causaron en Estados Unidos y el Caribe.

Entre agosto y septiembre del 2017, los tres ciclones consecutivos mataron a cientos de personas -aunque conteos no oficiales en Puerto Rico dan cuenta de más de mil muertos- y causaron miles de millones de dólares en daños.

Bill Quinn examina el daño causado a su casa rodante por el huracán Irma en Florida. (AFP).

“Sabemos que algunas zonas han estado comprometidas por las tormentas del año pasado, y eso hace que prepararse sea aún más importante este año”, dijo Bell.

Contenido relacionado:

>”La incertidumbre nos mata”: Puerto Rico seis meses después del huracán María
>Ciclones monstruosos se agitan sobre los polos de Júpiter