Reverendo censura discurso de Trump que alienta brutalidad policial

El reverendo Al Sharpton acusó al presidente Donald Trump de “alentar la violencia policial”  en el discurso que pronunció esta semana en Long Island ante agentes uniformados.

Publicado el
Trump habla con una audiencia que incluyó a policías y familias de víctimas del crimen. (AFP).
Trump habla con una audiencia que incluyó a policías y familias de víctimas del crimen. (AFP).

El predicador y activista censuró al mandatario republicano durante una reunión semanal de su Red de Acción Nacional en Harlem.     
El viernes recién pasado, el presidente habló ante policías en el Colegio Comunitario del Condado Suffolk, en Brentwood. Trump dijo que la violencia y los homicidios perpetrados en suelo estadounidense por la pandilla MS-13 relacionada con El Salvador justifica una severa respuesta de la policía.     
Según el mandatario, su Gobierno ha expulsado de Estados Unidos a miembros de pandillas que han aterrorizado a comunidades en Long Island y otras partes de esel país.     
Trump dijo que “ahora los estamos sacando de todos modos, pero quisiéramos que fuera más rápido, y cuando vean que a esos maleantes se les echa atrás de una furgoneta policial, se ve que los arrojan adentro, con brusquedad, y yo digo por favor no sean tan amables” .     
Eso significa, por ejemplo, proteger a esas personas para que no se golpeen la cabeza cuando son subidas a un vehículo policial, señaló Trump.     
Sharpton respondió en Instagram: “Como si la reprobable declaración del presidente Donald Trump alentando la violencia policial no fuera suficiente, él utilizó un término peyorativo contra los irlandeses al hacer referencia a las ” furgonetas policiales”.  

Sarah Huckabee Sanders (d)rechaza que Trump aliente brutalidad policial durante discurso en Long Island, Nueva York.(EFE).
  
Ese término era utilizado en el siglo XIX en Nueva York para referirse a los inmigrantes irlandeses pobres que eran arrestados y subidos a esos vehículos.

Casa Blanca rechaza que Trump aliente brutalidad policial

La Casa Blanca defendió este lunes las recientes declaraciones del presidente Donald Trump de que la policía no debe ser tan amable cuando se lleve a detenidos, y afirmó que el mandatario “hacía una broma” .
En su visita de la semana pasada a Long Island, Nueva York, Trump imploró a los policías “por favor, no sean tan amables” .


Según el gobernante, algunos agentes son demasiado corteses con los delincuentes cuando los arrestan.   
“Como cuando ustedes meten a personas en las patrullas y ponen la mano para protegerles la cabeza” , afirmó el mandatario. “Yo digo, ustedes pueden quitar la mano” .     
Los detractores de Trump lo acusaron de inmediato de alentar la brutalidad policial con esas declaraciones.     
La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, dijo el lunes a la prensa que “creo que él hacía una broma en ese momento” .     
Trump se describe como un presidente “enérgico en la aplicación de la ley”  y severo contra la delincuencia.