Dos amigos de toda la vida descubren que son hermanos

“La sangre llama”, reza un dicho. Pareciera que se cumple en la historia de Alan y Walter quienes, después de 60 años de ser los mejores amigos, acabaron de descubrir que son hermanos biológicos.

Publicado el
Walter Macfarlane y Alan Robinson durante la fiesta para anunciar que son hermanos. (Foto Prensa Libre: Khon2).
Walter Macfarlane y Alan Robinson durante la fiesta para anunciar que son hermanos. (Foto Prensa Libre: Khon2).

Esta insólita coincidencia ocurrió recientemente en la isla Oahu, Hawái, Estados Unidos. Los dos protagonistas nacieron con 1 año y 3 meses de diferencia.

" href="https://www.prensalibre.com/leer-para-creer/bbcmundo/el-nio-que-gana-us11-millones-al-ao-por-desempacar-juguetes-en-youtube" /]

Alan Robinson y Walter Macfarlane se conocieron en sexto primaria y su pasión por el fútbol americano hizo más fuerte su amistad.

Los unía otro vínculo. Robinson fue adoptado y Macfarlane nunca conoció a su padre. 

Como estudiantes, uno era más extrovertido y el otro más tímido. “Él era la fiesta, nunca fuí o hice ninguna fiesta en la escuela secundaria”, contó Macfarlane a la cadena de televisión de Hawái Khon2.

Después de seis décadas, ambos emprendieron, por separado, una búsqueda para conocer su origen familiar y concidieron en un sitio de internet que analiza la concordancia familiar a través del ADN.

Con la ayuda de su familia, Macfarlane recurrió a internet en busca de una respuesta. El primero en la lista de coincidencias fue un usuario llamado Robi737, con quien tenía varias similitudes en su ADN, incluidos cromosomas X idénticos.

Coincidentemente, Robinson, el mejor amigo de Macfarlane, pilotaba aviones 737 para Aloha Airlines y “todo mundo” le decía Robi como apodo, según relató Cindy Macfarlane-Flores, hija de Walter.

Resulta que Robinson también había utilizado la misma página de internet para buscar respuestas sobre su familia biológica. 

Después de una larga conversación, los mejores amigos durante 60 años confirmaron que les dio vida la misma mujer.

“Fue un shock”, exclamó Macfarlane.

“Fue una experiencia abrumadora, todavía es abrumadora. No sé cuánto tiempo me tomará superar esta sensación “, expuso Robinson.

Para anunciar y celebrar su descubrimiento reunieron a familares y amigos en una fiesta celebrada el 23 de diciembre.

Robinson añadió que “este es el mejor regalo de Navidad que podría imaginar tener”.

Ahora, los hermanos y amigos de toda la vida están haciendo planes para viajar por el mundo y disfrutar juntos su jubilación.

Archivado en:

HawaiLeer para creer