Economía para todos

Crisis desde Méndez Montenegro a Lucas

José Molina Calderón josemolina@live.com

Publicado el

Los emprendedores no trabajan en línea recta. A lo largo de 200 años, con motivo del Bicentenario de la Independencia de Guatemala, 1821-2021, se examinan las crisis que se han tenido que superar, hasta llegar al 2020 con el coronavirus.

En julio de 1966, asumió el cargo de presidente el abogado Julio César Méndez Montenegro. Hizo un pacto con los militares para no interferir en la seguridad pública. La guerrilla inicialmente lo apoyó. Más adelante, la misma guerrilla realizó el primer asalto armado a un banco, la agencia del Banco de Guatemala situada al pie de la Torre del Reformador, disfrazado el guerrillero en cuestión de un traje clerical que usan los sacerdotes. Más adelante, en 1968, la misma guerrilla asesinó al embajador de los Estados Unidos de América, John Gordon Mein, y en 1970, al embajador de Alemania, conde Karl von Spreti. El ambiente quedó enrarecido.

Méndez Montenegro logró que se emitieran algunas disposiciones, como la reforma a la Ley Orgánica del Banco de Guatemala, en 1967, incorporando como miembros de la Junta Monetaria al ministro de Agricultura y al designado por el Congreso de la República. Ambos nombramientos, innecesarios.

El coronel Carlos Manuel Arana Osorio asumió el cargo de presidente el 1 de julio de 1970. Fue nombrado general de brigada a partir de 1971. Como hoja de ruta adoptó el Plan de Desarrollo 1971-1975, elaborado por la Secretaría de Planificación Económica en 1970. Sin embargo, el shock petrolero se hizo presente, generando una crisis internacional y nacional, aumentando los precios del petróleo, y de los bienes de consumo básicos. En los últimos días de gobierno, se aprobaron una serie de impuestos progresivos a productos de exportación, que le fueron útiles al siguiente gobierno. Arana acalló la guerrilla con éxito hasta 1974. No hubo nuevos ataques, sino hasta 1975, en Ixcán, Quiché.

El general Kjell Eugenio Laugerud García asumió el cargo de presidente el 1 de julio de 1974. El ministro de Finanzas de Arana Osorio, Jorge Lamport Rodil, también acompañó a Laugerud en el mismo cargo hasta 1976. El nuevo gobierno se benefició del aumento de los impuestos aprobados en los últimos días del gobierno de Arana. El Terremoto de San Gilberto, el 4 de febrero de 1976, fue un parteaguas en su período gubernamental. Elaboró el Plan de Ayuda y Reconstrucción, que se llevó a cabo con éxito y honradez.

En dicho período resurgió también por segunda vez la guerrilla marxista leninista. Fue combatida.

El general Fernando Romeo Lucas García asumió el cargo de presidente el 1 de julio de 1978, y fue un período de enfrentamientos con la guerrilla y de inseguridad ciudadana.

El 30 de enero de 1980, ocurrió la quema de la Embajada de España, y 15 días después la huelga de los trabajadores en la Costa Sur. En ambas participó el Comité de Unidad Campesina (CUC). Hubo una reacción violenta por parte del Gobierno.

Lucas García fue depuesto por un golpe de Estado el 23 de marzo de 1982. El Congreso autorizó la emisión de bonos del tesoro que adquirió el Banco de Guatemala. Llevó a cabo obra pública importante, con señalamientos de corrupción. Se inició la devaluación de la moneda, el quetzal, debido al exceso de dinero que el Banco de Guatemala lanzó a la calle por la compra de los bonos del tesoro, lo que se conoció como el funcionamiento de La Maquinita de hacer dinero. El Banco de Guatemala se había quedado sin reservas monetarias internacionales.