Economía para todos

Empresa familiar Ospina Rodríguez

José Molina Calderón josemolina@live.com

Empresas familiares de personas que buscaron refugio en Guatemala son las de Ospina Rodríguez, sus parientes y otros paisanos. El libro de Estefanía Gallini, titulado Los colombianos Ospina Rodríguez en la historia del café en Guatemala, 1863-1871. Anales de la Academia de Geografía e Historia de Guatemala, LXXXVI, 2011, páginas 96 a 230, recoge una historia de empresa familiar.

Se les conocía por los Colombianos. La autora dice lo siguiente: Los Ospina Rodríguez y Vásquez Calle se refugiaron en Guatemala entre 1863 y la década de 1880, y ahí actuaron con éxito económico y político el despegue cafetero y la expansión económica de aquel país. La primera fecha corresponde al año de llegada del expresidente conservador de la Confederación Granadina (1857-1861) e importante empresario colombiano Mariano Ospina Rodriguez, en exilio político junto con su joven esposa Enriqueta Vásquez, los cuatro hijos menores y su hermano Pastor.

Los Ospina y familia prontamente se insertaron con éxito en el tejido agroeconómico de Guatemala, sobre todo en el café. Llegaron a ser dueños y administradores de la extensa finca Las Mercedes, de 21 caballerías de extensión, en la Franja de la bocacosta del Pacífico, también conocida como Costa Cuca.
En 1870, resuelta la situación política colombiana, Julián Vásquez y doña Antonia Jaramillo primero, y luego Mariano Ospina y su familia decidieron regresar a Medellín. Los Ospina y los Vásquez no se limitaron a la esfera económica, sino que incluyeron el diseño de normas penales y de trabajo, la enseñanza técnica y económica, y el fomento de la agricultura científica.

Ejercieron la presidencia de Colombia, Mariano Ospina (1857-1861), y su hijo Pedro Nel Ospina Vásquez (1922-1926).

En Guatemala los Ospina, que eran en lo político conservadores, encontraron un régimen amigo y homólogo con los presidentes Rafael Carrera y Vicente Cerna.

Tanto es así que Mariano Ospina aparece al cabo de pocos años en cargos claves del gobierno conservador: miembro —nombrado por el gobierno— de la Comisión Asesora en el Empleo del Empréstito de 500 mil libras obtenido en Londres en 1869. Encargado por el gobierno para llevar a cabo un estudio comparativo para la preparación de varios códigos para Guatemala; y de formular un proyecto de Código Penal acompañado por una ley de procedimientos en materia criminal; miembro de la Cámara de Representantes de Guatemala como diputado de la sociedad económica. Sobre todo, presidente entre 1869 y 1870, de la Comisión de Agricultura de la Sociedad Económica, que tras un estudio del estado de la agricultura en el país, produjo un proyecto de ley agraria y de agrimensores, que contenía un reglamento de jornaleros posiblemente, dice la autora, inspirador de aquel famoso que el Gobierno liberal J. Rufino Barrios, aprobara entre sus primeras medidas.

Empero, cuando en Guatemala los conservadores fueron derrotados por los liberales en 1871, los Colombianos mantuvieron buenas relaciones con el gobierno liberal guatemalteco y la élite liberal en el poder, aun después de su salida del país. Lo demuestran, sigue diciendo la autora, el apoyo franco y la personal participación del propio campeón liberal Barrios en la fundación y suscripción del Banco Colombiano que el grupo Ospina Vásquez fundó en 1878; y la oferta —declinada— en 1871 del cargo de ministro de Hacienda que el presidente liberal Miguel García Granados hiciera al conservador Mariano Ospina.

Libro. El próximo jueves 17 de octubre será la presentación del libro de mi autoría Empresas Familiares en Guatemala. 50 Casos en 200 años, en el Auditorio de la Universidad del Istmo, Fraijanes, a las 10.30 horas.