Fallece Kenny Baker, el actor que dio vida a R2-D2 

El actor británico Kenny Baker, quien dio vida a R2-D2 falleció este sábado a los 83 años de edad, a causa de una enfermedad degenerativa que padecía desde hace varios años. 

Kenny Baker murió a los 83 años.
Kenny Baker murió a los 83 años.
“Nos lo esperábamos, pero es triste de todas maneras. Ha vivido una larga y repleta vida, ha llevado enormes cantidades de felicidad a la gente y ha sido amado por todo el mundo, estamos orgullosos de él”, declaró su sobrina, Abigail Shield, según publicó The Guardian.
 
Sin embargo es probable que muchos de los seguidores de Star Wars puede que no sean capaces de identificarlo sin su vestimenta de R2-D2.
 

Trayectoria

Baker, de solo 1,12 metros de estatura, fue quien se metió en el traje del robot en Una nueva esperanza, película con la que consiguió la fama que le acompañó durante toda su carrera.
Más adelante repitió su rol en El Imperio Contraataca y El Retorno del Jedi, así como en la trilogía precuela de Star Wars.

El actor británico medía 1.11 metros.

De 1999 a 2005 participó en las precuelas filmadas de Star Wars.Es uno de los dos miembros del reparto original que participó en casi todas las películas de la saga, junto a Anthony Daniels, el androide C-3PO.

Kanny Baker estaba enfermo desde hace varios años, informó su familia.
 
Fuera de la saga de Star Wars, Baker participó en producciones de la década de 1980, entre ellas, Time Bandits y Flash Gordon.
 
Un dato curioso que se ha publicado en anteriores oportunidades es que,  su compañero de reparto Anthony Daniels,  con quien paradójicamente mantenían una relación tensa desde hace décadas, dijo que en realidad Baker nunca estuvo en el estudio de grabaciones.