Valentín Elizalde y Chalino Sánchez: cuáles son las curiosas similitudes entre las muertes de ambos intérpretes de música regional mexicana

Ambos artistas mexicanos fueron asesinados durante lo más alto de sus carreras y sus muertes presentan otras similitudes que han llamado la atención de sus seguidores.

Publicado el
Valentín Elizalde y Chalino Sánchez
Valentín Elizalde y Chalino Sánchez fueron dos de los intérpretes de corridos más populares en México. (Foto Prensa Libre: @valentinelizalde_oficial/Instagram y @ElGallodeOro/Twitter)

Valentín Elizalde y Chalino Sánchez son dos de los músicos mexicanos que perdieron la vida de manera inesperada mientras se encontraban en lo más alto de su carrera artística. 

A pesar de la diferencia de tiempo entre el asesinato de cada uno de ellos, sus muertes presentan varias similitudes y esta extraña coincidencia no ha pasado desapercibida por los seguidores de ambos intérpretes de música regional mexicana.

Este lunes 16 de mayo se cumplen 30 años desde que el “Rey de los Corridos”, como se le conocía a Chalino Sánchez, diera su último concierto antes de que su cuerpo fuera encontrado con dos impactos de bala en la nuca y con las manos y tobillos amarrados. 

Chalino Sánchez comenzaba a ganarse el corazón del público mexicano gracias a su gran voz y su talento para componer corridos, lo que hizo que su carrera artística comenzara a crecer de gran manera. 

Sin embargo, en 1992 el intérprete fue asesinado en su natal Sinaloa luego de que, en plena presentación, recibiera una nota con una supuesta amenaza y decidiera ignorarla.

De acuerdo con una de las versiones de su muerte, Chalino Sánchez fue interceptado por un grupo de hombres armados que se hicieron pasar por policías después de salir de su concierto.

Lea también: “118 balazos”: la canción que narra los distintos ataques que ha sobrevivido “El Tesoro de Sinaloa”

Los presuntos agentes policiales le indicaron al equipo de seguridad del cantante que su comandante quería hablar a solas con Chalino, a lo que él aceptó para no poner en riesgo la vida de nadie más.

Esta fue la última vez que se le vio con vida al “Rey de los Corridos”, ya que días más tarde fue hallado sin vida entre unos matorrales con una herida de bala en la nuca, la cual causó su muerte.

Por su parte, otra muerte que causó conmoción en México fue la de Valentín Elizalde, ya que en 2006 fue acribillado mientras salía de un concierto en Reynosa, Tamaulipas. 

Esa noche, tres hombres armados descendieron de unas camionetas y abrieron fuego contra el “Gallo de Oro” con armas AK-47, AR-15 y .38 súper.

Lea más: “Jefe de jefes”: quién es en la vida real la persona de la que se habla en el tema que interpretan Los Tigres del Norte

El ataque dirigido hacia Valentín Elizalde también cobró la vida de Mario Mendoza Grajeda, represente del artista, y su chofer Reynaldo Ballesteros. 

La versión más conocida sobre la muerte del “Gallo de Oro” indica que su asesinato fue ordenado por un narcotraficante después de que el cantante de música regional mexicana interpretara el tema A Mis Enemigos.

Esta canción, la cual supuestamente está dedicada a Joaquín “El Chapo” Guzmán, causó la molestia de uno de los cabecillas del Cártel del Golfo, ya que la consideró como una falta de respeto por los problemas que esta organización tenía con el Cártel de Sinaloa.

Las similitudes en los asesinatos de Valentín Elizalde y Chalino Sánchez

A pesar de que ambos asesinatos sucedieron con 14 años de diferencia, la muerte de Valentín Elizalde y Chalino Sánchez presenta varios aspectos en común. 

El primero de ellos es que tanto el “Gallo de Oro” como el “Rey de los Corridos” perdieron la vida de manera violenta debido a presuntas organizaciones criminales.

Le puede interesar: “La Reina del Sur”: cuál es la historia detrás del famoso narcocorrido de los Tigres del Norte

Añadido a esto, ambos intérpretes mexicanos fueron interceptados al salir de uno de sus conciertos al norte de México. 

Finalmente, los dos cantantes de música regional mexicana no superaban los 35 años cuando fueron asesinados y el misterio de sus muertes sigue sin resolverse.