Consejos para renovar la casa durante la cuarentena

Durante el confinamiento puede aprovechar el tiempo para hacer mejoras en el hogar y así hacerlo ver más moderno, cómodo y al gusto de la familia. Acá le damos algunos consejos de remodelaciones que puede llevar a cabo sin mayor gasto.

Pintar la casa es una buena distracción mientras está en su hogar, además le ayudará a hacerlo más cómodo y a gusto. (Foto Prensa Libre: Pixabay).
Pintar la casa es una buena distracción mientras está en su hogar, además le ayudará a hacerlo más cómodo y a gusto. (Foto Prensa Libre: Pixabay).

“Cuando pasamos más tiempo en casa comenzamos a pensar en cómo la podemos hacer más bonita y cómoda según nuestras necesidades. También vemos qué mejoras necesita, las cuales hemos dejado de lado por la falta de tiempo. Ahora no hay excusas y podemos llevarlas a cabo”, opina Mariana Herrera, diseñadora de interiores.

Desde la remodelación del baño, cocina o sala, hasta cambio de puertas o amueblados pueden hacerse mientras se está en casa. Para la profesional lo importante es tomar en cuenta las tendencias actuales, las necesidades de quienes viven en la casa y el presupuesto. Luego, “la creatividad es el límite”.

Lo recomendable es que antes de comenzar  haga una lista de lo que se desea hacer. De esta forma se dará una secuencia lógica a las reparaciones, según la importancia y presupuesto, y después a la decoración.

Además, le ayudará a determinar los materiales y herramientas que necesitará. Recuerde optar por tiendas que tengan servicio a domicilio para evitar salir de casa.

Limpiar a profundidad

De acuerdo con la experta en orden y diseño de interiores María René Ortega, la remodelación de una casa se puede empezar con una limpieza profunda de todas las habitaciones. Deshacerse de todas las cosas que no utiliza, así como ver  qué tiene y colocarlas en orden le dará un “nuevo aire” a su hogar.

Una limpieza profunda de todos los acabados de la casa ayudará a darle un nuevo giro al hogar. (Foto Prensa Libre: Pixabay).

Lo ideal es no hacerlo todo el mismo día, sino dividir la casa en secciones o programar una habitación diaria, para que no sea muy cansado y al día siguiente continuar con la tarea.

“Limpiar y dejar solo lo que realmente necesitamos es el primer paso para poder hacer más remodelaciones o reparaciones, porque nos permite ver el espacio real que tenemos y cómo podemos darle un giro a nuestro hogar”, dice la profesional.

Pintar la casa

Pintar las paredes es algo que se puede hacer sin mucho problema cuando se tiene tiempo suficiente. Además, es importante hacerlo antes de la temporada de lluvia para evitar la humedad e inconvenientes, sobre todo si pintará la casa por fuera.

Previo a retocar las paredes deberá asegurarse que no tengan filtraciones de agua, así como los pisos y techos. De ser así, lo recomendable es que consulte a un profesional para buscar una solución.

Si piensa pintar las paredes de la cocina, las cuales se ensucian a menudo de grasa, puede limpiarlas antes con una esponja y jabón. Además, resane los agujeros y aplique un sellador, así rendirá mejor la pintura.

Cambios en los pequeños detalles

La cocina y el baño son los espacios que más desgaste tienen en una casa, por lo que es importante prestarles atención a los acabados. Según Herrera, lo más importante de una cocina es que sea ventilada por lo que se recomienda usar colores neutros para que de una apariencia de limpieza y amplitud.

Si la cocina no necesita reparaciones puede optar por cambiar los tiradores de los muebles, para dar un nuevo estilo. Además, el cambio es sencillo y no requiere mucho esfuerzo.

Según las profesionales, los acabados de una cocina son los que más influyen en el valor de una vivienda. (Foto Prensa Libre: Pixabay).

“En el baño se pueden limpiar los azulejos o cambiar la regadera, las llaves del lavabo, el espejo o mejorar la iluminación. Incluso, en cualquier habitación, se notará mucho el cambio cuando se hacen pequeños cambios en la iluminación. Puede ser de una luz cálida a neutra o usar bombillas led para ahorrar energía. Si se quiere renovación, se pueden cambiar lámparas”, afirma Herrera.

Redistribución de muebles

Al cambiar la distribución de los muebles se puede lograr que la habitación se vea más amplia y ordenada. Cuando el espacio es pequeño es importante colocar los muebles grandes en esquinas o uno en cada pared para que haya mejor distribución. Si tiene una salida al exterior elimine los obstáculos, como mesas y bancos.

Al organizar los muebles se debe tomar en cuenta su tamaño y la iluminación de la habitación. (Foto Prensa Libre: Pixabay).

La redistribución de los muebles es una forma instantánea, gratuita y que solo requiere un poco de esfuerzo físico para darle una nueva mirada a una habitación. Esta opción puede ser útil para los dormitorios, cocina, sala o comedor.

Nuevo jardín

Renovar el jardín es una buena opción cuando está en casa, porque además de trabajar en un espacio que le da tranquilidad, hacerlo le ayuda a distraerse y disminuir el estrés. “Casi todos tenemos en nuestro jardín una maceta olvidada y que, a pesar de todo, se aferra a la vida. Entonces ahora es un buen momento para reanimarla”, indica Ortega.

La tierra de la maceta debe ser fértil y sana para que pueda volver a crecer la planta. (Foto Prensa Libre: Pixabay).

Para reanimar una planta lo primero que se debe hacer es informarse acerca de sus necesidades, como cuánta exposición a la luz y agua necesita y los nutrientes que podría requerir. Después, determinar el lugar apropiado.

Luego verifique que la maceta cuente con un drenaje adecuado. Esto es fundamental para que la planta no se pudra por exceso de agua. Revise que tenga un agujero lo suficientemente grande para que elimine el excedente de agua. Por último, prepare la tierra con los nutrientes que necesiten las hojas. Puede usar desechos orgánicos que produzca en su cocina.

0