¿Quiere bajar de peso? Conozca los riesgos de hacer dieta sin supervisión

No arriesgue su salud con dietas milagro. Si desea bajar de peso, lo recomendable es hacerlo con la supervisión de un nutricionista para no descuidar la calidad de alimentación y dañar su organismo.

Archivado en:

dieta
Las dietas modernas son riesgosas para la salud. Lo recomendable es hacerlo con supervisión de un profesional. (Foto Prensa Libre: Servicios).
Las dietas modernas son riesgosas para la salud. Lo recomendable es hacerlo con supervisión de un profesional. (Foto Prensa Libre: Servicios).

Uno de los propósitos que siempre se repite en la lista de fin de año es bajar peso o cuidar la alimentación por el aumento de consumo de grasa y azúcar

en esta época. Por eso, se hace más común la práctica de “dietas milagro” que prometen disminuir medidas en poco tiempo, sin mayor esfuerzo.

Generalmente se opta por dietas muy estrictas recomendadas por conocidos o familiares, o por las que hemos visto en revistas o en Internet. Estas en lugar de ayudar, perjudican nuestra salud porque no están personalizadas a las necesidades de cada uno y generan resultados negativos.

“Una dieta es un plan nutricional que se ajusta a las condiciones y al metabolismo de cada persona porque tiene que cumplir con las cantidades de nutrientes, vitaminas y minerales que el cuerpo necesita. No se trata solo de la cantidad de alimentos, sino de la calidad que se consume”, explica la nutricionista Jessica García Porres.

Cada persona busca hacer una dieta nutricional por diferentes motivos. Algunos lo hacen para bajar de peso o para cuidar su alimentación debido a alguna enfermedad, por lo que cada plan de alimentación será diferente.

Los carbohidratos es el grupo de alimentos que proporciona energía al organismo. Eliminarlos drásticamente puede ser peligroso. (Foto Prensa Libre: Servicios).

Cuando se eligen dietas como la “del huevo”, “de los carbohidratos” o simplemente se decide eliminar todo aquello que considera que hace subir de peso o que tiene mucha grasa, sin previa consulta a un especialista se tiene el riesgo de padecer desórdenes alimenticios o provocar algunas enfermedades como diabetes o gastritis. Incluso, puede llegar a padecer de caída del cabello y debilitamiento de uñas.

La profesional explica que es común que una persona que no sabía que padecía de diabetes haga una dieta baja en proteínas y rica en carbohidratos y azúcares, entonces lo que provoca es que la enfermedad aumente y le ocasione malestares más fuertes.

Para la nutricionista Porres lo preocupante es que los estrictos planes alimenticios que han estado de moda últimamente lo que hacen es eliminar el agua y glicógeno del cuerpo, realmente no es la grasa. Por lo que en poco tiempo usted considera que sí bajó de peso, pero a los meses, sube otra vez. “Realmente no bajan de peso, sino pierden agua, que se recupera al poco tiempo. Entonces, ese es el efecto rebote, como se conoce comúnmente”, enfatiza la profesional.

¿Qué dietas debe evitar?

En este año, una de las dietas más populares ha sido la Dieta Keto, que se caracteriza por ser un plan estricto en bajo consumo de carbohidratos. Específicamente es 75% consumo de grasas, 20% de proteínas y 5% de carbohidratos.

Al igual que la Dieta Atkins, la alimentación de quienes la practican se basa en proteínas y grasa. En este caso se elimina el grupo de carbohidratos y azúcares.

El peligro de practicar estas dietas es el bajo consumo de carbohidratos, los cuales son los micronutrientes que proporcionan energía al organismo. Por lo que es común que quienes lo hacen sin ninguna supervisión se sientan irritados y cansados la mayoría del tiempo.

Hacer la dieta del huevo puede ser contraproducente para quienes tienen altos niveles de triglicéridos. (Foto Prensa Libre: Servicios).

Además, puede provocar problemas gastrointestinales que más allá de repercutir en padecimientos como diarrea o dolor estomacal causan mala movilidad en los intestinos.

Otro plan alimenticio estricto que ha tenido fama entre las “dietas mágicas” es la del huevo y el ayuno intermitente.

“El problema de la dieta del huevo es que aumenta el colesterol. El problema de con los triglicéridos es que son una enfermedad silenciosa. Entonces, puede ser que usted no sabe que la tiene y se come las seis porciones de huevo que indica la dieta. Probablemente base de peso por un tiempo, pero el problema de los triglicéridos se irá hasta arriba, por las dosis de colesterol que va a consumir”, explica Morataya.

Porres indica que esta dieta puede provocar mal aliento, estreñimiento, deficiencias nutricionales, debilidad y efecto rebote. Por su parte, el desayuno inminente hace que el metabolismo sea más lento, porque quienes lo hacen tardan más tiempo en enviarle nutrientes. También puede provocar problemas gastrointestinales, como gastritis o úlceras.

Las bebidas detox son utilizadas para “limpiar” el organismo y ayudar a bajar de peso. (Foto Prensa Libre: Servicios).

Las Dietas Detox, tanto bebidas como alimentos, también son dañinas para el organismo, a pesar de que sean utilizadas para “limpiar” el cuerpo.

Las profesionales explican que el propio cuerpo tiene sus mecanismos para desintoxicarse. “Los riñones y el hígado cumplen la función de limpiar el cuerpo. No necesitamos este tipo de dietas para lograrlo. El problema es que estas dietas que roban energía porque los alimentos que se consumen después de tomarnos un jugo detox no es la adecuada para el organismo. No se le devuelven los mismos nutrientes”, dice Morataya.

Entre otros riesgos que implica este plan de alimentación es que provocan dolor de cabeza, mal humor, cansancio e irritación. También algunos presentan caída del cabello, vómitos, diarreas y otros malestares estomacales.

Consejos

Aunque estas dietas pueden facilitar la pérdida de peso momentáneamente, es importante considerar sus efectos negativos según su estado de salud. “Las dietas milagro son un juego para la salud que puede resultar muy perjudicial”, dice Porres.

Un nutricionista personalizará la dieta según sus necesidades, por lo que su organismo no sufrirá consecuencias negativas. (Foto Prensa Libre: Servicios).

Lo recomendable es que, si su deseo es mejorar la alimentación, ya sea por decisión propia o por alguna enfermedad, visite a un experto en nutrición porque ajustará su dieta a las necesidades que tenga. Asimismo, será un plan más complejo, pero no sacrificado, porque si es necesario eliminar algún alimento, lo hará poco a poco, hasta que su organismo se adecué a la nueva alimentación.

Recuerde que una dieta nutricional personalizada y hacer ejercicio diariamente le dará resultados saludables y a largo plazo.

Contenido relacionado

>¿Realmente las dietas “detox” son buenas para la salud?

>Qué es keto, la dieta cetogénica que ayuda a quemar grasas y qué riesgos existen

0