Comunitario

Comunas regulan venta de licor y cerveza en tiendas y cantinas

En cuatro municipios del país las autoridades locales han regulado los horarios para la venta de licor y cerveza, el motivo, evitar hechos de violencia y accidente de tránsito provocados por el consumo de alcohol.

Por Gabriela López

Varias abarrotería han sido sancionadas por vender bebidas alcohólicas de manera ilegal. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Varias abarrotería han sido sancionadas por vender bebidas alcohólicas de manera ilegal. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

En San Miguel Petapa después de las 21 horas está prohibida la venta de licores, así lo acordó el Concejo municipal; la medida entró en vigencia el pasado 31 de mayo.

La decisión de la comuna  prohíbe instalar nuevos negocios que no cumplan con estas condiciones, ya que los propietarios podrían ser multados con Q1 mil 500.

Los vecinos tampoco podrán consumir licores o cervezas en la vía pública según la disposición.

La regulación a la venta y consumo de bebidas alcoholicas comenzó en Santiago Atitlán, Sololá, luego de que el pasado 4 de enero un agente de la Policía Nacional Civil (PNC) mató a balazos al dependiente de una abarrotería, quien se negó a venderle alcohol.   

Ocho días después del incidente, pobladores, autoridades indígenas y la Municipalidad acordaron el cierre de las cantinas y regular la venta de licor.

El pasado 11 de mayo el Concejo edil de Sumpango, Sacatepéquez, reguló la venta de bebidas embriagantes. La autoridad dijo que la medida se tomó para evitar la desintegración familiar, adicciones y para preservar la tranquilidad y el orden en el municipio.

A partir de abril de este año en Mixco fueron clausurados varios negocios, la Municipalidad informó que el cierre de los comercios se dio porque pequeñas tiendas que vendían productos de primera necesidad, pasaron a ser expendio de bebidas alcohólicas a cualquier hora del día.

Los cierres se ordenaron basados en el acta municipal 56-2010, en el que se establece que para abrir un expendio de licores se debe de cumplir con requisitos de salubridad y ubicación en el municipio.

Resultados de acuerdo

El alcalde de Sumpango, Efraín Paredes Gerónimo, explicó que con la regulación ha habido cambios en el tema de la violencia. 

En este municipio, según el alcalde existen denuncias de “negocios disfrazados” de barroterías que  venden productos de primera necesidad, pero “bajo de agua” venden bebidas embriagantes fuera de la hora establecida

El vocero de la comuna de Mixco, Mynor Espinoza, señala que de abril a la fecha en conjunto con las autoridades de seguridad han visitado 170 tiendas en cuatro operativos.  Nueve de ellas fueron cerradas por calificarse como cantinas disfrazadas.

"En dos negocios se encontraron juegos electrónicos los cuales también están prohibidos, se les impuso multa y se ordenó el cierre parcial del negocio", detalló Espinoza.

Comerciantes y vecinos

Vecinos y comercuante de Mixco, San Miguel Petapa y Sumpango, aplauden la medida de las alcaldías y esperan que las autoridades efectúen los operativos para que ser respete la disposición.

“Ojalá que vigilen a todas las tiendas porque hay algunas que bajo de agua venden -cerveza-”,  afirmó Beatriz Ortíz .

“Muchos no saben tomar y ofenden a las personas, considero que sí esta bien -regular la venta de licor-, está perfecto”, señaló el comerciante Miguel Pineda.





Otros hablam que la medida no es suficiente. “No creo que sea la solución, debería haber más seguridad, más policías”, enfatizó Aidaly Chiquitó. 

“Va a generar una disminución -de consumo-, pero no es el único factor que influye en provocar violencia”, acotó Luis Castillo.

Los vendedores de cerveza y licor afirmaron tener pérdidas considerables en sus ganancias debido a la regulación.

El dependiente de una tienda que fue cerrada parcialmente y multada en Mixco por vender licor dijo con desconsuelo: “Aquí lo que más se vende es el licor,  y nos ha afectado demasiado -el cierre-”. 

Catalina Chic, quien atiende una barrotería en San Miguel Petapa y Villa Nueva, expresó que la regulación para la venta de licor provoca pérdida para el negocio, pues tienen mercadería almacenada que no podrán vender.