Justicia

Comienzan operativos para frenar tráfico de pinabete

Las autoridades pusieron hoy en marcha un plan de seguridad para conservar el pinabete, una especie endémica de Guatemala que es muy buscada para la época de Navidad y Año Nuevo.

Por Acan-Efe y Julio Lara

Los propietarios  de fincas reciben  del Inab y Conap, marchamos para que comercialicen parte del pinabete que cultivan. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Los propietarios  de fincas reciben  del Inab y Conap, marchamos para que comercialicen parte del pinabete que cultivan. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

El viceministro de Seguridad, Elmer Sosa, explicó en rueda de prensa que el plan comenzó hoy en 18 regiones del país centroamericano, para prevenir la tala ilegal de estos árboles.

Un total de 450 agentes de la División de Protección a la Naturaleza  (Diprona) de la Policía Nacional Civil  (PNC) participarán en los operativos durante todo lo que resta del año.





De acuerdo con las autoridades, para este fin de año será autorizada la venta de 20 mil árboles de pinabete, a los cuales les instalarán un marchamo para que la población pueda identificar su legalidad para ser comercializado.

Los árboles o ramillas de esta especie que no estén identificadas serán incautados por los agentes de Diprona, quienes también van a capturar a los responsables de la tala ilegal.

Según la PNC, el año pasado fueron capturados 14 adultos y dos menores y se incautaron 48.000 ramillas que no tenían la autorización respectiva.

Los guatemaltecos que son detenidos con estos árboles se enfrentan a una multa que va desde los Q10 mil hasta los 20 mil  (1 mil 305 a 2 mil 610 dólares).

En los operativos también participarán representantes del Consejo Nacional de áreas Protegidas  (Conap) y del Instituto Nacional de Bosques  (Inab), así como del Ministerio Público  (MP).



Policía vigilará tala ilegal de  abeto Abies guatemalensis, cuya especie está en peligro de extinción. (Foto Prensa Libre: É. Ávila)
Policía vigilará tala ilegal de abeto Abies guatemalensis, cuya especie está en peligro de extinción. (Foto Prensa Libre: É. Ávila)


Árbol predilecto

Aunque en Guatemala existen otras especies de la familia de las coníferas, el árbol predilecto para Navidad es el pinabete, por el aroma que emana, la forma y color de sus hojas.

Hay  abetos olorosos en otras regiones del mundo, pero el pinabete —abeis guatemalensis— tiene la particularidad de ser propio de la región; sin embargo, esta singularidad también perjudica su hábitat, pues depredadores furtivos destruyen  bosques para comercializar sus ramas durante la temporada navideña.

Sergio Osorio, coordinador  del pinabete por el Instituto Nacional de Bosques (Inab), indicó que los atractivos del pinabete son  su aroma fuerte; la hoja, que es más pequeña y en forma horizontal, y el color, que  es de un verde obscuro.

Agregó que esto es algo que no se puede adquirir en los árboles artificiales  que se venden en las tiendas, por lo que se incrementa la demanda  para  Navidad, lo que ha perjudicado la sobrevivencia de esta planta, debido a  depredadores.

“Cortan las ramillas y las  pegan con grapas en troncos para hacer árboles pequeños, pues los verdaderos miden hasta 40 metros de altura. También hacen coronas”, manifestó Osorio.

El funcionario explicó que no solo la tala de árboles ha colocado al pinabete en la lista de plantas en riesgo de extinción, sino el hecho de que  produce semillas  entre noviembre y enero, y  germina  en los conos que están ubicados en las ramas.

“Cuando  las personas cortan las ramas, los conos están en proceso de maduración y se quedan en el suelo, pero ya no alcanzan a madurar. Prácticamente se le está eliminando la capacidad de reproducirse”, refirió.