Hemeroteca

1963: Presidente Kennedy es asesinado

El asesinato del presidente de los Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy, perpetrado el 22 de noviembre de 1963, suscita aún más preguntas que respuestas, y con el paso de los años el mito Kennedy no termina de borrarse. Pero en este asunto sobresalen también dos muertes más.

Por Néstor Galicia

Recreación de la Película JFK de 1991 sobre la muerte de John F. Kennedy el 22 de noviembre de 1963. (Foto: AP)
Recreación de la Película JFK de 1991 sobre la muerte de John F. Kennedy el 22 de noviembre de 1963. (Foto: AP)

Kennedy fue el primer presidente estadounidense nacido en el siglo XX, además del más joven, habiendo asumido a los 46 años y el primero católico en una nación de religión protestante mayoritariamente

Pero lo que sucedió al mediodía del viernes 22 de noviembre de 1963 en la ciudad de Dallas, Texas, al norte del país conmovió al mundo entero.

Ese día Kennedy asistiría a un mitín electoral en dicha ciudad. Al paso de la caravana presidencial se habían congregado cientos de ciudadanos quienes vivaban a Kennedy quien se transportaba en un vehículo descapotable Lincoln X-100 e iba acompañado de su esposa, Jacqueline Bouvier, el gobernador de Dallas, John Connally, su esposa, un agente del Servicio Secreto y el conductor.



Comitiva del presidente John F. Kennedy minutos antes del ataque en la calle Elm, Dallas, Texas el 22 de noviembre de 1963. (Foto: Hemeroteca PL)
Comitiva del presidente John F. Kennedy minutos antes del ataque en la calle Elm, Dallas, Texas el 22 de noviembre de 1963. (Foto: Hemeroteca PL)


La comitiva circulaba por las calles de la ciudad sureña y al entrar en la plaza Dealey a la altura de la calle Elm se escuchan tres disparos los cuales dos aciertan en la espalda de Kennedy y Connally y un tercer disparo fulminante que destrozó parte del craneo del presidente quien cayó sobre la señora Kennedy.

Lo que era una maravillosa bienvenida en el centro de Dallas se convirtió en una escena de horror indescriptible y la gente se preguntaba si su presidente sobreviviría. Una hora después del ataque la fatal noticia era confirmada, Kennedy había muerto.

Las circunstancias de la muerte de JFK como fue conocido, atribuidas indiferentemente, según las teorías que florecieron durante más de cincuenta años a la mafia, a Fidel Castro, la KGB Rusa, la CIA, dieron lugar a decenas de libros, películas, documentales y produjeron centenas de miles de páginas de documentos sin que se haya podido establecer la verdad.

Mientras el féretro del presidente era trasladado en el Air Force One, el vicepresidente Lyndon B. Johnson asumía la primera magistratura dentro de la aeronave.



Titular de Prensa Libre del 23 de noviembre de 1963. (Foto: Hemeroteca PL)
Titular de Prensa Libre del 23 de noviembre de 1963. (Foto: Hemeroteca PL)


Versiones

Luego del asesinato se formó una comisión gubernamental llamada Comisión Warren la cual determinaría el móvil del asesinato, sus autores en base a pruebas científicas.

Dicha comisión determinó que el señor Lee Harvey Oswald, un ex marine quien había vivido en la Unión Soviética, había disparado tres veces desde el sexto piso de un edificio aledaño al lugar del crimen. Además de que no había sido una operación conspiratoria, y sin apoyo de ninguna organización o persona alguna.

Muchas personas no quedaron contentas con las conclusiones de la comisión Warren y en 1979 se formó otra comisión de un comité de la Cámara de Representantes en la cual sugería que Kennedy había sido víctima de una conspiración, aunque sin determinar quien o quienes estaban detrás de la operación, además de que Harvey Oswald no había sido el único asesino.



El 24 de noviembre de 1963 se realizó un servicio fúnebre en memoria del presidente Kennedy en la Parroquia de la Villa de Guadalupe. (Foto: Hemeroteca PL)
El 24 de noviembre de 1963 se realizó un servicio fúnebre en memoria del presidente Kennedy en la Parroquia de la Villa de Guadalupe. (Foto: Hemeroteca PL)


Silenciado

Lee Harvey Oswald fue capturado horas después del atentado contra Kennedy y se le sindicó de la muerte del presidente y de un oficial de policía al que asesinó en su huída. Durante 48 horas Harvey negó los cargos tajantemente y dijo que había sido un chivo expiatorio. En ese periodo de tiempo permaneció en la sede central de la policía de Dallas.

Sin embargo el domingo 24 de noviembre del mismo año se decide trasladar a Oswald a la cárcel del condado, pero un hecho haría dar un giro a la tragedia.



Retrato policiaco de Lee Harvey Oswald, presunto asesino del presidente Kennedy. (Foto: Hemeroteca PL)
Retrato policiaco de Lee Harvey Oswald, presunto asesino del presidente Kennedy. (Foto: Hemeroteca PL)


Mientras Oswald era conducido a un vehículo especial para su traslado, en el sótano de la sede policial, un hombre de sombrero  quien se encontraba entre el grupo de periodistas quienes presenciaban el traslado se acercó a Oswald y le disparó hiriéndole mortalmente.

En medio del caos se pierde el rastro del atacante y horas después se revela su identidad, respondiendo al nombre de Jack Rubenstein o Jack Ruby, quien estaba vinculado a la mafia.



Titular de la portada del 25 de noviembre de 1963. (Foto: Hemeroteca PL)
Titular de la portada del 25 de noviembre de 1963. (Foto: Hemeroteca PL)


Último eslabón

Ruby fue procesado por el asesinato de Lee Harvey Oswald y fue declarado culpable el 14 de marzo de 1964 y condenado a la pena de muerte.

El asesino había manifestado que mató a Oswald para ahorrarle a Jackeline Kennedy la pena de declarar en un juicio frente al asesino de su esposo.

Mientras esperaba su sentencia Ruby intentó suicidarse tres veces en la cárcel. En 1966 la Corte de Apelaciones de texas anuló la sentencia de Ruby por “errores judiciales”.



Momento en el que Jack Ruby (de espaldas) dispara a sangre fría a Lee Harvey Oswald el 24 de noviembre de 1963, mientras el presidente Kennedy era enterrado. (Foto: Hemeroteca PL)
Momento en el que Jack Ruby (de espaldas) dispara a sangre fría a Lee Harvey Oswald el 24 de noviembre de 1963, mientras el presidente Kennedy era enterrado. (Foto: Hemeroteca PL)


Las teorías conspirativas y una misiva presuntamente por escrita por él apuntaban a que Ruby y Oswald se conocían tiempo atrás y ambos habían sido utilizadas por las élites económicas norteamericanas para evitar las reelección de Kennedy y las reformas que venía haciendo su gobierno. Ruby murió el 3 de enero de 1967 víctima de un cáncer y llevándose a la tumba la verdadera razón de su actuar contra el asesino de John F. Kennedy.

Después de 54 años, el magnicidio sigue en el misterio.