Internacional

Corte rechaza restablecer decreto migratorio de Trump

El gobierno estadounidense recibió otro revés este domingo, después de que una corte de apelaciones negó restablecer decreto migratorio de Trump.

Por Nueva York/AFP

Archivado en:

Donald Trump EEUU Migración
En Florida, durante la visita de Trump, activistas simulan la "muerte de la democracia". (Foto Prensa Libre: AP)
En Florida, durante la visita de Trump, activistas simulan la "muerte de la democracia". (Foto Prensa Libre: AP)

Tras la decisión de este domingo de esa corte de apelación, se mantiene suspendida la aplicación del decreto antiinmigración de Trump, que prohibía la entrada a Estados Unidos a los ciudadanos de Irán, Irak, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen.

El Gobierno del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, había comenzado ayer el proceso de apelación de la decisión de un juez federal que el viernes suspendió la aplicación del veto migratorio impuesto por la Casa Blanca a los ciudadanos de siete países de mayoría musulmana y a los refugiados de todo el mundo.

En un corto documento presentado ante la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito, con sede en San Francisco  (California), Trump y su gabinete apelan formalmente la decisión judicial que ha bloqueado temporalmente la polémica orden ejecutiva y ha abierto de nuevo las puertas del país a millones de inmigrantes y refugiados.

La notificación de apelación se presentó en nombre de Trump, el secretario de Seguridad Nacional, John Kelly; el secretario de Estado, Rex Tillerson; y los Estados Unidos de América.

Todos ellos “apelan por la presente ante la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito la decisión del 3 de febrero”  que “restringe la aplicación de parte de la orden ejecutiva del 27 de enero para proteger al país de la entrada de terroristas extranjeros”, según la notificación presentada ante el tribunal.

Si la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito fallara en contra del Gobierno de Trump, este podría recurrir ante el Tribunal Supremo, algo que muchos expertos consideran probable.

Crecen protestas

De Londres a Nueva York, pasando por Berlín y París, miles de personas manifestaron de nuevo este sábado contra el decreto antimigración de Donald Trump.

La manifestación más importante fue la de Londres, con unas 10 mil personas según la estimación del diario The Guardian.

Los manifestantes se reunieron al mediodía delante de la embajada de Estados Unidos respondiendo al llamado de varias organizaciones antirracistas, pacifistas u opuestas a las medidas de austeridad. Tomaron luego el camino de Trafalgar Square, con carteles en los que se podía leer “¡No al racismo!”, “¡No a Trump!”, “¡Trump a la basura!”.

Además del decreto que prohíbe la entrada a Estados Unidos de los ciudadanos de siete países de mayoría musulmana y que fue congelado el viernes a la noche por un juez federal, los organizadores denunciaron la “colusión”  entre la primera ministra conservadora Theresa May y el millonario. May invitó a Trump a una visita de Estado a Reino Unido en 2017.

Más de 1.8 millones de personas firmaron una petición en línea para que ese evento disminuya al rango de simple visita, con el objetivo de evitarle a la reina la “vergüenza”  de tener que reunirse con él como manda el protocolo.

En Berlín y París, alrededor de mil personas se juntaron a protestar contra el decreto antiinmigración.

En la capital alemana, el punto de reunión fue la puerta de Brandeburgo, donde también está la embajada de Estados Unidos.

Algunos manifestantes mostraban el último número del semanario Der Spiegel, que puso en portada un dibujo de Donald Trump con la cabeza decapitada de la estatua de la Libertad en una mano y un cuchillo en la otra.

“Espero que vayan a cambiar algo, pero estoy muy decepcionada. Es una discriminación y no sé si me dan ganas de ir (a Estados Unidos), incluso si modifican” el decreto, explicó Mahsa Zamani.

Esta estudiante iraní de medicina tenía previsto ir a hacer una pasantía a un hospital de Florida antes de que el decreto, que apunta particularmente a los ciudadanos iraníes, fuera promulgado el 27 de enero.

También hubo manifestaciones en Washington, donde centenares de personas desfilaron con el bonete rosa, convertido en uno de los símbolos de la oposición contra el presidente estadounidense. Caminaron con tranquilidad desde la Casa Blanca hasta el Congreso.

“¡Resistan!” 

En Nueva York, donde las manifestaciones antiTrump son casi cotidianas, unos tres mil miembros de colectivos gays manifestaron en “solidaridad”  con las comunidades tomadas como blanco por el nuevo presidente.

Es la primera vez desde la llegada al poder del magnate, el 20 de enero, que la comunidad gay neoyorquina, apoyada por varias personalidades políticas locales, organiza una gran manifestación antiTrump.

"Estoy muy decepcionada con Trump. Es una discriminación y no sé si me dan ganas de ir a Estados Unidos". Manifestante en Berlín, Alemania.

Los manifestantes se reunieron alrededor de Stonewall Park, lugar emblemático de la lucha por los derechos de la comunidad homosexual, en el corazón de Greenwich Village.

Con banderas de los colores del arco iris y estadounidenses, la multitud cantó los eslóganes convertidos en refranes de estas manifestaciones: “¡Resistan!”  o “¡No odien! ¡No tengan miedo! ¡Los refugiados son bienvenidos!”.

Otra protesta se desarrolló en West Palm Beach, en Florida, cerca de la residencia de Mar a Lago donde Trump pasa el fin de semana con su familia.

Los manifestantes no podrán llegar hasta la residencia porque Mar a Lago está separado de West Palm Beach por un puente donde la policía debería detenerlos, pero planeaban llevar carteles y palos luminosos para ser vistos por el presidente y sus allegados, según The Washington Post.