Internacional

Israelí que mató a palestino será condenado por homicidio imprudente

El soldado israelí que la semana pasada provocó una gran polémica al matar de un disparo en la cabeza a un palestino que se encontraba tendido herido en el suelo será condenado por homicidio involuntario, informó el jueves la radio israelí.

Por Tel Aviv/DPA

Archivado en:

Conflicto Israel Palestinos
 Fatah al Sharif, murió de un balazo en la cabeza en la ciudad de Hebron.
 Fatah al Sharif, murió de un balazo en la cabeza en la ciudad de Hebron.

Los fiscales militares afirmaron que el médico militar abrió fuego "intencionadamente y sin necesidad", citó la radio.

El soldado fue filmado el 24 de marzo disparando en la cabeza a Fatah al Sharif, que se encontraba tendido en el suelo después de resultar herido tras atacar a otro soldado israelí con un cuchillo.

El vídeo fue filmado por un voluntario palestino del grupo pro derechos humanos israelí B'Tselem.

Al Sharif, de 21 años, y otro palestino de la misma edad, recibieron varios balazos después de atacar a un soldado israelí que vigilaba un puesto de control en Cisjordania. El médico llegó al menos seis minutos más tarde.

Cuando el soldado israelí estaba siendo introducido en la ambulancia con heridas en el hombro y la mano, el médico tomó su rifle y apuntó a Sharif, que aún se movía. Entonces, realizó un único disparo a la cabeza del palestino.

El médico, cuyo nombre no ha trascendido, afirmó que creía que Al Sharif portaba un cinturón de explosivos. Un tribunal militar en el sur de Tel Aviv prolongó su detención el martes.

Los fiscales advirtieron "contradicciones" en su testimonio, ya que, mientras que el soldado afirma haber sentido un peligro inminente, las imágenes del vídeo muestran una atmósfera calmada antes de que Fatah recibiera el disparo.

El canal de televisión 2 de Israel informó que el médico seguía en Facebook a Kahane Chai, una organización judía extremista ilegal.

Se han realizado numerosas muestras de apoyo a favor del soldado juzgado en las redes sociales israelíes, sobre todo desde sectores israelíes ultranacionalistas.

Los palestinos calificaron el acto documentado en vídeo como un crimen de guerra.