Internacional

Obama y Ban ven urgente frenar cambio climático

El presidente de EE.UU., Barack Obama, y el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, destacaron este martes la urgencia de frenar el cambio climático y de que la cumbre sobre este problema que París acogerá en diciembre sea un éxito, así como de encontrar soluciones políticas a los conflictos en Siria y Yemen.

Por Washington DC/EFE

<em>Barack Obama, y Ban Ki-moon se reunieron en la Casa Blanco.(Foto Prensa Libre:AP).</em>
Barack Obama, y Ban Ki-moon se reunieron en la Casa Blanco.(Foto Prensa Libre:AP).

Obama, quien este martes cumplió 54 años, y Ban mantuvieron un encuentro de aproximadamente una hora en el Despacho Oval de la Casa Blanca para tratar varios temas de interés global.

Tras la reunión, el mandatario estadounidense explicó a los periodistas que uno de los asuntos prioritarios de la agenda que hoy analizó con Ban fue “la urgencia de una respuesta mundial”  para combatir el cambio climático.

Obama detalló que animó al secretario general de la ONU a que siga trabajando con EE.UU. para “presionar”  a otros países a que presenten “planes audaces, agresivos”  contra el cambio climático que permitan que la cumbre de París de finales de año “sea un éxito” .

Este lunes Obama alertó de que el calentamiento global es la mayor amenaza para las futuras generaciones al presentar su plan para reducir las emisiones de carbono de las termoeléctricas de Estados Unidos.

El denominado “Plan de Energía Limpia”  plantea que EE.UU. reduzca para el 2030 en un 32 % las emisiones de carbono de las centrales termoeléctricas respecto a los niveles del 2005.

Esa propuesta de Obama complementa el objetivo general con el que EE.UU. se ha comprometido ante la ONU con miras a la conferencia global sobre cambio climático de París.

Esa meta, formalizada en marzo, consiste en que Estados Unidos reduzca para el 2025 sus emisiones de efecto invernadero, en total, no solo las procedentes de centrales termoeléctricas, entre un 26 % y un 28 % respecto a los niveles de 2005.

El secretario general de la ONU elogió este lunes el plan de Obama a través de su portavoz y hoy quiso destacar “el fuerte compromiso”  contra el cambio climático mostrado por el mandatario “desde su primer día”  en la Casa Blanca.

Ban remarcó que el plan energético de Obama es una prueba de su “liderazgo visionario”  frente al cambio climático y agregó que la ONU trabaja estrechamente con el presidente francés, Franois Hollande, y la canciller alemana, Angela Merkel, en su calidad de presidenta del G7, con vistas a los compromisos de la cumbre de París.

Sobre conflictos armados abiertos como el de Siria, Ban aseguró que Obama y él están “en la misma página”  en cuanto a la búsqueda de una solución política.

Con respecto a Siria, “compartimos nuestra profunda preocupación por la crisis humanitaria” , así como la necesidad de que haya un proceso político “que pueda conducir a la estabilización de ese país y la transición a un gobierno que represente a todo el pueblo” , sostuvo por su parte Obama.

En la misma línea se pronunciaron ambos líderes sobre la necesidad de poner fin al conflicto en Yemen y la preocupación compartida por la situación humanitaria en ese país.

“En Yemen no hay una solución militar, solo hay una solución por la vía política, a través del diálogo” , indicó Ban.

Yemen está sumido en un conflicto civil desde el pasado septiembre cuando los rebeldes chiíes hutíes se levantaron en armas contra el Gobierno del presidente Abdo Rabu Mansur Hadi, al que acusaban de entorpecer la transición política en el país.

En cuanto a Sudán del Sur, Obama reiteró su mensaje del pasado 27 de julio, cuando desde Adis Abeba urgió a los líderes de ese país a llegar a un acuerdo de paz antes del límite del 17 de agosto marcado por las autoridades regionales africanas.

Según Ban, la reciente visita de Obama a África y su llamado al diálogo en Sudán del Sur “realmente tuvieron un gran impacto” .

Obama y Ban también repasaron en su reunión de hoy los Objetivos de Desarrollo Sostenible, que sustituirán a los Objetivos del Milenio de la ONU acordados en el 2000 y se han fijado como meta prioritaria para los próximos 15 años erradicar la extrema pobreza en el mundo.