Registrarse ¿Por qué registrarse?

Con tu usuario podrás:


- Ingresar al visor de la edición impresa
   de Prensa Libre

- Comentar cada nota publicada
   *ver términos y condiciones de uso
   del portal

- Obtener beneficios y promociones
   para usuarios registrados de
   Prensalibre.com


Olvidó su contraseña?

22/02/12 - 00:00 Vida

La energía de los mayas

La sabiduría ancestral de los mayas encierra un vasto conocimiento en el que prevalece la armonía del hombre con su entorno, como es el caso de los nahuales. Estos marcan el destino de la persona según la fecha de su nacimiento en el calendario sagrado o Cholq’ij, que hoy da la bienvenida al Año Nuevo 5125.

POR BRENDA MARTíNEZ

Cada día tiene su nahual —animal, en idioma náhuatl—, cuya energía o fuerza numérica está en el espacio y el tiempo para que cada individuo se ubique en el mundo, conozca sus propensiones, capacidades, debilidades y encauce su existencia en armonía, explica la guía espiritual maya Ixquem Karmen.

“La vivencia con los nahuales ayuda a comprender nuestro destino”, agrega.

El Cholq’ij, que aparece en la estela C de Quiriguá, se basa en las influencias cósmicas pero, a diferencia de la astrología, no se guía por la posición de los astros en el día, hora y lugar de nacimiento del individuo.

“En los 20 signos mayas se codifica toda la genética de la naturaleza y de todo lo existente en la Tierra”, asevera Apolinario Chile Pixtún, coordinador de la Gran Confederación de los Concejos de Guías Espirituales Mayas. Por ello, es importante que la persona conozca y aprenda las cinco formas de manejar su nahual, número que corresponde a los cinco sentidos superiores del ser humano: cuándo fue engendrado, en qué fecha nació, en qué año, qué energía lo protege y su misión, añade Chile Pixtún.

El Cholq’ij consta de 13 meses de 20 días cada uno, que al multiplicarlos entre sí da como resultado 260 días, que abarcan el mismo número de posibilidades o clases de energía, precisa Ulmil Mejía, director de la Fundación Maya Cholsamaj. Este, además, es el tiempo aproximado de gestación del ser humano. Chile Pixtún refiere que son 13, porque es el número de movimientos del cuerpo y de las estrellas, según los mayas.

Por ejemplo, si la fuerza que rige un día es 6 Tz’i’, la cifra equivale al nivel de energía que se recibe del Universo —el uno es el más bajo y el 13, la potencia máxima—. El nahual es Tz’i’, el cual representa el orden y la justicia, y su animal protector es el perro, refiere Mejía.

Nuevo comienzo

El calendario solar de los mayas es un impresionante aporte para la humanidad y el más exacto que ha existido, asegura Mejía, puesto que solo difiere 10 milésimas de segundo del tiempo espacial y no 0.25 de un día como ocurre con el gregoriano.

Según marca el Cholq’ij, la fuerza que regirá este año —el 5125—, a partir de hoy, es el 13 No’j. “Su significado es transformar el conocimiento y experiencias en sabiduría. Es la conexión de la mente cósmica universal y la ciencia de los pueblos indígenas”, comenta Ixquem. Se espera un cambio de actitud y conciencia, ya que cada individuo tomará su experiencia como una escuela de vida.

Debido a que existen diversos conteos del tiempo, Chile Pixtún asegura que el regente de este año es el 6 B’atz’ —que comenzó el 7 de enero, correspondiente al año 5189—, energía femenina que propicia la concertación y el consenso con la sociedad, así como la búsqueda del diálogo y la unidad. Además, se esperan consecuencias positivas a nivel espiritual, social, político y económico.



Más noticias de Vida

Herramientas

Videos

multimedia

© Copyright 2012 Prensa Libre. Derechos Reservados.

Se prohibe la reproducción total o parcial de este sitio web sin autorización de Prensa Libre.