Escenario

Serrat desbordó de sentimientos en concierto con su inigualable estilo

El cantautor, poeta y trovador catalán Joan Manuel Serrat se presentó la noche del miércoles en el Centro Cultural Miguel Ángel Asturias, como parte de su gira Antología Desordenada, en la que los sentimientos de todo tipo fluyeron por todo el recinto en una cita artística que se convirtió en familiar, con bromas a cada momento.

Por Brenda Martínez

Joan Manuel Serrat complació a su público con sus éxitos clásicos, en el Centro Cultural Miguel Ángel Asturias. (Foto Prensa Libre, Óscar Rivas)
Joan Manuel Serrat complació a su público con sus éxitos clásicos, en el Centro Cultural Miguel Ángel Asturias. (Foto Prensa Libre, Óscar Rivas)

"Este año cumplo 50 años de haberme asomado por primera vez a los escenarios; no es nada, el tiempo pasa muy de prisa", dijo Serrat, vistiendo traje negro y camisa corinta, al comienzo de su concierto. "Quiero celebrar este acontecimiento, porque he podido dedicar mi vida a un oficio que le gusta a la gente y por el que me pagan. Quiero agradecer a todos los que me he encontrado en el camino", añadió el artista, seguido de aplausos y gritos.

Luego la presencia de la nostalgia no se haría esperar con el tema Mi niñez, la cual se transformó en instantes de alegría con Hoy por ti mañana por mi y Tu nombre me sabe a yerba, al ritmo de la guitarra del cantante barcelonés, cuya elasticidad de su voz no ha cambiado después de medio siglo, así como la afabilidad y empatía de su carácter.

Antes de presentar la canción Niño silvestre, Serrat, de 71 años,  habló sobre preocupantes estadísticas de menores abandonados o explotados en el mundo, y destacó que se calcula que al día mueren 40 mil pequeños a causa de enfermedades como sarampión o diarrea.  Después se escucharía Algo personal.

"Estos 50 años los he querido celebrarlos con el trabajo Antologia desordenada, no encontré mejor nombre, porque así son los conciertos, una antología desordenada", dijo Serrat, antes de comenzar con la colección de temas en catalán como Canción de cuna, dedicada a su madre y basada en una canción popular aragonesa, y Palabras de amor, que aunque no es de su autoría es conocida por sus admiradores.  

"Esta es la canción en catalán mas amortizada de todo mi repertorio: Ahora que tengo 20 años, la cual fue un éxito extraordinario, mi primer gran exito", y explicó que la cantó a los 40 años, pero que le cambió el título por Hace 20 años que tengo 20 años. Al cumplir los 60, hizo lo mismo y la nombró Hace 20 años dije que hace 20 años tenía 20 años. "¿Cómo la voy a llamar cuando cumpla 80?", broméo el artista.

Luego se oiría Disculpe el señor Esos locos bajitos, al final de la cual se dejó sentir un sollozo del cantautor, y 

No hago otra cosa que pensar en ti

No podían faltar en su repertorio Mediterráneo y Hoy puede ser un gran dia, luego de las cuales las ovaciones parecían interminables. Pero los asistentes pedían a gritos Lucía, y fueron complacidos por el artista.  "Caminante no hay camino se hace camino al andar, golpe a golpe beso a beso", coreaba el público jubiloso al escuchar Cantares.  

"Ha sido un gusto estar esta noche de complicidad y afecto con ustedes. Quiero agradecerles y decirles que es un buen momento para retirarme de este escenario", dijo el cantautor, que interpretó Penélope, que hizo al público eufórico, luego de la cual cerró la velada con broche de oro al escucharse Fiesta.

Los músicos que acompañan a Serrat en su gira  son: Josep Mas (teclados), Vicente Climent (batería), David Palau (guitarra) y Raui Ferrer (bajo y contrabajo), bajo la dirección de Ricard Miralles, en el piano.

La gira continuará en El Salvador, Nicaragua, Costa Rica, panamá, Colombia, Ecuador, y finalizará en Lima Perú, el 21 de noviembre.