Así ha mejorado la escuela de Terrero Barroso donde los niños caminan dos horas para llegar a clases

“La alegría en el rostro de los niños era evidente y fue emocionante escuchar cuando la gente me llamaba por teléfono para decir que quería ayudar”, externó el maestro Edwin Orlando Linares Velásquez.

Juegos que fueron donados para la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Cortesía).
Juegos que fueron donados para la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

El 5 de octubre Prensa Libre publicó la situación que enfrentaban los estudiantes de la escuela en el caserío Terrero Barroso, en la aldea Tacó Arriba, Chiquimula.

Se evidenció que los estudiantes caminan hasta dos horas en terracería para llegar a su centro de estudio, y que se necesitaba construir un muro y un parque infantil, para distracción de los niños.

Esta situación movió a personas de buen corazón para ayudar a mejorar la escuela y aunque los niños siguen caminando la misma distancia, su esfuerzo se ve recompensado con mejores instalaciones, que los motivan a seguir adelante.

Linares Velásquez, de 36 años, es el único maestro de la escuela y atiende a unos 30 estudiantes de primero a sexto.

Los pobladores son de escasos recursos, pero eso no ha impedido enviar a sus hijos a la escuela.

La situación es mejor ahora, dijo Linares en un tono de satisfacción, luego narró cómo llegó la ayuda.

 

Así era antes el área donde se construye el muro en la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

 

Recordó que un grupo de personas que vive en Estados Unidos se comunicaron con él para donar juegos infantiles, entre estos columpios y resbaladeros, entre otros.

Pero aún faltaba, pues por medio de otra llamada se le informó que en un comercio del área urbana de Chiquimula habían sido cancelados un mil blocks para el muro de la escuela.

Así va la construcción del muro en la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

El maestro afirma que le sorprende cómo han ayudado a los niños las personas de buen corazón, pues muchos colaboraron de distintas formas, como el aporte de 15 escritorios y 50 sillas plásticas.

Además, otras personas han pagado a albañiles para que hagan los trabajos en la escuela.

No deje de leer: Cinco historias inspiradoras que deja el año

Estos gestos de bondad motivaron más a los niños y padres de familia de la escuela, quienes también han aportado con mano de obra y han manifestado cómo estas donaciones han llevado esperanza de desarrollo a la comunidad.

Estudiantes de la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula, se divierten en uno de los juegos. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

“Ha habido mucha emoción y alegría, todo mundo quiere colaborar aquí en la comunidad”, manifestó el maestro Linares Velásquez, quien desconoce si el otro año seguirá impartiendo clases en el lugar o será trasladado a otra comunidad.

Padres de familia se han unido para hacer mejoras en la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

Al preguntarle qué pasaría si lo trasladan de escuela, el docente respondió que sería difícil para él dejar a sus estudiantes, pues aún faltan iniciativas para mejorar la calidad de vida de los niños.

Aunque ya terminó el ciclo escolar, aún hay algunas promesas de ayuda para mejorar aún la escuela para el siguiente ciclo escolar.

Algunos de los estudiantes de la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula, se preparan para hacer una manualidad. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

Cómo apoyar

Si usted desea apoyar a los niños de esta escuela, se puede comunicar con el profesor Linares por medio del perfil de Facebook Edwin Linares (El Profe) o comunicarse al número 55232179. 

Sillas que fueron donadas para estudiantes de la escuela de Terrero Barroso, Chiquimula. (Foto Prensa Libre: Cortesía).

Lo que caminan los niños

Contenido relacionado

Bomberos narran cómo vieron cerca la muerte, pero la solidaridad los ayudó a sobrevivir

Devuelven US$2 mil 500 que hallaron en un maletero y les ofrecen trabajo en Aeronáutica Civil

Con mural jóvenes evocan a héroes de la erupción del Volcán de Fuego en San Juan Alotenango