A pie, a caballo o en vehículo los peregrinos continúan llegando a la Basílica de Esquipulas

Desde el pasado fin de semana incrementó el flujo de peregrinos hacia la Capital Centroamericana de la Fe. Muchos de ellos llegan a pie, en caballo o en vehículo. La afluencia es por la devoción de los católicos hacia la imagen del Cristo Negro, la cual cumplirá 425 años de su llegada a Esquipulas y 261 años de su traslado de la antigua ermita hacia la Basílica.