Cómo se preparan las playas del Pacífico para la Semana Santa 2021

Alcaldes reconocen preocupación por impacto del covid-19 en sus municipios, pero resaltan que el cierre de playas no es posible.

Comerciantes se preparan para recibir visitantes en la medida que lo permite el semáforo epidemiológico. (Foto: Marvin Túnchez)
Comerciantes se preparan para recibir visitantes en la medida que lo permite el semáforo epidemiológico. (Foto: Marvin Túnchez)

La Semana Santa está a la vuelta de la esquina y Guatemala se prepara para el descanso, pero todo transcurre durante la pandemia y la tercera ola del coronavirus que amenaza con impactar no solo en áreas urbanas sino también las rurales.

Los municipios con playas, ríos y lagos son los que más esperan la Semana Mayor para poder levantar su economía, golpeada por el confinamiento y restricciones de 2020.

A eso se agrega que el Ministerio de Salud ofreció un “voto de confianza” a la población, con lo que no habrá restricciones extraordinarias, pero persisten las medidas preventivas para evitar contagios, que de hecho actualmente están en aumento y se refleja en el semáforo de alertas covid-19.

En ese contexto los comerciantes buscan mantener el equilibrio entre servir a los visitantes y evitar un repunte de casos que puede ocasionar nuevas medidas que causen un impacto negativo.

Empresarios, autoridades e instituciones de servicio cuentan a continuación sobre se están preparando para la Semana Santa, con un mensaje unificado de que la responsabilidad por un descanso sin riesgo de contagio es responsabilidad de todos los actores sociales.

Puerto San José está en alerta amarilla antes de la Semana Santa. (Foto: Carlos Paredes)

Escuintla
Escuintla tiene cinco de sus 14 municipios con acceso al Pacífico. Esto lo hace atractivo para los miles de veraneantes que viajan en busca de zonas turísticas sobre todo en Semana Santa. Comerciantes de estas zonas se han preparado para poder recibirlos pues esperan poder recuperar su economía ante meses de bajas ventas debido a la pandemia del coronavirus.

Sin embargo, y pese a que los comerciantes aseguran estar trabajando para mantener los protocolos de bioseguridad en sus negocios y también las autoridades están trabajando en las acciones a tomar para hacer sus municipios seguros, no se puede descartar el hecho que en estos cinco municipios se han registrado cambios en el semáforo covid.

Dentro de estos se encuentra Tiquisate con su playa el Semillero, qué según el último reporte del Ministerio de Salud se encuentra en color rojo; Nueva Concepción con su playa Tecojate, están en color naranja; Iztapa con su playa del mismo nombre está en color naranja; pero Sipacate y Puerto San José se encuentran en amarillo.

Alex Santana, vocero de la comuna de Puerto San José, resaltó que ante la llegada de Semana Santa se enfocarán en activar más protocolos de bioseguridad, colocando en los caminos que dan acceso a la playa un sistema para desinfectar a quienes lleguen, además se enfocarán en que los restaurantes y comercios cumplan con estos protocolos de mantener alcohol en gel y que se respete el distanciamiento, así como evitar aglomeraciones.

Situación similar fue expuesta por Walter Nájera, alcalde de Sipacate, que resaltó que desde hace semanas se vienen organizando para coordinar esfuerzos con diferentes instituciones gubernamentales y civiles del municipio, “Tenemos toda la logística para atender el turismo que consideramos llegará a visitar nuestras playas, y procuraremos en que se cumplan con sus protocolos que han sido estipulados por el Centro de Salud de esta localidad”, dijo.

Abraham Rivera, alcalde de Escuintla, comentó que, aunque la cabecera no cuenta con un lugar turístico que pueda darse una aglomeración si se preocupa pues se convierten en un lugar de paso ya que da acceso a diferentes puntos de atracción para los veraneantes.

“Nos vamos a enfocar con la PMT de este municipio para mantener la fluidez tanto de vehículos como de personas y evitar hasta donde sea posible las aglomeraciones y de consejo preferiríamos que los vecinos tomen en cuenta la pandemia y que de no ser necesario que no se expongan a lugares donde se sabe habrá aglomeraciones”, indicó Rivera.

Suchitepéquez aún analiza qué acciones adoptará para Semana Santa. En la foto, playa de Tahuexco. (Foto: Marvin Túnchez)

Suchitepéquez

Debido al repunte de casos de covid-19 en Suchitepéquez, el centro de operaciones de emergencia discutirá la recomendación de hecha por salud pública para cerrar las playas y evitar aglomeraciones de veraneantes que habitualmente inician a ingresar al departamento el Miércoles Santo, además discutirán las medidas de prevención que aplicarán para evitar que continué en aumento los casos de coronavirus.

Actualmente 14 municipios del departamento se encuentran en alerta roja y los espacios en las áreas de covid-19 están llenas, lo que obligó al Comité de Operaciones de Emergencia -COE- departamental a analizar las disposiciones que se implementarán durante la Semana Mayor derivado de la afluencia de personas de otros departamentos que llegan a visitar a su familia o buscar centros recreativos lo que es un riesgo para la población local.

José Luis Sam, gobernador de Suchitepéquez, indicó que algunas comunas analizan incrementar las medidas de prevención mientras que otras ya iniciaron con la reducción de horarios de mercados y cierre de espacios públicos para evitar la aglomeración de personas en estos lugares.

A nivel local se instalará un campamento de asistencia a turistas en el puesto de cuarentena ubicado en el km 144 CA2, San Antonio.

El concejo de San Francisco Zapotitlán fue el primero en implementar medidas drásticas para el cuidado de la población por lo que decidieron reducir el horario de mercados y retomar el control en la entrada y salida de los compradores además de cerrar las áreas públicas que administra la comuna.

A pesar de la incertidumbre sobre el cierre de las playas, la comuna de Mazatenango ha trabajado desde hace meses el programa denominado “Playas Limpias” en aldea Churirin y aldea Tahuexco, el cual consiste en apoyar a los vecinos con víveres a cambio de su trabajo en las jornadas de limpieza, lo que busca conservar el ecosistema marino costero y a la vez atraer al turismo, sin embargo, este podría ser el segundo año en que las playas permanezcan cerradas.

Actividad turística en Retalhuleu previo a la pandemia. (Foto: Victoria Ruiz)

Retalhuleu
Debido a la pandemia el comercio en Retalhuleu se vio afectado con la baja afluencia de visitantes, mientras que en años anteriores se recibían a 16 mil turistas.

Los lugares más visitados son las playas de Tulate, en San Andrés Villaseca y Champerico, la Reserva Natural Manchón Guamuchal, Dinopark en Santa Cruz Muluá y la instalación del Irtra en San Martín Zapotitlán.

Las cifras del Ministerio de Salud reflejan el incremento de casos de covid-19 en los nueve municipios. Jefes ediles manifiestan su preocupación por los posibles contagios durante Semana Santa, pero aseguran que el cierre de playas no es posible.

“La playa es pública y ya están llegando los visitantes, las restricciones no son impuestas por nosotros sino por el gobierno central como autoridades nos queda la responsabilidad de tomar medidas de prevención”, señaló Rosalio López, alcalde de Champerico.

De acuerdo con el jefe edil, este municipio que sobrevive del turismo y la pesca. Por eso es importante la llegada de veraneantes que contribuyen con la economía local y espera que pobladores y visitantes tomen medidas de prevención.

Aparte, hay 86 hoteles registrados a nivel departamental y esperan que haya afluencia de visitantes, empresarios aseguran que el cierre total por 4 meses afectó a tanto a propietarios como a empleados.

“Esperamos que la cantidad de visitantes sea la misma que en diciembre. Económicamente nos fue muy bien pero siempre nos hemos cuidado, utilizamos los protocolos de ingreso, gel, mascarilla y el aforo que corresponda tanto en restaurantes como hoteles”, comentó Allan Aguilón, presidente de Guatemágica.

A partir de mañana, se estarán habilitando un campamento y un puesto de control como parte del plan SINAPRESE, que además de brindar servicios médicos, mecánicos y de información, implementarán puestos sanitizantes.