Queja de vecinos por falta de drenaje en el barrio San Antonio, Mixco

El agua sucia a flor de tierra predomina en las calles del barrio San Antonio, zona 10 de Mixco, lugar donde hablar de drenaje solo cabe en la mente de los vecinos ya que por décadas han sido ignoradas varias solicitudes hechas a la municipalidad.

Las aguas servidas están a flor de tierra en la calle principal del barrio San Antonio, zona 10 de Mixco, donde según la comuna de ese municipio, transitan unos cinco mil vehículos al día. (Foto Prensa Libre: Oscar Felipe Q.)
Las aguas servidas están a flor de tierra en la calle principal del barrio San Antonio, zona 10 de Mixco, donde según la comuna de ese municipio, transitan unos cinco mil vehículos al día. (Foto Prensa Libre: Oscar Felipe Q.)

La mayor queja de los vecinos se centra en la falta de drenaje y el mal estado de la carretera. El barrio San Antonio, situado entre Las Charcas, zona 11 de la capital y La Comunidad, zona 10 de Mixco, donde solo en la parte baja viven cuatro mil 600 familias, todos sin acceso a un sistema de alcantarillado.

“Vivir sin drenaje es horrible. El agua que sale a las calles lleva jabón y ha ocasionado varios accidentes”, manifiesta Miriam Hernández, quien frente a su vivienda pasan las aguas servidas.

“Varios alcaldes han prometido un proyecto grande, pero nadie ha cumplido. En noviembre del año pasado, Neto Bran —actual jefe edil—, ofreció colocar tubos en la  calle principal y los vecinos nos hacíamos cargo de conectar las casas a la tubería principal, pero no se ha visto nada”, lamentó.

Alejandro Ajcú, alcalde auxiliar en esa zona, informó que de acuerdo al reciente censo, que se hizo en la parte baja de ese barrio,  viven cuatro mil 600 familias.  

Ajcú indicó que el problema para hacer un proyecto de drenajes en la  zona obedece a que hay varios sectores privados y que se encuentran en proceso de negociación de permisos para el paso de tuberías y el espacio para la construcción de una planta de tratamiento de aguas residuales.

Sin esperanza

Tomás Borrayo, de 91 años, recuerda que hace más de tres décadas que solicitan a la comuna mixqueña la construcción del sistema de alcantarillado en el lugar. “Pasaron varios alcaldes, pero nunca recibimos una respuesta favorable”, manifestó.

“A mi edad ya perdí la fe de ver este lugar sin charcos en las calles. Hace un año, de nuevo, ingresamos otra solicitud en la Municipalidad, pero tampoco hemos tenido respuesta”, dijo.

Guillermina Noj, originaria de Chimaltenango, quien vive hace más de 20 años  en el  barrio, cuenta que en la casa que habita construyeron una fosa séptica, pero casi está llena por los años de uso.

“Se miran feas las calles con agua. Los pilotos de carros manejan sin precaución y salpican de lodo a los niños que salen de la escuela. También tiene efectos en la salud de nuestros niños”, expresó Noj.

Elsy Valladares, otra vecina, dijo que la falta de drenaje ha ocasionado inundaciones en la zona.

Obra a medias

De acuerdo al Sistema Nacional de Inversión Pública (Sinip),   recientemente hicieron trabajos de mejoramiento de  680.28 metros lineales de calles, obra valorada en Q970 mil, y que incluyó la construcción de cunetas, pozos y colectores.

La obra tiene un avance del  41 por ciento, que de acuerdo al proyecto Sinip 156611, contempla la construcción de una planta de drenaje.

En la actualidad, las aguas residuales y pluviales llegan al río Mariscal, lo que contamina el afluente.

Lugar de accidentes

La alcaldía auxiliar de la zona 10 de Mixco, que tiene a su cargo ese sector, reportó que en ese tramo, de unos dos kilómetros, se han reportado   10 accidentes de tránsito en los últimos meses, varios  provocados por el agua que se acumula y corre en la carretera cuando  llueve.

Además de las pérdidas materiales, los vecinos  lamentan la muerte de personas en esos hechos de tránsito, aseveró una empleada de la comuna.

El barrio San Antonio pertenece a una de las zonas más grandes del municipio,  después de la zona 6, en donde se encuentran las colonias El Milagro, La Esperanza y Las Brisas, entre otras.

Continuarán trabajos

Mynor Espinoza, vocero de la comuna de Mixco, explicó que preparan la segunda parte del proyecto en el barrio San Antonio, que incluye  sistema de drenajes.

“Se trabajará el alcantarillado, la instalación de tubería de concreto de 36 y 42 pulgadas, y la construcción de cinco pozos y  rejillas de concreto  y  de cunetas”, dijo.

Espinoza añadió que el agua con jabón que sale a las calles ha provocado daños en el asfalto y podría ser causante de hechos de tránsito.

Según el vocero, el proyecto  beneficiará a las miles de familias  del sector y a unos cinco mil automovilistas que transitan en  esa ruta, que conduce a Las Charcas y al Anillo Periférico.

Más de cuatro mil familias viven en medio de la contaminación. La falta de tratamiento de las aguas residuales hace que  lleguen al río Mariscal. (Foto Prensa Libre: Oscar Felipe Q.)