Webinar: Así enfrenta Pollo Campero la pandemia en EE. UU. (y lo que buscan en nuevos franquiciadores)

En 18 años, la marca de origen guatemalteco Pollo Campero ha logrado en EE. UU. lo que pocas marcas de origen latino: exportar su modelo de negocio y franquiciarlo, aún en tiempos de covid-19.

José Gregorio Baquero y Luis Javier Rodas revelaron cómo triunfó Pollo Campero en el extranjero. (Foto Prensa Libre: Captura Youtube)
José Gregorio Baquero y Luis Javier Rodas revelaron cómo triunfó Pollo Campero en el extranjero. (Foto Prensa Libre: Captura Youtube)

Luis Javier Rodas, director general de Pollo Campero en EE. UU. y José Gregorio Baquero, gerente general de CMI Alimentos compartieron con la audiencia de Hablemos de Dinero durante un conversatorio donde abordaron varios temas sobre el modelo de negocio y cómo tener éxito con una marca en el extranjero.

Debido a la pandemia mundial por el nuevo coronavirus, Pollo Campero lanzó una plataforma revolucionaria digital en Estados Unidos y fue una de las marcas que mejor ha aprovechado los canales digitales, mejoraron el servicio a domicilio y fortalecieron otros como el de autoservicio.

También, fortalecieron su aplicación tecnológica, y afianzaron la alianza con otras aplicaciones de servicio a domicilio.

Baquero comentó que están preparando el “nuevo normal” en restaurantes con el objetivo de ofrecer una experiencia diferenciada en mesa.

Lo anterior, implicó aplicar nuevos protocolos de bioseguridad desde el cuidado e higiene de las instalaciones, y lo más importante las medidas de protección para comensales y colaboradores.

Desde tomas de temperatura a los consumidores, distanciamiento social en mesas y filas, menús digitales, platos desechables, abrir puertas sin contacto, dispensadores de gel en todo el lugar, son solo algunos de los cambios, que ya están vigentes en Estados Unidos.

Estrategias “sin entrar en pánico”

Rodas explicó que se trabaja bajo escenarios, y aunque nadie tenía previstos los efectos de una pandemia, siempre en momentos de crisis se debe cuidar el flujo de efectivo y lo mejor es mantenerlo.

“No tener miedo a enfocarse en las ventas, si se empiezan a perder, después es más difícil volverlas atraer, algunos por ver reducción de gastos, pierden el enfoque de la primera línea y recuperar eso es bastante costoso”, dijo Rodas.

Un tema importante antes de las ventas, es velar por el bienestar de los colaboradores, brindarles todos los protocolos de bioseguridad, limpieza, sanidad, equipo de protección y también para los clientes. “El bienestar físico y mental, es importante”.

Crecer en medio de la pandemia

Rodas compartió que el crecimiento de Pollo Campero antes del covid-19 venía agresivo, y esperan que continúe en esa misma línea.

El plan para los próximos 5 años es duplicarlo, es decir, abrir entre 80 y 100 puntos de venta adicionales, tanto propios como apalancados por nuevos franquiciadores.

Gracias a los planes digitales han adoptado a nuevos consumidores en medio de la pandemia por el servicio diferenciado y de reacción rápida ante las necesidades actuales.

En Estados Unidos exploran nichos de crecimiento en lugares como California, Texas, Nueva York y Florida, por lo tanto, no se limitan a un mercado nostálgico.

En ese sentido, Baquero resaltó que no se consideran una marca nostálgica, porque la mayoría de sus consumidores no son guatemaltecos o centroamericanos, incluso, más del 90% de sus clientes no son de la región.

“Una propuesta de valor diferenciadora y superior, se traducirá en éxito”, expresó Baquero.

¿Qué busca Pollo Campero en un franquiciador?

  • Primero, el éxito depende de los franquiciadores para que el modelo funcione, es un modelo ganador, entonces ya se cubrió el primer paso.
  • Pollo Campero busca junto con sus franquiciadores entrar en mercados que tienen potencial.
  • Deben cumplir con todos los requisitos que solicita la marca.
  • Que posean experiencia en la industria, y que hayan operado algún modelo de negocio.
  • Que tenga el capital para crecer relativamente rápido para abrir dos o más restaurantes por año.
  • Que tenga pasión por la marca y proyecten la certeza que la desarrollarán con la misma mística.

Actualmente, en Estados Unidos hay 62 restaurantes propios y 17 son franquicias, sin embargo, al llegar a la segunda fase este porcentaje cambiará.

La fórmula para tener éxito en el extranjero

  • Confianza y pasión en el proyecto y concepto de la marca: El primer error es sentirse amenazados por un gran país o desconocimiento a lo que viene, pero si tiene un concepto ganador hay que echarlo a andar de la misma forma, y lo más importante es no compararse con nadie más.
  • Buscar un enfoque: En un país enorme es fácil desenfocarse y los 80 restaurantes están en más de 15 estados, pero tienen un enfoque en cuatro regiones en las que quieren ser líderes. Es fácil perderse si se quiere acaparar mucho.
  • Inyectar la cultura de la marca: Tanto a los colaboradores como a los clientes, siempre es importante comunicar y transmitir los valores de la marca.
  • Constante monitoreo: Para que las estrategias funcionen, hay que aprender en el proceso, mantenerse cerca del negocio y estudiar cómo va evolucionando.
  • Estudiar a la competencia: Es importante siempre buscar cómo mejorar, aprender de los errores y corregirlos de manera rápida.
  • Crecer con el modelo: Siempre ir de la mano del negocio para entender qué quieren los clientes y cómo poder satisfacerlos.
Paula Ozaeta junto a directivos de Pollo Campero conversaron durante el webinar de Hablemos de Dinero. (Foto Prensa Libre: Captura de Youtube)