¡Qué mal inglés! Guatemala perdió 48 mil empleos por no tener mano de obra bilingüe

Nueve empresas del sector de contact center, que operan en Guatemala movilizaron plazas hacia otros países ante baja competitividad.

Si el Intecap adopta el programa Finishing School de Agexport, se podría capacitar a 15 mil personas al año, quienes podrán ubicarse en una plaza en el sector de call center del país. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)
Si el Intecap adopta el programa Finishing School de Agexport, se podría capacitar a 15 mil personas al año, quienes podrán ubicarse en una plaza en el sector de call center del país. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

Ricardo Martínez es un joven recién graduado y se siente confiado de poder optar a una plaza que ofrece una de las empresas de call center en Guatemala, pero al recibir su resultado se sorprende al conocer que no llena los requisitos para el puesto, por su bajo conocimiento en el idioma inglés, tanto oral como escrito.

Martínez es un ejemplo de cientos que han detectado los reclutadores de personal en el sector, y a pesar de que existen opciones de becas y programas para elevar el nivel de ese idioma, tampoco llenan el 40 por ciento de conocimiento mínimo para aplicar.

Por ejemplo, el programa liderado por el sector de Contact Center & BPO de la Asociación Guatemalteca de Exportadores (Agexport) llamado Finishing School, que prepara a los candidatos para un empleo en la industria en 10 semanas, cerrará el 2020 con cifras alarmantes, de 148 entrevistados para la beca solo un aspirante, pasó el examen.

En opinión de Ninoshka Linde, gerente de Contact Center & BPO de Agexport, este año ha sido uno de los más difíciles para captar talento; y el 10 por ciento de crecimiento que tendrán este año, a pesar de la pandemia, se deberá a que varios trabajadores del sector turístico se trasladaron a la industria, y es personal calificado en el idioma, afirmó.

En cincos años el sector de Contact Center & BPO ha invertido más de Q20 millones en el programa Finishing School, en otro más reciente llamado: Scaling Up to Finishing School, en el que los jóvenes mejoran la gramática y conversación en dos semanas; para luego ganar una beca para “Finishing School”. también en programas enfocados en colegios y ferias de becas para poder apoyar a quienes están interesados en trabajar, “pero lamentablemente, nos hemos topado con una crisis de talento”, expresó Linde.

Redirigen empleos

La gerente del sector dijo que en los últimos tres años nueve empresas tuvieron que mover más de 48 mil empleos, es decir, que abrieron operaciones en países como Honduras, República Dominicana, Colombia, Filipinas, México y Estados Unidos, porque no encontraron en Guatemala el recurso humano necesario.

“Son empresas que cotizan en la bolsa de valores, por lo tanto, si tienen que invertir en otros lugares, así lo harán, y si no tenemos el recurso humano deben buscar otras opciones”, señaló Linde.

Programas de inglés base

El programa más reciente del sector es uno enfocado a colegios, que nació en el 2017 con el objetivo de elevar el nivel de inglés en el último y penúltimo año de diversificado.

En el 2019 se capacitaron 3 mil estudiantes y este año fueron 2 mil 500, la baja se debe a que algunos de los colegios no contaban con educación en línea.

Según proyecciones del programa de llegar a reforzarse y convertirse en una apuesta de nación por cada Q1 mil 500 anuales de inversión por estudiante en sus últimos años de diversificado, en el primer año de trabajo generaría Q18 mil 800 en pago de impuestos, indicó Linde.

“En el sistema educativo hay 32 mil personas que se gradúan al año y si se logra capacitar a esa misma cantidad se reflejaría en más empleos que se quedarían en el país”, destacó la gerente del sector.

Apuesta por el sector

En octubre pasado se presentaron los resultados de la Investigación Estratégica de Desarrollo del País redactado por la firma McKinsey & Company.

Juan Carlos Zapata, director ejecutivo de la Fundación para el Desarrollo de Guatemala (Fundesa) explicó que el estudio reveló los sectores exportadores sobre los cuales Guatemala puede apostar y diversificar bajo competencias actuales y ampliar el horizonte hacia sectores más sofisticados, así como establecer una mínima coordinación para fortalecer la capacidad del país para promover y atraer inversión extranjera directa.

En cuanto a sectores más sofisticados donde el país tiene un gran potencial, se identificaron cuatro, entre ellos, el de servicios a empresas Business Process Outsourcing (BPO), información, tecnología y subcontratación, con un potencial de hasta US$660 mil millones de dólares, según el estudio.

Para lograr el potencial en ese cuarto pilar, se debe tener un impulso más enfocado hacia fortalecer el capital humano y sus capacidades concluyó Zapata.

Intecap analiza programa

Juan Carlos Zapata, director ejecutivo de Fundesa, afirmó que el sector de call center generará mayor crecimiento económico y empleo en los próximos años.

Según algunas cifras del sector, indican que si hoy hubiera 15 mil personas que tuvieran un buen nivel de inglés, serían contratadas en los próximos dos meses, aseguró.

La demanda de personas está creciendo, porque se está instalando un nuevo call center, Teleperformance, y busca crear 10 mil plazas en los próximos seis meses, informó Zapata.

En ese sentido, el Instituto Técnico de Capacitación (Intecap) está pendiente de la decisión de la Junta Directiva para adoptar el programa Finishing School del sector de Contact Center & BPO de Agexport y poder alcanzar a 15 mil personas al año.

“La pandemia deja la lección de que se pueden adoptar mecanismos tecnológicos que permitan llegar a más personas en diversos departamentos, por lo tanto, esta propuesta ayudará a acelerar ese proceso, y esperamos que el Intecap considere importante su participación, debido a que el sector ha comprobado que ya no puede seguir solo en hacer esos esfuerzos por elevar el nivel de inglés”, afirmó el director ejecutivo.

Guatemala entre los más bajos

Según el Índice del Dominio del Inglés de Education First 2020, en el que clasifican a 100 países y regiones por sus habilidades en el idioma, coloca a Guatemala en la posición 64 de 100, es decir, en un nivel de dominio bajo.

Para la organización más de mil millones de personas hablan inglés como primer o segundo idioma, y cientos de millones más como tercero o cuarto. Para empresas en expansión, jóvenes graduados, científicos e investigadores, y turistas internacionales, el dominio del inglés expande horizontes, reduce barreras y acelera el intercambio de información.

El índice demostró que los incentivos para aprender inglés nunca habían sido más grandes. Y aún así, la demanda por el dominio del inglés supera por mucho a la oferta. Los sistemas educativos financiados en respuesta a la primera revolución industrial todavía se tienen que adaptar a las demandas de la cuarta revolución.

El crecimiento de la economía temporal demanda que las personas hagan una transición rápida de las oportunidades en declive a las oportunidades emergentes, refiere el índice de Education First 2020, que analizó los resultados de 2.2 millones de adultos que realizaron sus pruebas de inglés en 2019.