Afluencia de pacientes aumentará en centros de Salud ¿estarán preparados?

Ocho centros de salud ubicados en la metrópoli y sus alrededores tienen la misión de recibir a la población que suele acudir en busca de atención médica a los hospitales Roosevelt y San Juan de Dios por enfermedad común, pero que ahora deberá hacerlo a aquellos por disposición del Ministerio de Salud. ¿Estarán estos puntos preparados para atender a la cantidad de personas que se espera acuda a ellos?

La afluencia a los Centros de Salud y Centros de Atención Permanente comenzará a incrementarse esta semana porque se activará la Red Metropolitana de Salud.  (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)
La afluencia a los Centros de Salud y Centros de Atención Permanente comenzará a incrementarse esta semana porque se activará la Red Metropolitana de Salud. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

Entre 15 y hasta un 50 por ciento esperan los directores de estos centros que se incremente la asistencia de pacientes ahora que el Ministerio de Salud reactivará la Red Metropolitana de Salud.

De acuerdo con el Ministerio de Salud, estos centros han sido fortalecidos con médicos especialistas, máquina de rayos X digitalizada, laboratorio automatizado y medicamentos, pero en un recorrido realizado por Prensa Libre a estos puntos, en algunos hace falta personal profesional, las instalaciones no están en condiciones óptimas para atender a la población y, en otros, el equipo para efectuar los exámenes de laboratorio no están en óptimas condiciones.

Mientras tanto, los usuarios que siguen padeciendo por recibir atención médica esperan que la situación mejore, más cuando se prevé que la demanda por el servicio crezca en los próximos días, ya que las consultas externas de los hospitales Roosevelt y San Juan de Dios recibirán únicamente a pacientes que sean referidos de centros de Salud.

Madrugan para ser atendidos

Gabriela Orellana salió a las cuatro de la mañana de su casa para estar lo más temprano posible en el centro de Salud de la zona 11. Aun así, le dieron el número cinco, pero eso le garantiza ser de las primeras personas en pasar a consulta. Esta vez lleva a su bebé para que la vacunen.

No es la única que debe madrugar por atención médica. La joven madre es una de las más de 150 personas que diariamente acuden a esa clínica. Pero, con el paso de los días, esa cifra aumentará, en tanto quienes viven en el área metropolitana se acostumbren a buscar atención médica en los esos centros en lugar de acudir a los hospitales Roosevelt y San Juan de Dios.

La espera para ser atendidos en los centros de salud muchas veces se extiende hasta el mediodía, pues la cantidad de personas que buscan el servicio es grande. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

 

“Esperamos que la gente se quite ese concepto de que el hospital es el mejor lugar a donde pueden acudir; eso es cierto para casos complicados, pero hay muchos que son de consulta externa y que podemos atender nosotros como un centro de salud fortalecido”, dijo el médico Leonel Palomino, director de ese centro de Salud, el cual forma parte de la red, que tiene como fin evitar la saturación en los servicios de emergencias y en la consulta externa de ambos nosocomios.

En total son ocho centros los que se suman a esta medida y están ubicados en la metrópoli y municipios cercanos.

Centros que son parte de la red

Los centros de referencia para el Hospital Roosevelt son:
Centro de Salud Zona 11 (5ª. avenida, 11-40 zona 11, colonia El Progreso)
Clínica Periférica Primero de Julio (5ª. avenida E, 13-76 zona 5 de Mixco, colonia Primero de Julio)
Centro de Atención Permanente Villa Canales (2ª. avenida 2-65 zona 1, Villa Canales)
Centro de Atención Permanente Fraijanes (3ª. avenida 6-34 zona 4, Fraijanes)

Los centros de referencia para el Hospital San Juan de Dios son:
Centro de salud zona 1 (10 avenida 14-01)
Clínica Periférica El Paraíso (11 calle 25 avenida, Paraíso I, zona 18)
Clínica Periférica El Amparo (38 calle 31-89, colonia El Amparo II)
Centro de Atención Permanente Palencia (2a. calle 31-43 zona urbana cantón Agua Tibia, Palencia).


Rosenda Marroquín vive en en la zona 18, la clínica periférica El Paraíso es el centro que le queda más cerca para ser tratada de diabetes. Madrugó para estar a las 4.30 horas en el lugar y lograr un número, que comienzan a repartir a las seis de la mañana. Si no obtienen uno, dice, tienen que acudir al otro día y llegar más temprano. Aunque los directores de los centros aseguran que esos números son para llevar un control de los pacientes y no para limitar el servicio.

En el resto de clínicas la situación es la misma: salir de casa antes de que el sol se asome y lograr un espacio en la fila para pasar a consulta. Cuando la afluencia de gente se incremente, habrá que levantarse más temprano, se quejan los pacientes.

Mientras aguardan a que se abran las puertas de los centros, los usuarios deben hacer fila en la calle. No solo se exponen a las inclemencias del tiempo sino también a la delincuencia. Por ello, un punto que el médico Arturo Lemus Bojorquez menciona, y al que debe ponerse atención ahora que se implementa la Red Metropolitana de Salud, es la seguridad en los alrededores de los centros, principalmente en el que tiene a su cargo en el Paraíso I, zona 18, considerada como un área roja.

El tiempo de espera para ser atendidos puede llevar hasta el filo del mediodía, y no hay bancas suficientes para sentarse. En algunos centros los asientos no son tan cómodos, pero en la mayoría son de madera, están quebrados o les faltan tablas. Si surge la necesidad de ir al baño, la situación se complica, pues los servicios sanitarios están deteriorados y son insuficientes para la cantidad de personas.


En algunos centros, los pocos asientos donde los pacientes deben esperar su turno están deteriorados. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

 

“Se tardan en atendernos porque hay mucha gente”, dice Cindy Paola Ruiz, que vive en el kilómetro 22.5 carretera a El Salvador y acostumbra ir al Centro de Atención Permanente en Fraijanes.  Lo mismo afirma Mercy Ramírez, que tiene cinco meses de embarazo y acude a chequeos al Centro de Atención Permanente en Villa Canales: “El hecho de que no paguemos, no quiere decir que no recibamos un servicio adecuado”.

Mucha paciencia

“Lo que le pedimos a la población es paciencia”, dice la médica Consuelo Nicté Pérez Sandoval, directora de la Clínica Periférica Primero de Julio, en la zona 5 de Mixco, que por ahora atiende a no menos 500 personas al día provenientes del municipio y áreas aledañas. Allí hay servicio las 24 horas, al igual que en los Centros de Atención Permanente.

La profesional indica que están prestos a atender a la población “de acuerdo a nuestra capacidad de resolución” y que cada médico puede recibir de tres a cuatro pacientes por hora.

“Capacidad para atender a la demás gente que venga, en teoría sí la tenemos porque se nos está fortaleciendo con personal”, refiere la médica Álida Tzub, directora del Centro de Salud El Amparo, donde el trabajo en la consulta externa comienza a las siete de la mañana y termina a las tres y media de la tarde, horario en el que se evalúa a unas 400 personas. Mientras que en la emergencia se recibe a otras 200.

Los centros de salud fortalecidos cuentan con pediatra dentro del servicio que se presta a la población. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)
Erick Avila. 25/02/2019

 

Médico internista, pediatra, ginecólogo y traumatólogo, son los especialistas que debe haber en estos centros de salud fortalecidos, además de médicos generales. También cuentan con psicología, trabajo social y odontología. Los ubicados en la metrópoli los tienen, con excepción del que se localiza en El Amparo II que está pendiente de contratar a un traumatólogo.

 

En las Clínicas Periféricas y en los Centros de Atención Permanente se da servicio las 24 horas. (Foto Prensa Libre: Ana Lucía Ola)

 

Los ocho centros de la red fueron equipados con laboratorio semiautomatizado, pero no en todos funcionan, pues pacientes de Fraijanes y Palencia mencionaron que hematologías y exámenes de triglicelidos, glucosa y colesterol han tenido que hacerlas en laboratorios privados. En la metrópoli solo los centros El Amparo, Primero de Julio y El Paraíso cuentan con servicio de rayos X digitalizado, lo que permite que el diagnóstico sea más certero.

El servicio de rayos X digitalizado permite realizar el diagnóstico con mayor precisión y en menor tiempo. (Foto Prensa Libre: Ana Lucía Ola)

 

“Tal vez antes muchos centros no estaban fortalecidos, pero a raíz de descongestionar un poco las consultas externas de los hospitales se crearon centros como estos con especialistas, y una persona que necesita controlarse la diabetes, por ejemplo, ya no tiene que ir al hospital, acá lo podemos monitorear. Además, tenemos medicina para tratar enfermedades comunes, para lo que no tenemos es para la gente que se pone grave”, refirió Palomino.

Directores de los centros de salud refieren que están abastecidos de medicamento en un 80%. (Foto Prensa Libre: Ana Lucía Ola)

 

Los directores mencionan que el abastecimiento de medicamento está arriba del 80% y que las medicinas de entregan a los pacientes sin que paguen un centavo, aunque pacientes han señalado que en ocasiones salen únicamente con la receta. Lo que no hace falta son las dosis de vacunas que están dentro del esquema de inmunización del Ministerio de Salud, y es uno de los servicios más solicitados.

Inmunización es uno de los servicios que más demandan en los centros de salud. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila)

 

Aunque hay espacios que fueron construidos conforme las necesidades de un centro de salud, hay otros que no cumplen con esos requerimientos y son un laberinto y la ventilación no es la adecuada. Las paredes están deterioradas, hay espacios con divisiones improvisadas, la iluminación no es la ideal. Un claro ejemplo de ello es el Centro de Atención Permanente de Palencia, donde los usuarios comentan que médicos y el resto del personal ha tenido que poner dinero de su bolsillo para hacer algunas divisiones de madera, comprar cortinas, ropa de cama y batas para los pacientes; incluso, colaboran en la compra de reactivos para hacer los exámenes de laboratorio.

En el centro de salud de Palencia se ha tenido que colocar divisiones de madera, que ya están deterioradas. (Foto Prensa Libre: Ana Lucía Ola)
En algunos centros las sillas de ruedas se han tenido que improvisar utilizando sillas plásticas. (Foto Prensa Libre: Ana Lucía Ola)

Contenido relacionado

>Así esperan reformar el Sistema de Salud en el país

> Agilizarán ingreso de medicamentos al país para abaratar precios

> Diez años después, edificio de salud no es aprovechado en su totalidad

0