La sanción a un médico del Roosevelt por no atender a una niña

La menor fue herida de bala en un ataque en Mixco, al llegar a la emergencia del centro asistencial, un médico residente se negó a darle atención.

El Hospital Roosevelt es un centro de referencia para toda el área metropolitana y el occidente del país. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
El Hospital Roosevelt es un centro de referencia para toda el área metropolitana y el occidente del país. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

El Ministerio de Salud tomó drásticas acciones por la negación de atención hospitalaria de un médico residente del Hospital Roosevelt.

El caso surge de un ataque armado ocurrido la noche del viernes último en la zona 1 de Mixco, La Comunidad, donde sujetos en una motocicleta dispararon contra tres hombres que estaban en una abarrotería.

En el lugar también estaba una mujer y sus dos hijas, la más pequeña, 4 años, fue herida durante el tiroteo. La familia no esperó a los bomberos y en su propio vehículo la llevaron al centro asistencial.

Al llegar, la madre la tomó en brazos e ingresó a la emergencia, un médico residente la vio y le preguntó la procedencia, después le pide que espere en una banca.

Una persona le dice a la mujer que vaya a la pediatría para que la atiendan, por lo que se levanta con la niña herida y empieza a caminar. Bomberos Voluntarios que estaban en el lugar la asistieron y trasladaron de inmediato.

La sanción

El ministro de Salud, Carlos Soto, explicó que el residente se negó a atender a la menor. “El punto es que no importa si son adultos o niños, la menor iba herida de bala”, dijo Soto.

Según el ministro, no es justificación que haya estado en la emergencia de adultos y no en la pediatría, el deber del médico era darle asistencia.

“Afortunadamente la menor salió estable de su operación, la actitud del médico fue mala, pésima. Me comuniqué con el director del Roosevelt y le dije que tenía una sanción”, explicó el ministro.
https://twitter.com/cardiosoto/status/982596843921125376

La sanción consiste en la destitución y que no pueda entrar a realizar ningún postgrado en los hospitales nacionales.

“La falta es grave y esto queda como un precedente de si vuelve a ocurrir, para que la gente sepa que va pasar. No estoy dispuesto en lo absoluto a que no atiendan a la población”, afirmó.