Gustavo Alejos y la prisión domiciliar que aún no puede gozar

El juez de Mayor Riesgo B, Miguel Ángel Gálvez, autorizó prisión provisional al empresario Gustavo Alejos, por padecer una de las enfermedades más comunes en Guatemala.

Gustavo Alejos es ingresado a la carceleta de Tribunales, el día de su captura. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Gustavo Alejos es ingresado a la carceleta de Tribunales, el día de su captura. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Padecer hipertensión, una de las enfermedades que afecta a 2.9 millones de personas en Guatemala (según estimaciones del Ministerio de Salud), fue el argumentó por el cual la defensa de Gustavo Alejos solicitó el pasado 8 de noviembre una medida sustitutiva para el empresario.


El titular del Juzgado de Mayor Riesgo B, Miguel Ángel Gálvez, le concedió hoy el beneficio de arresto domiciliar. En ese juzgado enfrenta un proceso por delito de financiamiento electoral ilícito, en el caso Cooptación del Estado.

Gálvez argumentó que el delito por el que estaría implicado, puede gozar de medida sustitutiva y no existe peligro de fuga.

¿Por qué seguirá en prisión?

Pese a que Alejos ha logrado obtener dos beneplácitos de los juzgadores, para que abandone la prisión y goce de medida sustitutiva, el empresario seguirá en la cárcel de Mariscal Zavala.

Alejos enfrenta otro proceso por el caso Negociantes de la Salud, en el que anteriormente había apelado una medida sustitutiva, que le fue otorgada.

Gustavo Alejos durante una de las audiencias del caso Cooptación del Estado. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

La primera autorización de prisión domiciliar, no se ha ejecutado, porque la Sala Tercera de la Corte de Apelaciones la otorgó, pero debe ser ejecutada por Adrián Rodríguez, juez Séptimo de Primera Instancia Penal, quien aún no programa la audiencia para hacerla efectiva.

Por esos motivos, Alejos aún no puede gozar de los beneficios obtenidos, será hasta que el juez Rodríguez lo decida, cuando Alejos vuelva a su casa, con la obligación de presentarse mensualmente al Ministerio Público, dentro de los primeros cinco días del mes, para dar fe de su permanencia en el país.

No los benefició

Durante la audiencia de hoy, Fernando Peña, exdirectivo del Banco de Desarrollo Rural, y el empresario Carlos Gabriel Guerra Villeda, también pidieron al juez Gálvez que los beneficiara con medidas sustitutivas, pero el juez rechazó la petición.

A Peña le autorizó permanecer durante un mes en un sanatorio, sin custodia del Sistema Penitenciario, para someterse a una cirugía y que pueda pasar el tiempo de recuperación, posteriormente volverá a considerar la medida solicitada.