Comité del Congreso de EE. UU. recuerda la muerte de Jakelin Caal a un año de la tragedia y envía mensaje a Trump

La niña guatemalteca murió por una infección bacteriana el 8 de diciembre del 2018, mientras se encontraba bajo custodia de autoridades fronterizas en EE. UU.

Jakelin Caal fue sepultada en San Antonio Secortez, Alta Verapaz. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Jakelin Caal fue sepultada en San Antonio Secortez, Alta Verapaz. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Tenía 7 años cuando se convirtió en el rostro de la niñez migrante de Guatemala y a un año de su muerte, el comité legislativo hispano del Congreso de EE. UU., Hispanic Caucus, recuerda la muerte de Jakelin Caal.

A través de un mensaje en su cuenta de Twitter, el comité señala que “era una niña pequeña, cuando la negligencia de nuestro gobierno la mató”.

Esta entidad está integrada por más de 30 integrantes del Partido Demócrata que tienen ascendencia hispana y están en el Congreso y su función es asesorar y dar voz en el proceso legislativo a temas que afectan a hispanos y latinos en EE. UU. y Puerto Rico.

En el mensaje, los congresistas pidieron justicia por Jakelin y pidieron al gobierno de Donald Trump rendir cuentas por la muerte de la niña guatemalteca.

Lea también: “Estamos muy agradecidos, de corazón”: familia de Jakelin Caal recibe donaciones de audiencia de Prensa Libre y Guatevisión

El tweet fue compartido y comentado por varios congresistas de EE. UU. entre ellas la de origen guatemalteco, Norma Torres.

Además, se abogó por que las autoridades de aquel país protejan la dignidad y la seguridad de los niños migrantes y sus familias.

Luego de la muerte de Jakelin y de Felipe Gómez, otro niño guatemalteco que murió también bajo custodia de autoridades de migración de EE. UU., la Organización de las Naciones Unidas pidió al gobierno norteamericano “garantías de que se toman medidas para evitar que se repitan estos trágicos casos”.

Lea también: Felipe Gómez, el segundo niño migrante que falleció en Estados Unidos, descansa en paz

La Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos destacó que los casos son complicados “los niños estaban enfermos y recibieron atención médica, pero hay interrogantes acerca de si se suministró a tiempo y si era adecuada”, dijo Ravina Shamdasani, vocera.

Lo que quedó claro con estas muertes, según esa oficina de la ONU son “las terribles condiciones que sufren los migrantes, afrontando dificultades tanto en su huida de sus países de origen como en el limbo en el que están durante su tránsito, sin saber qué les va a ocurrir”.

Contenido relacionado

Muerte de niños migrantes guatemaltecos: comisión del Congreso de EE. UU. hará audiencias

Muerte de Jakelin Caal: una fuerte infección bacteriana causó el deceso de la niña migrante

Trump culpa a los demócratas de muertes de Jakelin Caal y Felipe Gómez