EE. UU. devolverá a México a solicitantes de asilo

El departamento de Estado de EE. UU. emitió un comunicado en el cual da a conocer que las personas que lleguen de manera irregular a ese país procedentes de México y soliciten asilo serán enviadas de vuelta a este país en lo que dura el trámite legal y se resuelven sus casos.

Migrantes intentan ingresar a EE. UU. por la frontera de Tijuana-San Diego. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Migrantes intentan ingresar a EE. UU. por la frontera de Tijuana-San Diego. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

La Embajada de EE. UU. en Guatemala envió un comunicado con declaraciones del secretario de Estado, Mike Pompeo, quien afirma que la medida se adopta al invocar la sección 235 de la Ley de Inmigración y Nacionalidad. Agrega que esta comenzará a regir “inmediatamente”.


La nueva ofensiva contra la migración ilegal del gobierno de Donald Trump podría tener un fuerte impacto en la migración de guatemaltecos, principalmente de las familias o unidades familiares que, al viajar con al menos un menor de edad, se entregan a la Patrulla Fronteriza, solicitan asilo y permanecen en aquel país en lo que tardan los trámites.

Tan solo en el año fiscal 2018 que finalizó el 30 de septiembre pasado, 103 mil 509 unidades familiares centroamericanas fueron detenidas en la frontera sur del país, de las cuales 50 mil 401 son guatemaltecas.

Como unidad familiar, la Patrulla Fronteriza de EE. UU. clasifica a aquella persona; padre, madre o ambos, que lleguen a su territorio con uno o más hijos.

Lea también: Migrantes dan ultimátum a Trump, o los dejan entrar a EE. UU. o les da US$50 mil a cada uno

De acuerdo con el secretario Pompeo, el gobierno de México garantizó que protegerá los derechos humanos de los migrantes y les otorgará visas humanitarias para que puedan permanecer en territorio mexicano, en donde podrán buscar trabajo y tener otras protecciones mientras esperan que finalicen sus trámites de asilo en EE. UU.

La secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, también dio declaraciones en ese sentido y aseguró que con la medida se devolverá a México a aquellas personas que ingresen a EE. UU. y soliciten asilo. Estos migrantes, aseguró, “ya no serán liberadas en nuestro país, donde a menudo desaparecen antes de que un tribunal pueda determinar los méritos de su solicitud”.

Cientos de centroamericanos permanecen en Tijuana a la espera que EE. UU. les proporcione asilo. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Ya en México, los solicitantes de asilo recibirán una notificación de las autoridades acerca de cuándo deben presentarse a sus audiencias judiciales para tratar sus solicitudes de asilo.

Lea también: Trump afirma que el Ejército construirá el muro si demócratas se oponen

Mientras Pompeo calificó la medida de “histórica”, Nielsen afirmó que se trata de una acción humanitaria para priorizar los reclamos de asilo de los centroamericanos que huyen de sus países.

La cadena CNN publicó declaraciones de Nielsen durante una citación con el Comité Judicial del Congreso en donde prometió que la medida de “catch and release” (captura y liberación) se cambiará por la de “catch and return”, (captura y devolución).

Práctica usual

El abogado experto en temas migratorios, Pedro Pablo Solares, expuso que en la actualidad la mayoría de los migrantes que viajan con un menor de edad al llegar a la frontera se entregan, por lo cual la medida sí impactará en ese tipo de migración, no solo con una posible disminución, sino que ahora los migrantes con niños podrían adoptar rutas mucho más peligrosas.

Miles de migrantes viajan con menores de edad e intentan obtener asilo de parte de EE. UU. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

“Esta medida podría disminuir el deseo de las pesonas de seguir con esa practica de llevar niños y solicitar asilo en la frontera o podría obligarlos a tratar de cruzar el desierto y llegar a sus destinos finales sin haberse puesto en protección de la Patrulla Fronteriza”, precisó Solares.

Lea también: Migrantes guatemaltecas que saltaron muro en Arizona se retorcían del dolor, dicen testigos

El pasado 6 de diciembre la niña Jakelin Caal murió mientras estaba en custodia de la Patrulla Fronteriza. Aunque las responsabilidades no se han deducido, es un hecho que la pequeña murió debido a que permaneció mucho tiempo con su padre y un grupo de más de cien migrantes en el desierto de Nuevo México, sin agua ni comida.

“La medida pondría en mayor riesgo a los migrantes que estarían cruzando el desierto en condiciones muy peligrosas y que no tengan alternativa de quedarse en sus lugares de origen por las causas que originaron su salida”, añadió el experto.

Podría ser impugnada

Consultada Judy Schwank, abogada estadounidense de casos de migración, consideró que la nueva disposición de Trump será impugnada en las cortes judiciales. 

“Se solicitará una orden judicial y, como tantas otras reglas locas de Trump, perderá. Mientras tanto, sin embargo, puede tener algunas consecuencias graves para los solicitantes de asilo”, subrayó Schwank.

Mientras tanto, la Asociación Americana de Abogados de Inmigración (Aila, en inglés) calificó la medida de “cruel”, y dudó de la legalidad de esta.

“Esta política inhumana y probablemente ilegal prácticamente garantiza que no se otorgarán protecciones de debido proceso a las familias e individuos perseguidos”, subrayó la agrupación de abogados en un comunicado.

El director ejecutivo de Aila, Benjamin Johnson, afirmó que en vez de la medida “inhuman”, el gobierno de Trump debe fortalecer los programas regionales de reasentamiento de refugiados, aumentar la ayuda extranjera a Centroamérica y apoyar las iniciativas contra la corrupción.

Agregó que, aunque el DHS (Departamento de Seguridad Interna) afirma que los solicitantes de asilo que permanezcan en México tendrán acceso a abogados de inmigración, no se aclara ni explica cómo se facilitará ese acceso.

Contenido relacionado

> Patrulla Fronteriza no asistió adecuadamente a Jakelin Caal, aseguran abogados
> Plan de EE. UU. para frenar migración se vuelva a México
> Inversiones de EE. UU. y México complementarán Plan Alianza para la Prosperidad