Embajador de EE. UU. llama “idiotas” a diputados que cabildean en su contra

En una reunión con periodistas el embajador de EE. UU. en Guatemala, Todd Robinson, descalificó las acciones emprendidas por cuatro diputados quienes contrataron a una firma de ese país para cabildear en su contra ante el gobierno estadounidense.

El Embajador Robinson y la Ministra Consejera, Charisse Phillips, en la reunión con periodistas. (Foto Prensa Libre: tomada de @usembassyguate)
El Embajador Robinson y la Ministra Consejera, Charisse Phillips, en la reunión con periodistas. (Foto Prensa Libre: tomada de @usembassyguate)

Robinson lamentó que el dinero que el país podría utilizar para atención alimentaria, evitar deslaves como el ocurrido en San Pedro Soloma, Huehuetenango, o invertir en acondicionar escuelas, se pierda en campañas de cabildeo que buscarían su salida.

“Hay cuatro idiotas en el Congreso. He trabajado de cerca con muchos de los congresistas, pero hay algunos por los que no tengo ningún   respeto, ni como  congresistas, ni como autoridades de este país”, refirió el diplomático.

El embajador descalificó de esa manera las acciones emprendidas por cuatro diputados quienes contrataron para ese fin a Barnes & Thornburg, firma que dijo desconocer.

Diputados Julio Lainfiesta, Fernando Linares, Óscar Quintanilla y Jaime Regalado.

El contrato con Barnes & Thornburg fue suscrito  por los diputados Fernando Linares Beltranea, de Partido de Avanzada Nacional (PAN); Jaime Regalado, del Movimiento Reformador (MR); Óscar Quintanilla, de Alianza Ciudadana (AC); y Julio Lainfiesta, de la Unión del Cambio Nacional (UCN).

El congresista Linares aceptó  haber buscado inversionistas privados  para pagar el cabildeo. “No tengo ese dinero y mantengo en secreto profesional no revelar los nombres de quienes lo pagaron”, dijo el congresista.


El contrato asciende a US$80 mil mensuales (Q586 mil 400 mensuales) y vence en marzo del 2018.

Apoyo de EE. UU.

En la reunión con periodistas, Robinson también hizo un balance de la reunión que sostuvieron en Miami, Florida, la semana pasada los presidentes del Triángulo Norte con autoridades estadounidenses. Afirmó que fue positiva y sustantiva y que representó la oportunidad para  pedir más acciones al Gobierno de Guatemala y al sector privado.

El embajador aseguró que el secretario de Seguridad Nacional de EE.UU., John Kelly; el jefe de la diplomacia estadounidense, Rex Tillerson, y el vicepresidente Mike Pence, dejaron claro que EE. UU. continuará su apoyo al país  bajo el programa que se ejecuta y en el que se pide mayor transparencia, apoyo a las instituciones de Gobierno, sector empresarial y a los guatemaltecos.

Aseguró que la prioridad del  Gobierno de Donald Trump es la seguridad por lo que apoyarán programas para evitar la migración.

Lamenta ausencia

En relación a que la Fiscal General Thelma Aldana no acudió a dicha reunión, reiteró que su Gobierno envió la invitación; pero es la administración local la que decide quienes acuden, pero lamentó su ausencia.



La ausencia de Aldana fue hecha pública por ella misma cuando en una rueda de prensa lamentó no haber participado en la reunión con autoridades de Honduras, El Salvador y Estados Unidos. Dicha ausencia ha evidenciado el distanciamiento entre la fiscal y el mandatario Morales, quien incluso dijo que fueron los estadounidenses quienes no invitaron a Aldana.

Robinson también reiteró el apoyo a la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) al comisionado Iván Velásquez.