En imágenes: Usuarios reportaron zonas de EE. UU. con un cielo “verde fluorescente” y esto explican los expertos

Varias personas expresaron asombro en redes sociales ante el color “verde fosforescente” que tuvo el cielo en zonas de Estados Unidos como Dakota del Sur, Illinois y Minnesota.

Publicado el
Cielo Verde
Varias zonas de Estados Unidos tuvieron el 5 de julio el cielo de un color "verde fosforescente" y los expertos lo adjudicaron a un fenómeno derivado de las tormentas eléctricas. (Foto: Twitter/@jkarmill)

Miles de personas presenciaron el pasado 5 de julio cómo algunas zonas de Estados Unidos tenían el cielo de un color “verde fluorescente”.

El inusual evento quedó registrado en varias fotos que se publicaron  en las redes sociales, con comentarios expresando asombro ante el color poco común que tuvo el cielo.

Los expertos en meteorología relacionaron el color del cielo con un fenómeno climatológico llamado “derecho”.

El derecho consiste en un complejo de tormentas eléctricas en expansión, que son capaces de viajar cientos de millas y cubrir varios estados con el impacto equivalente a un tornado de 160 kilómetros de ancho.

Las zonas de Estados Unidos que se encontraban en el derecho fueron Dakota del Sur, Iowa, Nebraska, Minnesota e Illinois.

Otra de las características del derecho del 5 de julio son las fuertes corrientes de viento. En Huron los vientos llegaron a 150 km/h, en Agar fueron de 146 km/h y en Miner de 160 km/h.

En otros lugares como el condado de Dewey los vientos eran de 135 km/h acompañados de granizo que, en palabras de los ciudadanos, tenía las bolas de hielo del tamaño de una pelota de beisbol. 

Estas corrientes provocaron daños en diferentes zonas de EE.UU., como vidrios rotos, líneas eléctricas derribadas, cobertizos destruidos y árboles que cayeron sobre casas y vehículos.

La Sociedad Meteorológica Estadounidense informó que, para que una tormenta eléctrica sea considerada un “derecho” debe provocar daños de forma continua en un radio de al menos 640 kilómetros y un ancho de 95 kilómetros o más.

También indicaron que el “derecho” se provocó por un domo de calor de alta presión que se ancló en el valle de Mississippi, que estaba rodeado por otras tormentas denominadas “corredores de crestas”.

Los científicos explicaron que un domo de calor es una zona en donde hay un fuerte contraste de temperatura de norte a sur, con mucha energía eólica en el aire.

También señalaron que el cambio climático derivado de las acciones del ser humano pudieron intensificar el derecho del 5 de julio.